Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Me he convertido en ermitaña. Sin una legítima intención me he aislado, reduciendo mi vínculo social a un número que no supera una décima.

He encontrado inmensa paz en el silencio; en la sonrisa de mi hijo; en cocinar para los dos; en las canciones infantiles; en la réplica de sus terapias en casa cuando me transformo en médico;  en nuestro lenguaje silencioso pero conciso; en la hora de llegada de mi esposo; en las babas de mi perro y el sonido de sus patas en la madera. Pero sé que de esconderse no se trata la vida.

Siempre he sido algo tímida, pero en los últimos años he perdido habilidades sociales. Ya no sé cómo iniciar una conversación, he tocado tantos fondos que ahora peco por profunda. Me declaro introvertida, confieso sentirme temerosa al rechazo por nuestra condición como familia. Por muchas veces no encontrar nada en común con otras personas…por tanto, nada que conversar.

Sin embargo, mi hijo me aterriza a diario, haciéndome ver que en sus diferencias está su poder, él no sabe de dificultades, él sólo sabe de sus habilidades. Me regala la certeza de su felicidad y las eventuales miradas de los demás no las ve, no las siente. Yo soy la que se quiebra contemplándolas. En ese orden de ideas debo liberarme de mi temor y continuar mi labor de comprender al otro, de sensibilizarlo. Dejar de sentirme valiente socialmente sólo a través de la escritura.

Sé, que de la sensibilidad, de la empatía y la solidaridad hay más! Mucho más de lo que hemos experimentado, y no debemos perder la fe en la humanidad.

En este proceso he aprendido a reconocer. A reconocerme en la luz y en la oscuridad, a pedir perdón, a llevar mi capacidad de reflexión hasta un estado de “recalentamiento”. En un periodo de mi vida fui un ser horrible, de esas personas que hoy en día jamás quisiera toparme.

Alguien que más allá de atravesar una etapa de inmadurez, albergaba una mentalidad pobre e insustancial, una familia disfuncional por tanto una educación muy coja, una carencia absoluta de agradecimiento, de misión, de meta. Herí, de frente y de espaldas, y no hay nada que mire con más desconcierto que mi pasado.

Mi hijo definió el sentido, la razón, el talento en mi existencia. Él es toda filtración de luz, y en segundos vuelve trizas mi oscuridad. La del pasado, la del presente y la que humanamente anticipamos del futuro. Él nació y yo con él. Él me dio la vida a mi. Me ha educado, estructurado y forjado, y aquí me tiene. Lista para seguir, no temerosa de su condición, pero si de encontrarnos en el camino seres como mi EX YO. Sin embargo, si pudo transformarme, tengo la certeza que podrá transformar aún más almas.

(Visited 562 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Soy Érika Llamosa Durán, estudié Artes y me tiré la tesis. Trabajé en periodismo, moda y publicidad. Ningún trabajo fue tan importante como ser mamá.

Más posts de este Blog

  • Opinión

    Ex YO

    Me he convertido en ermitaña. Sin una legítima intención me he aislado, reduciendo mi vínculo social a un número(...)

  • Opinión

    Duelos

    En algún momento tuve mucha información por digerir, un deber más que imperativo de aceptación, una expansión en mi(...)

  • Bogotá

    Usted y yo

    En las noches, cuando la cabeza es mi verdugo, trato de escrutar en la composición de la humanidad desde(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

(La siguiente columna -breve sinopsis del caso Luis Andrés Colmenares- fue(...)

2

Aunque un poco más lento, si es posible adelgazar tomando pastillas anticonceptivas(...)

3

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar