Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Tenía 19 años. Dicen por ahí que el único compromiso a esa edad es el de experimentar y disfrutar de eso, pero yo me la había pasado los dos últimos años en lo mismo, en un sufrimiento que yo misma buscaba: en un círculo vicioso de comer excesivamente (o lo que a mí me parecía desmesurado) y luego vomitarlo todo, en una relación llena de miedos por mi parte, en silenciar constantemente mi voz… a todo eso le llamo bulimia, no solo a la parte alimenticia, sino también a cometer constantes errores en mi vida los cuales creí excesivos, errores que desahogué impulsivamente y que siempre fueron tonterías que se me habían salido de control. Luego entendí que yo no tenía el control de la vida misma, solo de la mía y que tenía derecho a equivocarme.

Cuando entendí al derecho y al revés mi comportamiento por medio de consultas sicológicas apenas estaba a mitad de camino. Hacía falta lo más importante: llevar las reflexiones a los hechos. ¿Cómo lo hice? Haciendo cada vez más claros mis verdaderos objetivos de ser bulímica y cuestionar si eso es lo que buscaba realmente. Muchos creen que cuando una es anoréxica o bulímica su única meta es ser flaca hasta los huesos. Eso es un error. Yo, por ejemplo, quería tener todo bajo control, quería ser complaciente para todos así no lo fuera para mí, quería verme desprotegida para que alguien llenara mis vacíos con su amor y resguardo, quería poder huirle a mis errores sin ninguna repercusión. Nunca fui así. Entonces supe que debía cambiar de estrategia.


También supe que más allá de eso deseaba ser una gran profesional, tener muy buena salud, contagiar a la gente con mi buena energía, llenar mi vida de experiencias extrañas y únicas, y disfrutar de los pequeños placeres de la vida. Por eso, empecé a cambiar mis rutinas y añadí nuevas distracciones que me llenaran de satisfacción: hacer una buena comida, consentirme, tener reconocimiento laboral, mejorar mi rendimiento académico… cuántas cosas me había perdido.


No todo es voluntad. A veces el cuerpo está acostumbrado a seguir cierto ritmo. Por ejemplo, comer por el simple hecho de estar aburrida. Así que necesité ayuda siquiátrica para tomar medicamentos que me ayudaran con la ansiedad y las depresiones. Todo bajo control médico.


Superar la bulimia no es un final feliz por completo. Aún mi mente quiere alimentarse con fuertes autocríticas con el fin de ser perfecta. Aún debo enfrentarme con las consecuencias de mis actos pasados: la culpa del daño que le causé a los demás y a mí misma, los remiendos de algo que alguna vez rompí y que nunca volverá a ser igual. Sin embargo, cuando se supera esto uno se llena de esperanza y se come el cuento, a veces demasiado rosa, de que existen segundas y terceras oportunidades, que no importa lo que haya hecho, hoy puedo decir basta y empezar una nueva vida.

 

Juliana de Laurel.

julianadelaurel@yahoo.com

(Visited 54 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

A Juliana de Laurel le gusta tomar café y entregarse al insomnio de las letras nocturnas. ¡Ah! El placer de los sonidos cuidadosos de la noche, carros ligeros que habitan la ciudad sin hombres, el amor hecho en silencio como una víctima de los niños o de los años, los suspiros inconscientes del que reposa en su pequeña muerte a la que llama sueño. Juliana prefiere el sueño que se inventa con los ojos abiertos, sin pesadillas, del tic tac que tanto aborrece. laurajuliana.wordpress.com

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

3

Hace poco Angelina Jolie, la actriz mundialmente reconocida y representante de(...)

9 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. ChicoPastrami

    Personalmente no tenia ni idea que ser delgada no es único motivo para que se presente la Anorexia o la Bulimia y que vas mas allá de algo físico, tanto así que un paradigma solidó entre de la mente como es el caso de la niña el complacer a otros y la necesidad de que alguna persona llene un vació interior. Excelente que ella superara ese problema en la vida
    ——–

  2. juanacaritas

    Entiendo bien lo que expresas, solo alguien que haya pasado por la bulímia o la anorexia, mi caso, puede entender que los desordenes alimenticios van mas allá de verse flaca.. Existen personas tan ignorantes y estúpidas a las que se les hace muy facil criticar a las niñas que pasan por problemas como este,solo lo ven desde un punto de vista estético y no saben el dolor que esas personas estan llevando adentro. Me alegra que hayas tocado este punto, la anorexia y la bulimia van de la mano con una muy baja autoestima y mientras siga la critica destructiva y los perfiles de lo que es ser “bonita” aunado a una pobre autoestima, seguiran muriendo niñas y apareciendo mujeres maduras con un sinnumero de enfermedades como la osteopenia, entre otras, pero es ésta la que me toco a mi.

  3. claudiaruiz

    Hola Juliana, Gracias por compartir con nosotros tu experiencia y sobre todo, por superarte y salir adelante. Buscaste ayuda porfesional y eso fue clave. Te pregunto, cual fue el rol de tu familia, tus amigas frente a esta situacion? Nicasio, escribio un comentario este post, y me parece que es muy valioso lo que expresa y pregunta…Podria este post continuar?

  4. PauloCesarBarbatti

    Laura Juliana, siempre muy encantadora: Muy lindo tu artículo Laura, y que tan importante reconocer tus errores, donde mostras tu inteligencia y interes en ser una persona el mejor posible, no sólo para tí misma, como también para las personas que te aman. Hace algún tiempo, que leí algo acerca de la dualidad de la mente humana. Hemos la capacidad en escoger el camino a seguir, y con certeza, sea cual sea, nuestra divina presencia interior, todo vae hacer para lograrmos llegar hacia nuestros, de la mejor manera posible, desde que tengamos verdadera fé y confianza en Dios en nuestro corazón…

  5. muy bien.
    la perdida de la salud es fácil, la recuperacion requiere de todo lo que tu hiciste.
    muy bien – te dejaste ayudar y decidiste curarte..
    muy bien
    ojala muchas pesonas enfermas buscaran ayuda y se dejaean ayudar .
    existen grupos de autoayuda que pueden ayudar en forma gratuita a personas con desordenes alimentarios o alimenticios que no son otra cosa que desordenes emocionales..
    buscar en comedores compulsivos. para colmbia http://www.ccacolombia.com
    o ayuda especializada..
    muy bien que melibre del miedo.que melibre del sufrimiento.que sea feliz. que me llene de bondad amorosa. que al fin todo sea para bien.

  6. Juansescobar, cuando alguien abre su alma y comparte su vida lo peor que se puede hacer es darle un sermón. Cuando hablan desde el corazón lo más gratificante es escuchar desde el corazón, relájese hombre y aprenda a escuchar. Juliana, muchas gracias por compartir tu experiencia, la verdad esto me preocupa pues soy padre de dos hijas (6 y 2 años) y si a algo le tengo miedo es a los desórdenes alimenticios. Me angustia cómo desde pequeñas están preocupadas por su figura, si están gordas o no, quiero ayudarlas y no sé como, me enfurece que tías, abuelas cada que las ven lo primero que les dicen es que están gordas o flacas, pero no se cómo manejarlo, evito las barbies y las he cambiado por muñecas que resalten otros valores, pero sobre todo quiero fomentar su autoestima, no se bien como hacerlo. Peleo con mi esposa pues también les critica cuando las ve “barrigonas”, si estuvieran obesas habría problema, de resto creo que es normal, son niñas, deben preocuparse por cosas de niñas.

  7. juansescobar

    No es empezar una nueva vida, ya que no vas a poder borrar lo que hiciste, lo hecho hecho está. Lo que viene es mejorar la vida, maximizar los buenos momentos y de esa forma opacar los no tan buenos. Lo que viene es aprender del pasado, hacer un mejor presente y esperar un excelente futuro. Lo que vienes es recordar los errores cometidos, no para latigarce, sino para no cometerlos nuevamente y de esa forma no cometer algunos nuevos. Lo que viene es aceptar, asimilar y restar importancia a lo que te afecta y de esta forma superarlo y crear algo que te de total felicidad. Lo que viene es fortalecer lo que tienes con tu familia, con tu pareja, con tus amigos y ese será un alimento con el que te podrás atrancar cuantas veces quieres y que la bulimia no va a afectar.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar