Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Una pareja de soldados de la Guardia Nacional de los Estados Unidos apunta sus armas de largo alcance contra dos jóvenes negros que, con las manos en la cabeza y el cuerpo pegado a un muro, dan la espalda al reportero gráfico de The Baltimore Sun.

En las redes sociales, un video muestra a un muchacho que desafía sonriente el toque de queda decretado por las autoridades de Maryland. Su única arma, un letrero impreso en letras blancas sobre la camiseta negra. Un policía le dispara spray de gas pimienta y cuando el hombre cae desgonzado al pavimento, otro oficial le hala la cabellera jamaiquina y, de ñapa, le propina una serie de ganchos al hígado.

La ciudad es la misma, la orgullosa urbe a orillas de la desembocadura del río Patapsco, en la Bahía Chesapeake. Pero 47 años separan las dos imágenes. El episodio registrado por The Baltimore Sun corresponde a las protestas que en 1968 sucedieron al asesinato del líder negro Martín Luther King Jr.

Las protestas por el asesinato del líder negro Martin Lhuter King Jr. fueron acalladas violentamente por la Guardia Nacional

Las protestas por el asesinato del líder negro Martin Lhuter King Jr. fueron acalladas violentamente por la Guardia Nacional

Con todo y su rancio prestigio de emporio industrial, comercial y turístico, en Baltimore hay una larga tradición de violencia y represión. En 1877 la Guardia Nacional rompió a balazos la huelga de trabajadores ferroviarios. La misma tropa que es hoy llamada también a sofocar la insurrección provocada por la muerte de un muchacho negro a manos de la policía, el 19 de abril de 2015.

La ciudad comenzó una compleja transformación, motivada en gran parte por la decadencia del puerto después de la Segunda Guerra Mundial, a comienzos de los setenta. Por imposición de un alcalde político tenaz, ambicioso y cínico, se invirtieron crecidas sumas en enormes programas de renovación urbana que, sin embargo, fueron insuficientes para recuperar el empleo ni atender las crecientes cifras de pobreza, pauperización e inseguridad en la mayor parte de la ciudad. Graves desequilibrios se mantuvieron Invisibles a los viajeros que, en gran masa, venían atraídos por los clubes, bancos, centros comerciales, lujosas mansiones y yates para el disfrute de los potentados del mundo.

Desde mediados del siglo 19 se han dado fuertes confrontaciones sociales en Baltimore. Las de 2015 fueron probadas por la violencia oficial contra jóvenes negros

Desde mediados del siglo 19 se han dado fuertes confrontaciones sociales en Baltimore. Las de 2015 fueron provocadas por la violencia oficial contra jóvenes negros

La inversión, pública, llenó las manos privadas. Pero la riqueza era un espejismo que se vino a develar sólo tiempo después, cuando el alcalde Shaefer renunció para hacerse elegir gobernador de Maryland.

Una investigación patrocinada por la Fundación Goldseker se encargó de poner en claro la realidad oculta en las calles y barrios de Baltimore. Entre 1962 y 1986 la población urbana se redujo en una quinta parte. Perdió “más de la mitad de su población blanca, y una proporción muy elevada, pero difícil de calcular de su clase media, tanto blanca como negra”. El desempleo creció el 10% y la mayoría de la población urbana y de los condados aledaños carecía de ingresos, seguridad social, educación y acceso a servicios públicos.

En Una vista desde Federick Hill, artículo publicado por primera vez en “The Baltimore Book. New Wiews on Urban History, en 1992, David Harvey describe esa evolución urbana de Baltimore incluidas las duras confrontaciones, y sus causas.

La miseria agazapada detrás de las rutilantes avenidas, reta el imperio de poderosos intereses inmobiliarios, empresariales y políticos que reprimen la expresión y la participación democrática de la ciudadanía. El descontento social decolora las postales, pero la violencia de la fuerza pública derrumba el mito de Baltimore como un puerto de prosperidad, elegancia y buen vivir.

Recomendable:

Elogiosos comentarios de reputados intelectuales y académicos suscitó la conferencia que dio David Harvey en febrero de 2015 en el Auditorio León de Greiff de la Universidad Nacional. Vea aquí, la versión trasmitida por Canal Capital.

http://www.canalcapital.gov.co/dialogos/16091-david-harvey-17-contradicciones-y-el-fin-del-capitalismo

(Visited 171 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Master Sciences Humanes et Sociales. Université Montpellier III, France. Asesor de Obtic.co: Observatorio de Tecnología, Información y Comunicaciones: gestión de información en organizaciones y movimientos sociales.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

  • Colombia

    Baile de difuntos con peste

    Este año la peste obliga a pasar encerrados las fiestas de los difuntos. De todas maneras, la gente, quienes(...)

  • Colombia

    Resiste la prensa independiente

    Últimamente, hay muchos extraños que rondan por aquí. Armados y en plan siniestro se han vuelto a ver por(...)

  • Colombia

    Imprenta en Libre Albedrío

    Libre Albedrío tiene nombre, pero no tiene fecha de fundación, fiestas patronales ni ilustres antepasados. Por señas de identidad(...)

  • Sin categoría

    Bandera de insurgentes

    Bandera de insurgentes   Cómo será de lejano el presente en esta apartada aldea, que apenas acaba de llegar la(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Parece increíble que llegara este día. Despedir a una serie longeva,(...)

2

Thanksgiving o Halloween. En momentos en que ya se empieza a(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. alzheimernacional

    Al autor de esta nota, en el siglo 19 Martin Luther King no estaba en los planes de nacer. Creo que le falta diligencia al hacer un reporte. Y el corrector, es de su familia?

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar