Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

San Ysidro-California (1984), Columbine-Littleton; (1999), Red Lake-Minnesota (2005), Bart Township-Pennsylvania (2006), Omaha-Nebraska (2007), Virginia Tech (2007); North Illinois (2008), Phoenix-Cleveland (2008), Geneva y Samson-Alabama (2009), Fort Hood-Texas (2009), Binghamton-New York (2009), Tucson-Arizona (2011),  Aurora-Denver (2012); Chardon-Cleveland (2012) Newtown-Conneticut, (2012),  Boston (2013), Washington (Navy Yard, 2013), sólo para mencionar algunas y no dejando de citar a Ariel Castro, el monstruo de Cleveland (2013), y un largo etcétera hacia atrás y otro desafortunado y desconocido etcétera de lo que vendrá hacia delante. Cada vez más frecuentemente se presenta este destape terrible de alcantarillas cerebrales que se revientan y vierten toda  su podredumbre criminal sobre una sociedad indefensa.

Se siguen vendiendo armas en todo el país, al alcance de todos los bolsillos y apetencias, sobre todo de las mentes enfermas que tienen la enorme facilidad de ponerlas en acción contra los inocentes. El Congreso no aprueba nada sobre la restricción. Luego viene toda la parafernalia de la policía, del FBI y del gobierno para decir que se hará implacable justicia, pero no pasa nada porque los intereses creados terminan favoreciendo a los vendedores de armas. De nada valen los muertos ni las lágrimas de sus familiares, ni los despliegues noticiosos en torno a esos demenciales crímenes.

Ningún país está exento de esa plaga pero, paradójicamente, el país símbolo del capitalismo, del consumismo y de la libertad individualista, padece como ninguno una “locura colectiva” sin precedentes; como si se estuviera enviando un mensaje al mundo sobre los extremos a los que puede llegar cuando una sociedad entera se enferma de un mal difícil de detectar y de curar.   Los psicólogos se devanan los sesos por averiguar las causas y los sociólogos analizan sus caras por todos los lados y no encuentran explicación que valga la pena. Pero si hay una muy clara: esos asesinos surgen de una sociedad concreta, y en la historia de cada uno hay anomalías que revelan anticipos de lo que pasa después.

El relato es casi siempre el mismo. El loco se prepara a base de descontrol emocional más o menos patente en medio de su familia; alimenta su locura progresivamente; elabora su sueño criminal; se pertrecha bien de las armas que necesita; busca la ocasión, normalmente un centro educativo, en el que las posibilidades de indefensión son mayores; e irrumpe en forma inesperada, comete los crímenes y luego se suicida.  Enseguida el despliegue de los medios y la ira colectiva. Luego las series de televisión se encargan de reforzar el imaginario colectivo con los crímenes de ficción, tipo CSI y Criminal Minds, que alimentan a las audiencias en las horas de mayor sintonía en Estados Unidos y en muchos países del mundo que sintonizan la señal de los canales norteamericanos. Es la globalización deliberada de la enseñanza de métodos de violencia asesina, a pesar de los finales en los que el homicida termina en la cárcel.

No se trata de  levantar el dedo acusatorio señalando a la sociedad gringa ni mucho menos de pensar que es asunto ajeno a todos los demás países, sino de aprender en carne ajena alguna lección que valga la pena. Es muy significativo que el fenómeno vaya en aumento y que no se encuentren salidas razonables para prevenirlas en forma más radical. Lo único cierto es que la violencia encuentra en esa masacres una forma trágica de revelar las enfermedades mentales de unos individuos y, en alguna forma, de su sociedad. No es un problema sólo de seguridad, de represión, de vigilancia tecnológica, sino, ante todo, de buscar causas y de volcar sobre la familia y la educación las mejores fuerzas para evitar que esa sociedad siga siendo el reino de los psicópatas.

 

(Visited 5.268 times, 4 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

Soy filósofo de formación, fui profesor universitario y me dediqué al periodismo una larga época, primero en proyectos de educación, y luego en medios, sobre todo en prensa: fundé y dirigí una agencia de noticias, dirigí una revista cultural y fui productor y director de programas de televisión. Ahora dirijo una empresa de consultoría en liderazgo y me dedicó a escribir libros y a dar conferencias sobre los temas en los que he trabajado.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

El 26 de abril de 1986 ocurrió en la antigua Unión(...)

2

Por: Ana María Ramírez [caption id="attachment_247" align="aligncenter" width="1501"] Foto: Edgar Domínguez,(...)

3

Aunque un poco más lento, si es posible adelgazar tomando pastillas anticonceptivas(...)

1 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar