Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Cada vez que alguien nos dice la frase “Usted es capaz de”, inmediatamente analizamos la propuesta evaluando nuestras posibilidades para responder, casi siempre con un: “¡Pero claro que soy capaz!” certero para demostrar valentía ante nuestro retador.

Somos capaces de todo lo bueno, de ser los mejores en lo que hacemos, de superar nuestros problemas, de terminar lo que emprendemos, de llegar al éxito y de ser los mejores… Pero, ¿somos capaces en realidad?

Ser capaz es tener las habilidades necesarias para desempeñar una tarea o actividad a la perfección dependiendo de nuestras capacidades físicas y mentales.
Eso significa que en teoría todos somos capaces de hacer cualquier cosa.

Sin embargo, y aunque no dudo que todos estamos en capacidad de ser capaces, muchas veces creemos que lo somos y solo estamos pataleando para mantenernos apenas a flote mientras nos decimos con fuerza… ¡Yo puedo, soy capaz!

Pero nuestro cuerpo y sobretodo nuestra mente, incapaces de engañarnos nos dicen que no lo somos. Ahí vienen las enfermedades, el estrés y en muchos casos la muerte. Hay gente capaz de eso.

Y es que seamos honestos, no es que seamos vagos ni mucho menos; pero es que cuando aceptamos un nuevo reto debemos poner en una balanza nuestras capacidades antes de mandarnos a un sufrimiento de repente innecesario. Hay que saber decir “NO”.

Y claro, todos sabemos de nuestras capacidades y aunque sepamos que nos va a tocar duro, sabemos que lo vamos a lograr y ser capaces, pero hay otras personas que aunque saben que no lo van a lograr, insisten en eso hasta que se revientan.

Miren este caso.


Dos mujeres trabajaban en una misma empresa, su jefa; decidió que una de las dos debería ser promovida a gerente nacional.

La jefa evaluó las capacidades de cada una y eligió a la mayor de las dos, consideró que por su experiencia era la más capacitada para el cargo pero al darle la noticia ella no aceptó…

El motivo de su rechazo fue simple. “Es un reto muy grande para mis capacidades y no puedo con esa responsabilidad”.

La jefa y la junta directiva vieron con malos ojos el rechazo, pero ella era muy muy buena en su cargo así que no pasó de un momento incómodo.

Entonces la elegida fue la más joven, quien sin dudarlo aceptó encantada y hasta hoy ambas siguen desempeñando sus cargos con mucho profesionalismo y grandes resultados.

Nadie perdió aquí, ¿pero qué hubiese pasado si la primera elegida acepta?

Quizás habría fracasado y terminaría renunciando mientras que la otra empleada, capaz de hacer la tarea se quedaría desperdiciada.


Ahora ustedes dirán que hay que salir de la zona de confort para crecer, y yo estoy de acuerdo.

Pero hay que salir de la zona de confort con la seguridad y convencimiento de sus capacidades. La vida laboral es muy dura, se llama “trabajo” porque cuesta.

Haga lo mejor que usted pueda, sea disciplinado/a y exíjase, eso es bueno y seguro le irá bien.

Pero no tema a decir que no, no tema a aceptar que no puede, no sabe o simplemente no quiere esa responsabilidad.

Estoy seguro de que si su trabajo en la medida de sus capacidades es de corazón, siempre lo van a entender aún en un mundo laboral donde todos somos reemplazables.

Hay que salir de la zona de confort con la seguridad y convencimiento de sus capacidades.

No cargue lo que no puede cargar, es simple.

Ya verá que pronto va a entender cuándo es el momento perfecto para salir de su zona de confort y estar lista/o para avanzar con la seguridad de sus capacidades.

Esta semana hice un ejercicio en Twitter preguntando a mis seguidores si fueran capaces de hacer algunas cosas a las que la mayoría no dudaría en aceptar usando fotos de lugares de lujo. En pocos minutos hubo comentarios positivos que no tenían duda alguna.

Pero ahora les pregunto lo siguiente para demostrar que el “Ser capaz”no es un reto si no una evaluación de sus capacidades con respecto a una situación a superar.

¿Sería usted capaz de renunciar mañana a su trabajo e irse de vacaciones?

¿Sería usted capaz de no pelear en Twitter ni Facebook con nadie que opina diferente a usted en cuestiones políticas?

¿Sería usted capaz de adoptar un bebé?

¿Sería capaz de rechazar oportunidades antes de cargar con lo que no puede?

Todos estamos en capacidad de hacer cosas, pero no somos capaces de todo.

Los invito a leer mi blog personal AQUÍ

Gracias por leer.

Feliz semana

Por
Pineda.

Sígueme en mis redes sociales:

(Visited 399 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Profesional en Medios Audiovisuales. Social Media y contador de historias tratando de dar a conocer mi versión de los hechos.

Más posts de este Blog

  • Opinión

    Trabajo... ¿Si hay?

    Buscar trabajo es quizás una de las cosas más difíciles que hay en Colombia, las pocas oportunidades hacen que(...)

  • Opinión

    Hace 18 años...

    Hace 18 años el mundo era muy diferente, y aunque sé que el tiempo ha pasado y que todo(...)

  • Bogotá

    ¡Reaccionemos!

    Todos los benditos días leo en las redes sociales historias verdaderamente aterradoras sobre cosas que pasan gracias a la(...)

  • Opinión

    Empatía: ¿la ha sentido?

    ¿Sabe usted qué es la empatía? Es una palabra que necesitamos comenzar a repetir más seguido y, sobre todo,(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Francisco Javier González Aguirre, Coordinador de la Especialización en Seguridad de(...)

3

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

0 Comentarios
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar