Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Seguir @jclemus

Por los trinos de la señora Maria Fernanda Cabal, cualquiera puede deducir que ella le reclama al difunto en boga la falta de correspondencia que este habría tenido él entre la ideología que predicaba y su caudal. Y en su más afamado escrito, un tuit, doña María Fernanda le desea el infierno a un ateo declarado. Luego, en sus disculpas (?), menciona valores, habla de libertad de expresión, de principios democráticos, de la verdad. Su dialéctica no la encuentro coherente.

En una economía basada en los principios económicos que profesa la derecha —así en Colombia vergonzantemente se hagan llamar Puro Centro Democrático—, en donde a los más ricos se les rebajan los impuestos; ¿será que Cabal cree que dicho privilegio se da para que los millonarios, distribuyan equitativamente ese dinero o, como mentan otros, pongan los acueductos de donde nacieron? Si no entiendo mal, es un logro de este sistema, al que la representante defiende e impulsa, que una persona de las periferias logre destacarse tanto hasta llegar a tener una mansión. ¿No es acaso ese el gran sueño americano? Que el infierno no exista para un gentil no es óbice para que mandarlo allá no sea una canallada, sobre todo tomando en cuenta la intencionalidad que dicho expresión de dicho deseo puede tener en una persona con la orientación religiosa de la Señora Cabal.

Y cierto es que todos tenemos el privilegio de usar libertad de expresión y de esperar que no se nos satanice cuando lo hacemos. Como parece ser que Cabal lo hace con los demás y deja constancia pública en sus trinos. Quisiera dar por sentado que la libertad de expresión va en las dos vías, que ese derecho de poder decir lo que se me pase por la cabeza, así sea la de ella, no es exclusivo de las personas que creen tener la verdad consigo. A los valores que son sinónimos de su apellido, ella los abandonó. Y uno que se le echa mucho de menos en sus trinos es la templanza, ese que nos ayuda a contenernos, a dominarnos. Ése que como decía Aristóteles, es el justo medio entre el libertinaje y la insensibilidad.

Le atribuyen a Marc Twain la frase: «el paraíso lo prefiero por el clima; el infierno por la compañía». Así que, desde esa perspectiva, estoy de acuerdo con la representante y yo también quiero ir allá cuando La Flaca pase por mí. No me podría imaginar una eternidad con la bella Maria Fernanda en un ágape organizado por el padre Marianito; o encontrarme inmerso en una deliciosa charla con Alvarito y Andrés Felipe. Eso sí sería un anillo del averno que ni Dante pudo haber imaginado peor. Además porque esperaría haber vivido una vida llena de faltas, de pecados que me haya permitido dominar algunos y la inteligencia para saber llevar los otros. Una vida que intente ser coherente, que valga la pena Vivir para contarla más allá de un tuit.

Ve, ¿tiene sentido Pixies hoy con Indie Cindy?

Seguir @jclemus

Licencia Creative Commons
De mí, solo lo que lees por Juan Carlos LEMUS POLANIA se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.

(Visited 76 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

La curiosidad me llevó a probar y a seguir probando. Ella trajo al cine, la música, los libros, la filosofía y la voluptuosidad. Así fue como de ingeniero electrónico llegué escribir y trato de no perder la elegancia en ello. Mi principal derecho: contradecirme.

Más posts de este Blog

  • Opinión

    Tetas y posmujeres

    Fue hace apenas poco más de veinte años cuando me enteré que había que regalarle una rosa a la(...)

  • Entretenimiento

    Arte y política

    En menos de dos semanas, y en diferentes capitales de Occidente, han ocurrido eventos significativos dentro del ambiente cinematográfico.(...)

  • Mundo

    Organicémonos

    La primera semana del nuevo presidente de EUA ha dejado clara la verdad que hay en la frase: “Es(...)

  • Mundo

    El Baile

    En un tiempo de engaño universal, decir la verdad es un acto revolucionario. George Orwell   Algunos de los(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

La primera temporada de su segunda etapa deja un título de(...)

2

Los grandes éxitos siempre vuelven a la pantalla con la misma(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar