Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Esperar… ¿a quién le gusta esperar? Curiosamente los que más odian esperar son los mismos que siempre llegan tarde. A la gente que llega tarde, ¿qué le pasa?

Hay un espécimen de gente que llega tarde, uno en especial, el más diabólico de todos: los que nunca llegan a tiempo. Y nunca es nunca. Éstos, además, no llegan tarde diez, o quince minutos, ellos llegan una y dos horas después de la hora de la cita. Qué malo.

He notado que, la gente que todo el tiempo llega tarde, los impuntuales crónicos, tienen a la mano siempre una justificación. Ellos son víctimas, a ellos les tocó ser así en esta vida sufrida y melancólica. A ellos no les pasa el bus, ni los taxis; cuando ellos tienen una cita siempre llueve, o se enferma quién sabe quién.

Contra los enfermos crónicos no hay nada que hacer, tal vez no contratarlos en un empleo, suspenderlos del colegio, ponerles cero en la universidad; no pactar con ellos para ser menos infeliz. Para escribir menos cosas como esta.

Hay otro tipo de personas que viven postergándolo todo, que tienen mentirosamente bajo control su tiempo cuando en realidad son víctimas de su propio reloj. Ellos nunca tienen tiempo libre.

Hay otro grupo de gente que llega tarde, los que llegan tarde solo cuando la cita es en la mañana; a los que no les gusta madrugar. Los perezosos. De éstos también pienso que son desordenados y egoístas; lentos, además . Una buena parte de ellos tiene malos hábitos, ve películas hasta tarde o se la pasan de fiesta en fiesta, por lo que su cerebro permanece cansado y no responde a las alarmas de la vida real.

Entre los impuntuales están los sinvergüenzas y los relajados. Los primeros todo el tiempo están a las carreras, y cuando llegan, saludan, y preguntan “¿qué?”, cuando uno los mira con cara de revólver. Los segundos caminan despacio, llegan despacio, entran, se sientan o saludan despacio y esbozan una sonrisa. Hay que contar hasta diez.

Dicen que la puntualidad empieza desde la niñez, que es un hábito que se siembra en la casa, con la familia, y que no requiere de mayor esfuerzo. Yo me pregunto, ¿dónde nace la impuntualidad? Me respondo: en la casa, con la familia. Entonces, la gente impuntual, ¿por qué tiene hijos?

Una de las causas de la impuntualidad es la falta de atención. La gente que anda en las nubes tiene siempre dudas de si es a una hora u otra que los han citado. Entonces eligen la segunda opción.

Puede que me equivoque, pero me da por creer que la gente impuntual es desordenada. Son inseguros. Dado que siempre tienen una justificación a su retraso, creen que son perseguidos por la gente puntual. Ellos ignoran del todo lo que está sintiendo la otra persona, no son capaces de entender lo molesto que llega a ser y, cuando no se ahogan en un vaso de agua (ellos, los puntuales), casi siempre exageran.

Personalmente, la gente impuntual me tiene mamado. Que me citen a la una cuando la reunión empieza a la una y media, porque como todo el mundo siempre llega tarde, es, para mí, una total grosería. Estoy mamado de esperar. Lo bueno es que siempre llevo conmigo un libro. Lo malo, que a veces no puedo disimular mi enojo.

 

 En Twitter: @Vuelodeverdad
(Visited 2.376 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Literatura | Opinión | Cultura

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Aunque un poco más lento, si es posible adelgazar tomando pastillas anticonceptivas(...)

2

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

3

https://www.youtube.com/watch?v=4II8BKwLMZo Aunque el común de la gente en Bogotá piensa en(...)

5 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. adalberto795086

    No estigmatizando a estos personajes por qué ya lo están;es la apología al desinterés,al descaro,al todo vale,a lo fácil,a la imaginación para salir airoso de una situación llegar tarde.

  2. De ese mal de la impuntualidad, ¿quién podrá defendernos?

    Una posible solución es que quienes citan a alguien para hacer algo, empiecen ese algo sagradamente a la hora citada y así a los impuntuales les podemos decir si se quejan de por qué no los esperaron… “Pues, chupen, por incumplidos”.

  3. El vídeo porno de Shakira |

    […]  A la gente impuntual, ¿Qué le pasa? ¿Es el sexo al reguetón lo que la marihuana al rock? (Parte II)  Crónica de un exorcismo ¿Es el sexo al reguetón como la marihuana al rock? ¿Qué tanto influyen los amigos en las decisiones de sus hijos? Las temibles consecuencias del estrés Alarmante fraude en el ICFES Las embarradas de Metrolínea: ocho razones para desempolvar la bici Ocho zombis hambrientos se comen a los finalistas Apología al cigarrillo La tercera parte de Iron Man Lunes Las noticias que queremos escuchar Domingo ¡Juan Manuel NO! El cortaúñas más misterioso del mundo Todos cometemos errores El fantasma de Pablo Escobar ¡Viva la eutanasia! Caos en Bucaramanga Por el Caribe Unidos por la UIS ¿Será verdad lo que dicen del expresidente Uribe? Que se acabe el mundo Miedo en la UIS Por qué mataron a Jaime Garzón Si yo fuera narco […]

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar