Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

edefd4f6-023f-4fa4-9dad-050f682b766bPor: Jorge Ferreira 

“Hay que darle más plata los burócratas y políticos porque estos arcángeles de los dioses sí sabrán cómo manejar nuestras vidas y nuestros asuntos” ¿Absurdo, no? Pues, básicamente de eso se tratan los acuerdos de paz o las constituciones políticas a las que, de hecho, les llaman tratados de paz.

Ludwig Von Mises comentó que en el primer cuarto de siglo XX los jóvenes alemanes idolatraban al Führer Nazi, Hitler. No se engañen si X sociólogo o médico del último cuarto de siglo pasado, de una familia prestante y de tradición política de una zona exclusiva de Bogotá, excitado por la revolución cubana no se hubiera ido al monte de guerrillero. Igualmente estaría hoy de congresista. El congreso está lleno de esos.

Hoy, cuando las Farc se pretenden de estadistas y nos los encontramos en el Congreso; cuando al Eln se le dio por más terrorismo; cuando los politiqueros -de manera oportunista y manipuladora- dijeron “es mejor la paz que la guerra”, resulta la pregunta: ¿y el poder para qué?

La respuesta es simple, para hacer y deshacer sobre la vida de los demás. Para crear leyes que beneficien intereses particulares, ya sea para el campesino, el indígena, el taxista o la multinacional.

Parece que lo que no permite salir del anacronismo es el orgullo, no admitir que estaban equivocados, que se les ha ido la vida en causas inútiles, que han invertido miles de millones en políticas que no han servido. Repartir la riqueza (¿de quién? ¿La de los demás?) es inmoral cuando, por costumbre, la politiquería decidió que todos debían vivir en el punto de equilibrio de la miseria: “Que al menos tengan para comer”… “es solvente y sostenible hasta que no reviente”. Y aquí hablo del comunista empedernido, del neo-marxista que es emulación de burgués con sentidos de culpa; y de toda una serie de círculos sociales progresistas y liberales modernos, “intelectuales” de la lírica jurídica complaciente y satisfactoria.

Después del acontecimiento terrorista del Eln, y comprendiendo el tipo de organización celular basada en milicias urbanas y de enclaves, es preciso analizar las declaraciones de las partes, así como la percepción de la opinión pública, pues es importante para las dinámicas políticas. La puerta abierta que queda por ahora es la desmovilización, pero es válido recomendar que se puede reanudar un acuerdo estratégico desde la misma desmovilización que permita el desmantelamiento de disidencias.

Los activistas por la paz han pensado que es suficiente simplemente pedir la paz y denunciar la guerra. Sin considerar qué instituciones fomentan la paz. ¿Y qué fomenta la paz? Libertad. ¿Y qué socava la libertad? la guerra. Entonces, como dirían Tom G. Palmer  y Amartya Sen, las libertades económicas, en satisfacción de las necesidades, suceden las libertades políticas.

@Ferreira_Group

(Visited 283 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Son un grupo de jóvenes que dan su visión particular sobre el acontecer político, cultural y social ante todo tratando de generar una reflexión critica.

Más posts de este Blog

  • Opinión

    Continuidad: progreso y desarrollo

    Por: José Vicente Villazón G. Las ciudades de la región Caribe a lo largo de su historia se han(...)

  • Opinión

    El Coronell no tiene [donde] escriba

    Por: Diego Rodríguez Saza – [Eskarlata]   “La investigación no es una especialidad del oficio sino que todo el periodismo debe(...)

  • Opinión

    ¡Llegó la hora de las nuevas generaciones!

    Por: Juan David Escobar Cubides Al país lo han gobernado durante más de 50 años los dirigentes tradicionales de(...)

  • Opinión

    A destiempo

    Por Josué Martínez Algo me pasa los domingos en la noche, casi nunca puedo dormir bien y no entiendo(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

https://www.youtube.com/watch?v=4II8BKwLMZo Aunque el común de la gente en Bogotá piensa en(...)

2

Aunque un poco más lento, si es posible adelgazar tomando pastillas anticonceptivas(...)

3

Algunos quizás vieron hace unos años (más exactamente en 2009) aquella película llamada "He's(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar