Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

No sólo con golpes se castiga a la mujer. Hay muchas maneras de humillarla, denigrarla, destruirla. Hay insultos, hay silencios, hay abuso sicológico, hay presión, hay opresión, hay formas de decirle que no vale nada sin tocarla.

Las lesiones físicas son una prueba tangible de abuso y lo hacen más fácil de delatar, pero cuando no hay prueba física del maltrato, puede pasar desapercibido durante años, incluso para la víctima.

Criticar nuestra apariencia física es una de sus armas favoritas. Que si estamos gordas o flacas, que si la ropa que usamos es demasiado sexy o de monja, que si usamos mucho maquillaje o muy poco, que si el pelo está muy largo o demasiado corto. Los novios y esposos machistas se sienten con el derecho de decirle a “sus” mujeres cómo deben lucir.

Un hombre con quien salí hace ya varios años me criticó porque la falda que tenía puesta estaba muy corta y me hacía ver demasiado sexy, además le parecía que yo era coqueta. Lo mandé al carajo rápido. He visto con horror a mujeres cambiarse de ropa para complacer a sus parejas.

Escuché a un marido avergonzar a su esposa en público por verse muy gorda. Nos torturan criticando nuestro cuerpo, comparándonos con otras mujeres más bonitas. Usan la comparación con otras para denigrarnos y “ponernos en nuestro lugar”. Para que no seamos “creídas”.

Yo tengo un consejo: si a tu novio no le gusta tu cuerpo, tu cara, o cómo te vistes, ¡déjalo! ¡Nunca dejará de criticarte!

Carrera vs. trabajo

En muchas parejas que conozco la prioridad es la carrera del esposo y eso no se cuestiona. El trabajo de la mujer es complementario, algo para mantenernos ocupadas y ayudar a la economía familiar. Si es un trabajo de bajo perfil y donde no llame mucho la atención, mejor. Así no se sienten amenazados. Tiene que quedar siempre claro quién es superior.

Un alto índice de mujeres destacadas profesionalmente, pagan su éxito en la oficina con los cachos de su esposo en la casa. Esa es otra manera de castigarla. Humillarla poniéndole los cachos.

La carrera del hombre bien vale los sacrificios de toda la familia. El hombre tiene una carrera, en el caso de la mujer es solo un trabajo.

Incluso cuando la mujer gana más dinero que el hombre, lo que es cada vez más común, la carrera del hombre tiene prioridad. A menudo cuando ese es el caso, el hombre adopta una actitud crítica, listo a encontrar las “faltas” de la esposa.

La mujer casi tiene que probar que puede hacerlo todo y no fallar en ningún aspecto. Lo cual es obviamente imposible. Porque además, las tareas del hogar siguen siendo la responsabilidad de la mujer.

Humor con dardos

Nos denigran burlándose de nosotras. Nos infantilizan con comentarios que en apariencia son chistosos e inofensivos, pero en realidad son dardos para hacernos pedazos por dentro. “Corres como una niña chiquita”, “Las mujeres no saben manejar”, “Nunca vas a aprender a sumar 2+2”.

Esa es otra de sus estrategias, hacernos creer que no servimos para nada, que no hacemos nada bien, que nos vemos ridículas intentándolo. Hacernos sentir incompetentes en la casa o en el trabajo. Dirigirse a nosotras como si fuéramos niñas o tontas es otra manera de rebajarnos.

Ignorando lo que es importante para nosotras. Si sales con alguien que no te pregunta cómo te sientes, qué es importante para ti, a dónde quieres llegar, cuáles son tus prioridades ¡sal corriendo!

Con frecuencia las conversaciones de pareja giran en torno a lo que es importante para él y no para ella. Nos han hecho creer que para una mujer “buena” la prioridad es su familia y el bienestar de todos los que están a su alrededor, menos ella misma.

El problema es que muchas de estas actitudes son el resultado de lo que es aceptado y reforzado por la religión, la familia, la cultura en que crecimos. Nos parece normal que nos hablen como niñas y se burlen de nosotras. Estamos acostumbradas a pensar que ser dóciles y sacrificadas son virtudes femeninas.

El abuso emocional deja huellas invisibles y profundas. Acaba con nuestra autoestima, la fe en nosotras mismas, las ganas de vivir. Hay que romper con el mito de la mujer dócil y alejarse de relaciones que hacen daño.

(Visited 7.009 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Matilde Suescún trabajó como actriz de cine y televisión en Colombia. Actuó entre otras, en la película Crónica de una muerte anunciada y en la telenovela Tuyo es mi corazón. Desde hace varios años Matilde trabaja como periodista y vive en los Estados Unidos.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

  • twitter

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Soy costeño. Hablo fuerte, digo malas palabras, carezco de diplomacia y(...)

2

Por: Libardo Aldana  Si algo ha enseñado la pandemia del covid-19,(...)

3

Este horóscopo se basa en las 30 cartas del oráculo ‘Ángeles(...)

17 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Hay algo que pasa y es que la gente inteligente emocionalmente y segura, tiende a buscar parejas iguales, esas son relaciones equilibradas. Pero los hombres inseguros tienden a buscar mujeres que puedan manipular y humillar para compensar esa inseguridad, y las mujeres inseguras igual, tienden a buscar hombres que puedan manipular y marranear como se dice popularmente. Es imposible querer bien a otra persona, si uno mismo no tiene la autoestima bien puesta.

  2. uy mami, pues aunque no lo pides te doy unos consejos:

    1. Trata de ampliar tu circulo, no se sabe en donde meten la cabeza mujeres que salen con este rifi-rafe pero claramente pretenden desconocer al hombre de hoy que es atento, colabora en la casa y apoya la profesion de la esposa … no son cosas exclusiva.

    2. Leete un par de libros de psicologia del comportamiento, para que entiendas que no es que el hombre trate de humillar a su mujer teniendo mozas … lo que pasa es que por lo general se es idiota y no se valora lo que se tiene … segun tu argumento todas las mujeres que estan en casa cocinando, lavando y cuidando a los niños estan salvadas de cachos .. ehhhh, no!

    3. Buscate un psicologo, porque ese sentimiento de que todo hombre esta al acecho tuyo para robarte tu brillo ya raya en lo patetico, ridiculo y delirio de persecucion.

    Ese aire de victimizacion no le sirve a la sociedad, ni a tu familia, ni a ti misma … buscate hombres de verdad. Va a ser dificil cada dia mas porque, que pena despertaros, pero la mayoria ya estan tomados por mujeres que los valoran y aprecian y que les dieron oportunidad de conocerlos en realidad en lugar de alejarlos tachandolos con estereotipos ya (afortunadamente) trasnochados de feminismo arcaico fundamentalista y militante.

  3. Pero de las mujeres que critican a su hombre, que le humillan , que le niegan tener sexo por una u otra razón, de eso no hablamos ? El mundo de la critica de mujeres a hombre es mas de lo que ud imagina, solamente el caracter machista hace que no se denuncie.

  4. Yo pienso que; emitir opiniones es libre, pero imponer modos de ser y modas, no es lo correcto…una experiencia: lo que comienza mal…. atiende esas señales para, que después no te arrepientas de algo que nunca, debió comenzar

  5. Ni todos los hombres son el lobo, ni todas las mujeres son caperucita roja. Asi como hay actitudes que pueden hacer daño a una mujer, también hay mujeres que hacen el mismo daño con sus criticas, humillaciones, infidelidades, cinismo, descaro. Y mientras eso no sea visible y reconocido, los esperados cambios no van a llegar.

  6. Amiga si tu novio tiene una opinión con respecto a ti o contraria a la tuya, mandalo a la mierda, eso es abuso. Nadie puede pensar diferente a ti. Si trabajas el 100% de las veces el hombre te es infiel porque el hombre es malo y a la mujer no le gusta el sexo, y porque no le gusta no pone cachos. Amiga vive sola en una cueva y no te arriesgues a conocer a nadie y menos un hombre por que todo es horrible y lleno de abuso.

  7. El bullin no solo es para las mujeres, en general a todos nos hacen chistes denigratorios, la cultura del colombiano es pasar por encima del que se sea, a si sea su propia mama, son pocas las parejas que aceptan a la otra persona tal como es, la mujer quiere cambiar al hombre, como viste, como habla, el desorden todo

  8. Los primeros comentarios también aplicarían al sexo masculino. Las mujeres agreden a los hombres por no tener posición social, dinero, un cuerpazo, un pene de película porno, por cualquier cosa. Esas agresiones son de doble vía. Me parece que la columna es sesgada y sólo mira una cara de la moneda. El machismo afecta tanto a hombres como a mujeres. El machismo le hace mucho daño a los hombres también. El machismo muchas veces es obra de mujeres también. No me gustó esta columna.

  9. elaguijonmusical

    Ojo el consejito va también para los hombres, pues las mujeres no se quedan atrás para criticar y comparar a sus esposos, lo que usted hace es un feminismo mal llevado, pues en todo el hombre es el malo del paseo y la mujer es la santa y así no es la vida real

  10. jeimypenuela1001

    lo que nos afecta es el modelo educativo, que se perpetua ya sea por el mismos sistema escolar, o por las tradiciones culturales en la familia. donde a los hombres no se les enseña e inculca, que las mujeres tenemos iguales capacidades, disponibilidades de surgir, y que no se nos trate como personas con discapacidades. sin necesidad de perder nuestras cualidades femeninas de afecto, o maternales para nuestros amigos y familiares. muchas veces piensan los caballeros, que nuestra debilidad radica en nuestra forma de sentimientos, o físicamente por no tener un pene. lo cual no hace mayor diferencia en el genero humano.

  11. emilioramirez0726

    Siempre que me entero de estas quejas de las mujeres sobre hombres, me hago la misma reflexion, ellos no llegan a una relacion y luego se convierten en infantiles, machistas, tarados etc, ya eran asi y lo peor es que se toman tiempo en descubrirlos y botarlos, me pregunto, donde esta la inteligencia y el criterio que usaron para escoger estos individuos.

  12. Si esa es la única clase de hombres que usted ha conocido, la entiendo. Déjeme decirle algo: yo jamás he mal tratado a una mujer ni de palabra ni menos de acción. Al contrario me paso de caballero y me he dejado quitar el taxi de «Sras» que se suben al taxi que yo he parado, le he cedido el puesto a ancianas cuando las propias mujeres más cerca no lo han hecho, no les alego cuando me han cerrado con el carro, etc… luego no somos todos los hombres como usted podría llegar a creer, me niego a cargar la culpa de los que hacen otros y en mi nombre y el de muchísimos hombres buenos que conozco rechazó cualquier asociación con el comportamiento que usted relata.

  13. Es refrescante leer esto. En un mundo que, a pesar de haber tenido cambios, sigue estando plagado de machismo (perpetrado por hombres y mujeres), es de gran valor llamarnos a tener aspiraciones, a exigir tiempo de calidad para nosotras y sobre todo, buen trato. Mujeres, donde hay amor jamás habrá violencia ni menosprecio a nuestro ser!

  14. Así o más sesgadita? Entonces es malo que los hombres pongan cachos y las «avergüencen» pero no hay problema cuando los esposos les dan todo, pero ellas, malagradecidas, viven inconformes, criticando a su esposo y hablando mal de él con todo el mundo. Tampoco hay problema conque ellas se acuesten con el primer pendejo que se las quiera comer y lo justifiquen diciendomque es que el marido ya no las toca, cuando ellas se casan y ya dejan de arreglarse para su marido y siempre esperan que él se comporte con en luna de miel, mientras ellas jose cuidan, se dejan engordar y ya aborrecen el sexo con el esposo. Muy tonta esta vieja.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar