Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Teólogo Fabián Salazar Guerrero, director de la Fundación para el diálogo y la cooperación interreligiosa. INTERFE

Queridas y queridos lectores del blog diálogos espirituales, esta semana me permitiré unas notas anecdóticas inspiradas en mi visita a la casa de la abuela, donde son inevitables los recuerdos de otras épocas, que seguro algunos, en sus propias historias, compartirán conmigo.

 

Comimos tierra….

En nuestra infancia jugando con mi hermana, con mis primos y amigos en el jardín  y en la huerta. Creo que nos untamos, nos revolcamos, nos divertimos, comimos tierra y jugamos con mucho barro.

Ahora a los niños se los educa muy “limpios” se les impide tocar y sentir la tierra, se los cubre de cremas y de lociones antisépticas y antibacteriales. ¿Cómo aprenderán a disfrutar? ¿De dónde sacarán defensas? ¿De dónde tendrán cariño por la tierra? ¿Cómo aprenderán a valorar lo básico? ¿De dónde recordaremos lo que somos?

Hoy, algunas terapias antiestrés recomiendan caminar descalzo por la tierra, el sembrar y estar rodeados por plantas, tal vez porque muchos de los que viven en las selvas de cemento viven desconectados. Además, en humildad, es necesario volver a recordar que estamos “hechos de barro” y algún día volveremos a ser tierra.

Unos de mis olores preferidos es el olor a tierra negra mojada… creo que es un recuerdo ancestral y una nostalgia de regreso a nuestras raíces campesinas. ¿Les pasa lo mismo?

 

Dicha sobre ruedas…

De los primeros recuerdos que tengo presente con más claridad es el de verme en la silla de una monareta (dícese de una bicicleta marca Monark), mirando hacia atrás y con una varilla curvada que se me incrustaban en la mejillas mientras algunos de mis tíos me llevaba por las polvorientas calles de mi ciudad natal (y alrededores) a visitar a sus novias. En cada estación (y eran muchas) recibía dulces y halagos. Disfrutaba muchos esas travesías sin casco, sin rodilleras y sin ningún tipo de protección salvo el cuidado atento de mis tíos para sortear los obstáculos del camino, incluyendo las desinfladas de llantas.

De igual manera en otra época viene a mi memoria la imagen de un viejo y destartalado triciclo naranja con el que disfrutábamos mucho dando vueltas en el patio, transportando todo lo que alcanzara, haciendo maromas y subiéndonos tantos primos como pudiéramos (parecíamos circo chino). Y de seguro en sus casas tuvieron un triciclo o ‘bici’ igual en algún patio o terraza.

La idea no era llegar a alguna parte sino vivir intensamente cada momento, era reírse, era caer y volver a levantarse, era compartir, era estar cerca y juntos, era sentir el instante como si fuera eterno, era no preocuparse sino disfrutar del recorrido. Lo anterior parece entonces, un muy buen símil sobre la vida misma, donde el objetivo debería ser recibirla como un recorrido sobre ruedas que se nos ofrece por un instante corto para ser felices, para aprender, para compartir y disfrutar de la compañía.

 

El viejo televisor de la casa…

En la casa de los abuelos había un enorme televisor de tubos al que tocaba tenerle paciencia hasta que se calentara para poder ver la imagen en blanco y negro, aunque en realidad eran únicamente tonalidades de grises, y cuando se apagaba, quedaba un punto blanco en el centro, el cual parecía tener un poder hipnótico que nos retenía estáticos esperando a que desapareciera.

Aunque existía el televisor, en realidad era un lujo y los de esa época tuvimos todavía la oportunidad de escuchar radionovelas que excitaban nuestra imaginación, en mi memoria todavía aparece el grito “Kaaaaliiimammmm el hombre increíble”.

Por ser el más pequeño, mis tíos pensaban que yo era el “control remoto” y me mandaban a subir el volumen y arreglar el televisor (que consistía en darle golpecitos por los lados). Otro capítulo divertido era el arreglo de la antena del televisor, lo que consistía en dividirse en tres grupos: uno se subía al techo y movía la antena (que parecía un pescado sin cabeza y a veces se adornaba con ganchos o tapas de ollas), otro grupo se hacía al lado del televisor para gripar “ahí, ahí, ahí… déjelo ahíi” el tercer grupo escuchaba al segundo y gritaba a los de la arriba “queee loooo deje ahiiiiii…que no loooo mueva” y luego “ ya se fue la señaaaal… no se ve nadaaa”. Cuando se lograda por fin cuadrarlo se suscitaba de forma espontánea un gran alborozo con aplausos y felicitaciones.

En ese tiempo el televisor era sólo un extraño, un invitado en un rincón pero no ocupada el centro de la familia. En ese tiempo existían valiosos espacios para compartir, para jugar, para escuchar historias de los abuelos, para salir al patio, para jugar, para conocerse y convivir. No se cuando las pantallas se tomaron las casa, se quedaron en medio de los comedores, en la intimidad de las habitaciones y hasta en los celulares y desplazaron el diálogo, el encuentro y hasta la unidad. Parece que ya me estoy volviendo nostálgico.

 

Una invitación inscribirse al blog, a dejar sus comentarios, compartir en sus redes sociales y sobre todo a ser felices viviendo con intensidad cada momento de la vida.

 

www.teologosalazar.com

teologosalazar@gmail.com

@teologosalazar

 

 

 

 

(Visited 758 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

El teólogo Fabián Salazar Guerrero, ha dedicado gran parte de su vida al estudio de diversas denominaciones religiosas, visitando varios países y compartiendo enseñanzas con líderes de diferentes tradiciones espirituales. Su labor como consultor, junto a su reconocida trayectoria como investigador y profesor Universitario de Teología, le ha permitido acompañar procesos de integración interconfesional y reconciliación. Actualmente dirige la fundación para el diálogo y la cooperación Intereligiosa INTERFE y se desempeña profesionalmente como consejero espiritual personal y empresarial.

Más posts de este Blog

  • Vida

    Decir las cosas a tiempo

    Fabián Salazar Guerrero PhD. Doctor en Teología. Asesor Espiritual.   En ocasiones se siente un nudo en la garganta(...)

  • Opinión

    Estrellas en la noche oscura

    Fabián Salazar Guerrero, PhD. Doctor en Teología. Asesor Espiritual. En algún momento de la existencia miramos a nuestro alrededor,(...)

  • Opinión

    Inteligencia de corazón para ayudar a los demás

    Fabián Salazar Guerrero. Asesor Espiritual y Doctor en Teología. Luego de iniciar una vida espiritual nuestro amor se desborda(...)

  • Vida

    Gracias, amigos

    Fabián Salazar Guerrero. Doctor en Teología y Asesor Espiritual.   En días anteriores tuve la dicha de encontrarme con(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Algunos quizás vieron hace unos años (más exactamente en 2009) aquella película llamada "He's(...)

3

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar