Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Soy de esa generación  que sabe y tiene claro que nada será igual, pero todo estará bien, una generación que prefiere ser de bordes y no de extremos, una generación que  sabe que la nostalgia no es lo mismo que la melancolía, una generación que entra en crisis cuando recuerda más que lo que sueña.

En Colombia, los llamados adultos contemporáneos, que es una de las formas bonitas para llamar a los que estamos en la franja entre 45 y 60 años, representamos cerca del 19 por ciento de la población, una cifra nada  despreciable. Con las tasas de natalidad colombianas, pronto seremos mayoría.

Sin embargo, en nuestro país, somos una especie transparente, casi etérea. Para el mercado laboral no existimos y cuando  existimos nos convertimos en una carga. La avalancha millennial y centennial nos ha invisibilizado, no por voluntad propia, ni porque ellos quieran, sino porque existe la absurda tendencia a pensar que la experiencia es desechable.

La ventaja de envejecer es que uno entiende menos y se le olvida un poco más.

A pesar de estar en una etapa de plena productividad, ni la publicidad, ni el comercio, ni las empresas, nos ven como sujetos atractivos, sin saber lo que se están perdiendo.

Pertenecemos  a lo que los sociólogos han llamado la “ generación perdida”, porque terminamos siendo como esas porcelanas que regalan las mamás, que nadie  se atreve a botar, pero tampoco, nadie sabe dónde poner. Sin embargo, no necesitamos que nadie nos ponga en ningún lado, porque  sabemos que tenemos nuestro propio espacio y estamos dispuestos a  ocuparlo. Estamos mamados  del rechazo laboral por nuestra edad, de las reestructuraciones internas de las empresas, de los “ nosotros lo llamamos”, de la súplica vergonzante que se escurre en los perfiles de Linkedin, de ser esos  eternos consultores o coaches de cualquier cosa, de tener que  rehacernos cada día para encajar en algún sitio, porque se nos podrán caer las tetas o los párpados, pero no la dignidad.

Y claro que nos duele por aquí o por allá, que aún nos morimos de culillo por cosas tontas, que somos más llorones, que algunas veces hacemos el ridículo bailando reguetón, que olvidamos más y entendemos menos, que el fútbol lo hemos cambiado por las ciclovías. ¿Y qué?

Todos tenemos el deber de equivocarnos por nuestros propios medios.

Los vintagenarios, los maduroscopios, los androgenarios, los viejennials o los atardescentes tenemos claro que  el problema no son los insomnios sino la falta de sueños, que juntar valor no es lo mismo que  acumular riqueza y que reinventarse no es más que reencontrarse.  Somos una comunidad económicamente activa, sexualmente actualizada y emocionalmente apta. Tenemos intereses definidos, estamos casados o separados, abiertos a nuevas posibilidades. Nuestros hijos ya están lejos del nido, estamos interesados por nuevas formas de ver la vida, tenemos actitudes positivas, ecologistas, nos gusta la vida sana, somos espirituales, y nos encanta el arte y la actividades de tipo social.

Esta edad es ideal para cualquier emprendimiento, pero no como la última salida, sino porque tenemos la experiencia y la fuerza necesaria para hacerlo y porque, en la mayoría de los casos, sabemos qué queremos. Estamos curtidos y hemos probado la amargura del fracaso y sabemos de sus propiedades curativas. Tenemos clara nuestra sexualidad, sabemos cositas, no necesitamos demostrarle nada a nadie y nuestra mayor pena es tener las medias rotas. Sabemos pedir, sabemos escuchar, sabemos tocar.

Sépanlo: Estamos vivos y lo sabemos…

 

(Visited 319 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Reflexiones de a pie de un ciudadano en bus. Notas cotidianas con humor y sobretodo con dolor. Periodista, escritor de libros y novelas, Creador de Atardescentes .

Más posts de este Blog

  • Bogotá

    ¿Y mientras tanto qué hacemos?

    Faltan menos de 15 días para que sepamos quién va a reemplazar a Enrique Peñalosa, a quien tal vez(...)

  • Vida

    La cara que merezco

    Las reuniones de  exalumnos de cualquier vaina suelen ser espacios de confrontación con uno mismo, porque de alguna manera(...)

  • Economía

    Atardescentes

    Soy de esa generación  que sabe y tiene claro que nada será igual, pero todo estará bien, una generación(...)

  • Opinión

    Por favor, no me jodan…

      Hoy por hoy,  en Colombia, sacarle el bulto a  una discusión política suele ser una tarea de titanes,(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Acabo de recetarle esta dosis de Metformina para adelgazar, a una(...)

2

Este horóscopo se basa en las 30 cartas del oráculo “Ángeles(...)

3

"En todas las empresas se necesita un psicólogo" eso me dijeron(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar