Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Más allá del folclórico júbilo que el presidente Santos le ha querido imprimir al reciente hallazgo del galeón San José en algún lugar del Caribe colombiano, este importante suceso se puede leer también como una fuente de recordatorios y oportunidades para el país.

El galeón San José es un recordatorio para Colombia respecto de la importancia de proteger nuestros intereses soberanos como estado independiente, aun cuando vivamos en un mundo globalizado. Esto implica no sólo la salvaguarda del territorio –lo que no se hizo bien en relación con el archipiélago de San Andrés y Providencia, por ejemplo– sino también de lo económico. Me refiero puntualmente a los recursos naturales que están siendo extraídos de forma masiva por compañías multinacionales, que beneficiadas por innumerables normas y prebendas que facilitaron su llegada al país, al final le dejan a Colombia muy poco más que unas regalías insólitamente bajas y una que otra ‘obrita’ para sus programas de responsabilidad social. Así como las potencias extranjeras sacaban de forma masiva nuestros recursos en el siglo XVIII, hoy en día nos enfrentamos a algo similar. Aun cuando nos quieran vender la idea de que se trata de un proceso económico normal en el contexto del mundo global en el que vivimos, lo cierto es que la cosa no es tan rentable desde el punto de vista de lo que ganamos a nivel fiscal.

De otro lado, la forma en que el galeón se hundió y estuvo desaparecido por tres siglos nos recuerda también que la amenaza de la violencia, infortunadamente, ha estado presente durante toda nuestra historia. Si bien hoy en día el país no se enfrenta a casos concretos de guerra o beligerancia con otras naciones –más allá de los eventuales maullidos desabridos de algunos vecinos–, nuestro conflicto armado interno es una realidad que debe ser resuelta lo más rápido posible a través de los canales que se han creado para ello, tales como la ley de víctimas y el proceso de paz con los actores armados insurgentes. De otro modo, el barco de la paz se irá alejando cada vez más de nuestras costas y nuestra esperanza de un futuro mejor para nuestros hijos se hundirá en el profundo abismo de los radicalismos políticos.

Igualmente, no hay que olvidar que el San José fue encontrado a través de los esfuerzos de instituciones públicas nacionales –la Armada Nacional, el Centro de Investigaciones Oceanográficas e Hidrográficas y el Instituto Colombiano de Antropología e Historia. Este es un recordatorio respecto de la necesidad de apoyar con verdadero compromiso el desarrollo de la ciencia y la tecnología en Colombia. El proceso que tuvo como resultado el hallazgo de la centenaria nave se dio gracias a la aplicación de tecnología de punta y la intervención de capital humano calificado. Si queremos continuar con esta senda y poder ser autosuficientes, debemos empezar por crear una base de conocimiento y experticia suficiente para que nuestro desarrollo no dependa de afuera, sino de la capacidad de nuestra gente, que ya ha demostrado de sobra que tiene iniciativa e imaginación.

De otro lado, el hallazgo de la centenaria embarcación no deja de ser una oportunidad para el país en varios aspectos:

Primero, a nivel memorístico, Colombia accede finalmente a un importantísimo conjunto de piezas y artefactos que son y serán una de las muestras insignia de nuestro patrimonio nacional. Esto tendrá una función muy clara: enriquecer nuestro diverso acervo histórico para recordarle a las generaciones futuras lo que fuimos, lo que somos como resultado de los procesos sociales que nos han acompañado como el resultado del encuentro de varias culturas, y lo que podemos ser dependiendo de las decisiones que tomemos.

Segundo, a nivel de justicia socioeconómica, puede pensarse que el tesoro que yace en el fondo del mar –y especialmente aquello que no sea destinado a engalanar nuestros museos– debe tener una destinación pública y orientada a satisfacer intereses sociales de la región. Si bien el San José es de “todos” los colombianos, sus frutos están atados al Caribe y en esa medida deben servirles a sus habitantes –especialmente a los grupos étnicos–, que sin duda tiene necesidades generales. Que no sólo se quede esto en un bonito museo en Cartagena sino en la consecución de beneficios concretos para la gente del común, que de alguna forma fueron quienes se vieron más afectados por el saqueo de América por parte del colonizador europeo.

Finalmente, desde un punto de vista simbólico, este descubrimiento puede contribuir en el proceso de consolidación de una identidad nacional que aún no tenemos del todo en Colombia. Somos un país joven y, a diferencia de otros pueblos, carecemos de elementos que nos generen un sentido de pertenencia. ¿Por qué un galeón hundido en el siglo XVIII podría llegar a serlo? Porque para bien o para mal, es una evocación del encuentro de dos mundos que nos ha traído tanto cosas positivas como negativas, pero que sin duda define lo que somos hoy en día.

(Visited 6.681 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Estudió derecho y a pesar de todo, se creyó el cuento de la justicia social y a eso se dedica. Cuando no está sumergido en la tesis doctoral le interesa la música latina y alternativa, el ciclismo colombiano en el mundo, la historia del más allá y el más acá, y los problemas públicos a nivel urbano y rural.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

  • twitter

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

[caption id="" align="aligncenter" width="312"] Afiche oficial de 'Encanto', de Disney[/caption] Twitter:(...)

2

José Saramago La viuda Alfaguara Lo increíble de esta novela es(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

14 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. hay que entender que la independencia de Colombia se realizo para todo su territorio y todo lo que habia en el, ya fuera dejado por españa o por las culturas precolombinas, es como si los españoles tambien pretendieran llevarse las murallas de cartagena los fuertes miltares y las iglesias.

  2. Nuestro patrimonio nacional ???? Qué verguenza exhibir en el museo que se pretende hacer en Cartagena piezas de un naufragio seguramente contramarcadas con la insignia del virreinato del…. Perú !!!! Nada de lo que hay en este naufragio tiene origen colombiano, si hay algún país llamado a reclamar lo suyo, ese es el Perú. Es como si Francia encontrara en el mediterráneo un barco hundido lleno de cosas Egipcias y las exhibiera como patrimonio cultural francés….

  3. Colombia deberia aprovechar esta oportunidad para aunar fuerzas con otros paises del continente y demandar los derechos que España quiere abrogarse sobre todos los navios hundicos por el mundo y que no transportaban nada valioso que no fuese el producto del saqueo , maltrato y sangre derramada en suelo americano. Una vez Santos anuncio el hallazgo, la cancilleria española esgrimio sus supuestod derechos sobre el navio propiedad de su estado. Porca miseria, vienen a robar y asesinar y ahora son dueños de lo que robaron y saquearon. Bonita oportunidad que tiene el pais de liberar a America del saqueo y los atropellos cometidos en la historia. Que Santos y la inepta canciller pelen por dejar una impronta de justicia para los pueblos atropellados por España , no solo por justicia , sino porque tienen una deuda politica , juridica con los colombianos , por la desidia y mediocridad de sus ejecutorias cuando permitieron que el pais perdiese miles de kilometros del mar caribe en la chapuza de la Haya.

  4. juan.p.velasquez.752

    Lo llamativo Marco es la rápida concesión de cañones y demás a un supuesto museo cartagenero. Lo de fondo es otra cosa y si es en dólares pasara por la devolución contable del plan Colombia y el peaje de la exencion de la visa shengen

  5. El tesoro muestra nuestra riqueza olvidada y su desaparición. Muestra el odio y avidez de los cuatreros españoles quienes en su afán de saquear, sobrecargaron el barco y este se hundió por su peso. Ojala se cuide, se exhiba y alrededor de él, se cree una cultura colombiana de riqueza y belleza; que nuestros jóvenes nunca olviden ese pasado glorioso e inmensamente rico de nuestros antepasados y surja un nacionalismo fuerte capaz de crear futuro, pedir cuentas a los políticos y crear una colombia nueva. Ojala los politicos no lo toquen porque hasta ahí terminara nuestra alegría. Exijo una excusa histórica de nuestra madrastra españa por el saqueo y asesinato de millones de personas en la conquista. Nunca la he oído.

  6. ¿ Acaso pretende usted que el tesoro del San José se venda para financiar el “postconflicto” ? . No se puede cambiar historia por USD , ni por € , ni por Yuanes . ¿Pero de dónde ha salido usted? ¿Acaso espera que le toque algo en el reparto?

  7. Ojalá se construyera una replica de ese galeon y se instalara alli el museo que se quiere hacer, no debemos permitir que se pierda alguna pieza de lo que contenia y ojalá que los ” oportunistas (España, cias ,u.s.a y corruptos colombianos ) no se apropien de algo que es de todos los colombianos ..

  8. MUY BIEN MARCO, PARECE UN ENSAYO SOBRE NUESTRA REALIDAD, LA POLÍTICA ECONÓMICA DEL PAÍS TIENE QUE CAMBIAR, NO SOMOS COMPETITIVOS, NO VENDRÁN TURISTAS POR LO COSTOSO, LAS FARC. DEBEN INSERTARSE ECONÓMICAMENTE PARA VER SI CAMBIAMOS, TENGO LA ESPERANZA.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar