Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Es normal que la crisis económica y sanitaria perjudique al fútbol, pero la gestión de la Dimayor y de varios dirigentes de los clubes deja mucho que desear.

Sígame en Twitter: @avargasdeporte

Durante la pandemia, el fútbol colombiano se lleva un premio gordo a la mala gestión. La situación en la Dimayor no es nueva. Lleva varios años de escándalos, pobres negocios con los derechos televisivos y decidió no acogerse a la petición de los futbolistas de regular la profesión. Ahora que llega la mala hora y el agua toca el cuello, la organización y algunos dirigentes de los equipos quedan en ridículo por su incapacidad de reacción y por sus decisiones egoístas.

El negocio del fútbol en este país despegó mal. Entre 1970 y 2000, cuando el deporte despegó como espectáculo de televisión, las mafias colombianas no dudaron en meter sus sucias manos. Perdimos la oportunidad de montar un buen sistema para jugadores, equipos, seguidores, medios y canteras de talentos. No sorprende que, salvo Mario Yepes, la Colombia campeona de la Copa América 2001 no fuera luego a un Mundial.

Durante este siglo, los únicos cambios importantes en nuestro fútbol llegaron con el Mundial Sub 20 de 2011, que sirvió para remodelar muchos estadios e impulsar una buena camada de jugadores, y la llegada de José Pékerman a la Selección en 2012. El argentino enfocó las concentraciones en el fútbol y no en el negocio, borró roscas y marginó periodistas que gozaban de puestos VIP en las concentraciones. Gracias a eso llegamos a dos mundiales y ganamos los grupos.

Adentro, todavía tenemos un despelote. La Dimayor es dirigida desde 2018 por Jorge Enrique Vélez, un señor que pasó con más pena que gloria por la política y que ha demostrado poco interés por el factor deportivo del negocio. Como han denunciado algunos dirigentes de los clubes, el sistema de derechos televisivos está mal montado y el dinero no llega. Para colmo de males, sin solucionar ese problema, este año el fútbol colombiano se transmite en su mayoría por un canal premium, como si este fuera un país en el que la gente pudiera gastar 30.000 pesos al mes por un pasatiempo.

Y en ese contexto llegó la pandemia. No ayuda la actitud de algunos dirigentes, como los de Jaguares y Once Caldas, que como primera medida suspendieron contratos laborales de jugadores en vez de buscar un acuerdo con ellos. Como usted y yo, los futbolistas necesitan ingresos para vivir y tienen derechos como trabajadores. El Cúcuta, incluso, ya tenía problemas para pagar el salario de sus jugadores antes de la pandemia. Las jugadoras llevan la peor porción, pues la mala, desinteresada y machista gestión de la Dimayor frente al torneo femenino, las pone siempre en segundo lugar. Son pocos los clubes interesados en buscar acuerdos y proteger a sus trabajadores.

La solución que propone la Dimayor al Ministerio del Deporte no deja de ser maltratadora: jugar en mitad de la crisis a puerta cerrada. Impresiona que en un sector como el fútbol, en donde se mueve tanto dinero, la única solución sea exponer la salud de los trabajadores, bien sea por falta de pago o por exposición al virus. Afortunadamente, el presidente Iván Duque no ve con buenos ojos la propuesta. En todo caso, los partidos irían por el canal premium, que hoy debe ser menos atractivo que nunca.

(Visited 711 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

@AvargasDeporte: Periodista Deportivo. Está terminando Derecho con Opción en Periodismo en la Universidad de los Andes. Fue colaborador de la revista deportiva Hablaelbalón, con la que cubrió el Mundial de Fútbol 2018. Redactor de BalónLatino. Amante del deporte, la música, la lectura y los videojuegos.

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Circula por las redes sociales un video muy divertido de Héctor(...)

2

Les recomiendo medirse los latidos del corazón para determinar su causa(...)

3

Hace poco leí en Instagram una publicación acerca de la ansiedad(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar