Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

La gente dice que aquí cualquier cosa puede pasar. “Imagínese que usted está en su camioneta todo borracho por la Caracas, persiguiéndolo la mitad de la policía de Bogotá y decide, luego de intentar volarse por todo el centro de Bogotá, luego de que tas tas, le han disparado en todas las llantas para detenerlo, meterse a la fuerza en un batallón y alega que es el colmo la forma en que pusieron peligro su vida… ¡Nadie! ¡Nadie lo saca de ese problema en su vida!”, decía un vecino del barrio en el que vivo, al occidente de Bogotá. Para no complicar las cosas, a mi vecino le vamos a llamar Manuel.

Manuel reía a carcajadas, precisamente porque el tema de conversación surgió del incidente que tuvo el hijo del presidente de la Corte Suprema de Justicia que, según dicen, fue sorprendido en una camioneta oficial con su novia haciendo cosas que normalmente hacemos en nuestras casas. En un smartphone reprodujo el video en el que el joven y la novia del joven están sosteniendo una discusión con los uniformados y, para rematar, la mamá (como toda mujer se pondría si su hijo dice que fue agredido) grita —una amenaza muy recurrente en la idiosincrasia colombiana— que “esto les va a salir caro”.

Lo que le parecía chistoso a Manuel no fue el incidente, pues nadie está exento de verse en una situación así, sino que a cualquier “cristiano” atrapado por la policía en esas condiciones le hubiera ido muy mal. Y al hijo del magistrado no. Una persona que protagonizara una escena como la del concejal de Chía, con disparos, entradas a batallones y altos grados (o cualquier grado) de alcohol estaría en serísimos problemas.

Y ahí está el inconveniente. Todas esas cosillas que salen a la luz le quitan a la fuerza pública (y de paso al Estado) lo que los come libros de ciencias sociales le llaman Legitimidad. Se sabe también que en algunas regiones del país los conductores de motocicletas, cuando son sorprendidos en estado de ebriedad, prefieren quemar la moto antes que dejársela a la policía, o que la gente se enfrenta abiertamente contra los uniformados cuando inician operativos en los que se ven afectados.

Esa explicación chabacana de que los colombianos somos violentos y necios (“guaches” en cierta jerga típica de algunas personas), y que por eso no respetamos a la fuerza pública se cae por su propio peso. ¿Por qué la gente tiene que respetar la policía si algunas personas no tienen que hacerlo? Tal vez esa sea la pregunta que se hace la gente por ahí. También puede ser el motivo por el que deciden, como explica el pensador Ernesto Laclau, que si sus demandas básicas no son escuchadas, pues tampoco habrá porqué corresponder las exigencias del Estado.

@YDesparchado

(Visited 186 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Mi nombre es David Jáuregui Sarmiento pero en realidad soy uno más del montón. Imprudente, aunque no por convicción sino por descuido; ignorante, porque prácticamente sé nada de muy poco y, sobre todo, soy un tipejo sin gracia al que la gente empuja en TransMilenio. Estudié periodismo y cursé una maestría en Estudios Culturales. Para mí, en la gente está "el meollo del asunto".

Más posts de este Blog

  • Colombia

    ¿Y quién nos protege de la policía?

    Uno reflexiona sobre el nuevo código de Policía y dan ganas de escupir el piso. Hace 5 años agentes(...)

  • Bogotá

    ¿Y si hubiera sido su mamá?

    [caption id="attachment_218" align="aligncenter" width="640"] Imagen tomada de la red social Facebook[/caption]   Hace poco el periodista Juan Gossain sentenció(...)

  • Bogotá

    La adopción, marica

      [caption id="attachment_193" align="aligncenter" width="600"] Foto: El Tiempo[/caption] @YDesparchado “Al momento de aceptar su homosexualidad (maricada) sabían a qué(...)

  • Bogotá

    Carta abierta a Enrique Peñalosa

    [caption id="attachment_176" align="aligncenter" width="600"] Foto: Archivo / El Tiempo[/caption] @YDesparchado   Hace poco uno de mis mejores amigos afirmó:(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Una de mis grandes sorpresas y fuente de felicidad durante estas(...)

3

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

3 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. ¿Y quién nos protege de la policía? - La gente dice | Blogs El Tiempo

    […] el uniforme de la Policía Nacional, que no protege la libertad tanto como el orden: el orden de “unos sí y otros no”, en el que unos pueden, por ejemplo agredir a un uniformado (como Nicolás Gaviria o Samuel […]

  2. Los impuestos, el ESMAD y un muerto - La gente dice | Blogs El Tiempo

    […] en que no importa lo que paguemos al Estado, seguimos desprotegidos en todos los sentidos. Porque la policía no está para proteger al ciudadano, sino para hacer cumplir la ley, cuando se trata de la gente sin […]

  3. espacioenblanco

    Varios puntos independientes pero de proceder similar convergen en esta situación, por un lado una policía con su prestigio y credibilidad arrastrados, por otro lado una justicia sesgada y corrupta a todas luces representado por un corrupto auto-delatado magistrado queriendo posar de digno, hicieron sus pulsos de fuerza y la razón favoreció a la policía por obvias razones. Marcador: policía 1 – magistrado corrupto 0.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar