Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Recientemente un amigo trataba de explicarme la razón por la cual una mujer 20 años menor, se sentía atraída hacia él.

¡Le recuerdo a su papá en sus mejores años!

Eso me dijo. Me pareció interesante su punto de vista y decidí entonces averiguar un poco más sobre las atracciones. Sobre por qué nos gustan unos y no otros seres humanos, sobre cómo justificamos nuestros amores o nuestros deseos. Sobre los miedos que se esconden detrás de la defensa de nuestros actos en cuanto a las relaciones que establecemos, incluso cuando sabemos nos pueden hacer daño.

Las explicaciones van desde la simple naturaleza humana guiada por los instintos hasta las complicadas interacciones físicas que dependen de la edad, la crianza que recibimos, los estereotipos, las vivencias personales, la sensibilidad, la curiosidad y finalmente el ego.

Además, está la necesidad de sentirnos validados por otro o por otros. Algo que se constituye, a veces en la columna vertebral de esas atracciones que a veces no queremos o no podemos explicar.

Mi periodo de investigación fue muy interesante. Los artículos académicos que leí hablaban de las dependencias, de las necesidades físicas, de la apariencia personal, del poder, de la falta o presencia de espiritualidad, del entorno familiar y de las falencias emocionales. Todos factores que pueden incidir o no en la atención que le ponemos a unos seres humanos dejando a otros por fuera de ese círculo que consideramos atractivo. Encontré explicaciones muy claras y científicas, pero frías.

Entonces decidí ponerles rostro. Conversé con personas casadas, con novios o novias, algunos en proceso de búsqueda de pareja y otros que tienen pareja estable pero que siguen buscando por fuera de la relación lo que aún no encuentran o lo que creen se merecen.  Hombres y mujeres. Personas recién salidas de la universidad, en sus 30 y otros más que ya pasan de los 40.

Cada uno justifica o explica su realidad como mejor le conviene. Inicialmente dan razones muy apropiadas. La forma de ser, el físico y los intereses en común son la más mencionadas. Pero entrados en la conversación, se empiezan a notar otras razones y los miedos más profundos o el ego se ven como motores de algunas de sus atracciones.

Las más interesantes son las más racionales. Pero las más románticas y honestas que nacen espontáneamente de situaciones inesperadas son las más encantadoras. Algunas sanas, otras no tanto. Muchas difíciles de cortar por que en la mayoría de los casos involucran emociones a veces no identificadas o escondidas. Existen algunas que por absurdas resultan dolorosas o muy insanas, y otras que se dan por periodos cortos y no terminan en nada. Algunas intensas, pero completamente vacías.

Encontré también que no son muchos los que se preguntan acerca de los efectos de dichas atracciones. Ocurren y se alargan. Ocurren y pasan. Se rompen corazones, o se dejan vacíos. Duelen o mejoran el alma. Se mantienen por que toca, o porque por impotencia emocional no se pueden cortar.

Las atracciones van y vienen. Son tan diversas como los seres humanos. No hay una igual a otra. Todas enriquecen. A través de ellas, conocemos más de quienes somos y lo más importante: De qué estamos hechos. Y cuando aceptamos lo que vemos de nosotros mismos tenemos el chance, seguro, de mejorar como seres humanos

(Visited 791 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

@Silviadan es Politóloga de la Universidad de los Andes. Máster en Resolución de Conflictos y Comunicación de la Universidad de George Mason (Virginia). Consultora en comunicaciones y periodismo. Madre, esposa, hija, y amiga.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Aprender sobre marketing digital con los mejores es posible y sin tener(...)

2

Realicen este experimento con bicarbonato para bajar el abdomen. Ayuda a determinar si(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a las(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar