Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Pasada la página del acuerdo de paz con las FARC, de aprobarse en el plebiscito, Colombia no puede ni debe esperar eso precisamente, ¡PAZ! La realidad de nuestra violencia se ha transformado en grupos y bandas al margen de la ley que ahora controlan el delito en los campos y ciudades del país. Las FARC son un grupo que sembró el terrorismo, atacó poblaciones, trafica con drogas, y desestabilizó el país, pero su peso en el esquema global de la violencia colombiana se ha disminuido dramáticamente gracias a la ofensiva del Gobierno Uribe, haciéndolo el actor más visible, pero menos letal de nuestro complejo problema de inseguridad y violencia.

¿Basado en esto, los colombianos se preguntan, para que entonces un acuerdo con un grupo que ya no desestabiliza el país? ¿Para que un acuerdo con un grupo que al desmovilizarse no va a tener mayor efecto en nuestro sentido de seguridad y paz, incluso en el peor de los casos lo va a recrudecer, ya que muchos excombatientes pueden ir a engrosar las filas de las BACRIM que hoy siembran terror y zozobra en muchas ciudades y zonas del país?

La razón fundamental y que producirá quizás el efecto más importante de este acuerdo, es que hoy el gobierno se gasta en promedio el 18% del Producto interno Bruto en La guerra contra las FARC y el ELN. Según el diario el Tiempo, del presupuesto del 2016, alrededor de 30 billones de pesos se destinan a la defensa del país, mayormente al Ejercito para su lucha contra la insurgencia. El fin de este conflicto significa que alrededor del 65% del total hoy destinado a la lucha contra la guerrilla, se puede utilizar para la lucha contra la delincuencia, liderada hoy por la policía. Por otra parte, el fin del conflicto va a representar un cambio de estrategia en la defensa del país, permitiendo concentrarse en el debilitamiento de un grupo mucho menor como el ELN para forzar una negociación, tal como se hizo con las FARC, pero mucho más importante, en concentrar las fuerzas armadas para lo que realmente son en gran parte del mundo: ¡Defender la soberanía nacional! La policía debe convertirse en una fuerza altamente profesional, bien equipada para derrotar la delincuencia que hoy se come nuestros campos y ciudades y que puede tener la tendencia a crecer luego del acuerdo de paz

Los colombianos hemos lidiado con una guerra civil, el narcotráfico y la delincuencia común, pero nuestro gobierno ha dedicado gran parte de nuestros recursos en combatir uno de ellos. Este acuerdo debe abrir la puerta para que podamos usar más recursos (olvidémonos del efecto de la corrupción por un momento, nuestro más grave flagelo) para erradicar esa delincuencia común que es la que hoy azota nuestra tranquilidad. Es ahí donde vamos a poder empezar a decir que el país va camino a la paz y la tranquilidad.

(Visited 399 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Mi nombre es Adolfo Ramírez. Soy consultor y tengo un master en Diplomacia y Relaciones Internacionales Tengo un website sobre America Latina www.nuevalatinoamerica.com. Visitalo

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Bogotá siempre ha sido la ciudad de todos, pero paradójicamente a(...)

2

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

3

Un médico logró combinar los remedios más conocidos para controlar el(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Syleolibros, en Amazon, Operación ALMA, LA Oración de Francisco, FRancisco antes de ser Papa, LA HIStoria de Papa Francisco, Donald Trump lo mejor que le puede pasar al mundo y a los EU si es Elegido Presidente, El Eme y la Toma, OPeración Ratonera, JUSticia bajo fuego…y más.

  2. lectorcritico2011

    Puede terminar una parte del conflicto armado, Farc- Gobierno, en paz, eso está muy bien; ahora lo que queda por resolver es los conflictos sociales de violencia con las bacrim, y demás insurgentes, (ELN) y con los paramilitares, por último están los problemas de salud, empleo y educación, para que haya una paz completa digna de admiración y ejemplo para el mundo.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar