Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Nunca pensé en escribir sobre esto algún día. Sé que me estoy metiendo en terreno desconocido, silencioso e inexplorado.

Un verdadero tabú al que los hombres miramos de lado y procuramos evadir sin opinar al respecto pero no por rechazo, es más bien porque de verdad no sabemos qué hacer.

Yo lo he enfrentado varias veces y en su peor versión, incluso terminando en el hospital casi una vez por mes suplicando por una inyección para calmar ese sufrimiento.

Lo he enfrentado en insultos, desprecios y malos ratos soportando con paciencia y preocupación mientras llevo en mi mano un agua de alguna yerba tratando de aportar un poco de alivio.

Lo he odiado profundamente al ver cómo la hace sufrir. Al verla retorcerse de dolor mientras yo, estando al lado no puedo hacer nada.

Lo he enfrentado por sorpresa a media noche y me he llenado de miedo hasta el punto de rezar para que se vaya pronto y pueda dormir tranquila mientras yo espero.

He lidiado con él de manera más débil pero no menos intensa, haciendo que el desespero se apodere de ella y me pida que me vaya mientras llevo una bolsa de agua caliente para hacerle frente… Y me he quedado ahí, en silencio.

Lo he visto prácticamente invisible, y he ganado la batalla con una pastilla aunque tuve que caminar a las 4 a.m. por no tener el teléfono de la farmacia.

Pero la verdad… Es que no he enfrentado nada. Solo he estado ahí para dar apoyo moral a un dolor que no me pertenece y que nunca entenderé.

Un dolor que significa vida y que es más grande que mi comprensión y al que no debo ignorar.

Al contrario debo estar ahí para dar la mano, para tener paciencia, para atender, ayudar…

Por amor y por respeto.

Si usted, amigo. No entiende este texto. Lo invito a que se lo lea a la mujer que tenga al lado. Ella lo instruirá.

Yo por mi parte diré que esta reflexión salió de una situación que tuve que ver y que no voy a mencionar. Pero que incluyó la frase detestable que cito a continuación.


“¿Por qué llora?, si sabía que estaba en sus días, ¿pa qué no compró las putas pepas?”


¡No sean así!

Gracias por leer

Por

Pineda

(Visited 1.426 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Profesional en Medios Audiovisuales. Social Media y contador de historias tratando de dar a conocer mi versión de los hechos.

Más posts de este Blog

  • Bogotá

    Polariza y perderás

    “Polarizar” Una palabra que está en nuestro vocabulario constantemente por estos días, y la utilizamos ya sea porque no sabemos su(...)

  • Bogotá

    De prejuicios vivimos

    Somos prejuiciosos todos y es por culpa del mundo en que vivimos. Somos así porque la vida diaria nos ha(...)

  • Bogotá

    ¡Qué le importa!

    Una persona grosera siempre será rechazada, repudiada y alejada de cualquier grupo de gente que se consideren decentes. Nuestros padres(...)

  • Bogotá

    El tiempo... un suspiro.

    Cuando yo era niño, esto varios años atrás, contaba los meses para la llegada de la navidad; una fiesta que(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

El día del debut de la Selección Colombia en el Mundial de(...)

2

Muchos emprendedores ven en Internet una gran posibilidad para dar a conocer(...)

3

La influencia social es la capacidad que tienen algunas personas, conocidas como(...)

0 Comentarios
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar