Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Carta a mi preciosa hija,

Tu nombre me sabe a mar y a tierra y, por eso, cuando después de casi ocho meses decidimos por fin que así te llamarías sentí una felicidad inmensa de llevarte en mi barriga y saber que tú llegada ha sido la sensación más maravillosa y para la que menos palabras he tenido en la vida.

Sí, así es, nos dejaste en silencio desde el primer día que supimos que llegarías a nuestras vidas. Recuerdo que llevábamos meses hablando de ti y anhelándote y, sin embargo, no esperábamos que la sensación de que estuvieras tan pronto con nosotros nos inundaría de miles de emociones y de cambios. Hoy que han pasado ocho meses, y estamos a casi a uno de tu llegada, te agradezco que nos hayas enseñado a vivir cada día como el ahora, que es lo único necesario, a tomar una decisión a la vez y a agradecer por cada cosa, por simple, pequeña o inesperada que sea.

El proceso de nuestra espera por ti comenzó a revelarnos todos los miedos y emociones encubiertas en el fondo del corazón. Uno no espera que un hijo llegue a revelarle todo: lo bueno y lo malo. A enseñarle a no anticiparse y a que debe respirar cada minuto con ganas y determinismo para ganarle a la incertidumbre. Es sin duda el momento con más miedos y, a la vez, el más bello del mundo.

Eres, desde la barriga, un ser tan lleno de luz y magia, que es imposible describir la sensación de tenerte. Para resumirte lo que ha sido este tiempo en que llegaste a revolcar nuestro mundo, puedo decir que desde ya te considero una viajera y una aventurera innata. En las primeras semanas ya montabas en parapente (cuando tus papás no sabían que ya estabas aquí), hiciste un vuelo trasatlántico a Colombia (donde nos enteramos de tu llegada) luego volviste al otro lado del mundo, me acompañaste en cada larga clase de literatura (con la espalda y la cabeza cansadas, pero con amor por lo que me apasiona), en ese duro mes de amenaza en el que no nos podíamos ni parar de la cama para evitar perderte: te aferraste a mí como la guerrera que ya sé que eres, vimos maravillas juntas de la antigüedad en Grecia y, finalmente, volvimos a Colombia con la ilusión de llegar a nuestra ciudad, Ibagué, con muchas ansias del calorcito y de la gente con la que uno se crío, pero también con otro cambio inesperado de la mano del zika. Así nuestra decisión fue quedarnos en la fría capital y abordar de nuevo que la vida es linda donde se presente, encontrar lo bueno y sonreír de que tu llegada es más importante que las expectativas que a veces tenemos en nuestras limitadas mentes humanas.

Gracias Martina, la niña del mar y de la tierra, por traernos paz, enseñarnos del amor y de la vida como un cambio constante y real y también por mostrarnos que debemos amarnos tal y como somos, sin mentiras o máscaras. Solo con el hecho de que tú nos escogieras como padres no puede haber una sensación más intensa de felicidad y armonía con el mundo.

Si hay una lección que aprender es que el cambio es la vida.

@JuanaRestrepo87

(Visited 2.997 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Soy comunicadora social y periodista de la Pontificia Universidad Javeriana y magíster en Escritura Creativa y en Estudios Literarios de la Universidad Complutense de Madrid. Fui jefe de redacción de la revista digital Bacánika y editora de tendencias en el portal Kienyke. Mi último proyecto literario fue la novela 'Elisa'. Mamá de Martina, amante de los gatos, y escritora de cuentos para poder respirar, a veces pienso que Cher pronosticó mi vida.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

3

Algunos quizás vieron hace unos años (más exactamente en 2009) aquella película llamada "He's(...)

1 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar