Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

ImagenEntrada12.jpg

La semana pasada se cumplieron 40 años de una de las decisiones judiciales con mayores repercusiones judiciales, políticas y económicas en el continente: Roe v. Wade. Esta sentencia de la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos (acá pueden ver en inglés un detallado resumen de la sentencia y las grabaciones de las audiencias orales en la Corte Suprema de Justicia) protege desde 1973 la decisión de abortar de las mujeres estadounidense como parte del derecho a la privacidad de la catorceava enmienda (acá pueden ver el texto en inglés de la enmienda). 

Roe v. Wade reconoció la total autonomía de la mujer sobre su embarazo durante el primer trimestre de gestación pero definió que se podían imponer algunas restricciones a nivel estatal en el segundo y tercer trimestre. La Corte consideró que los Estados tenían un interés legítimo en proteger la vida prenatal y la vida de la mujer y que ese interés iba aumentando en la medida en que la gestación avanzara. 


Roe v. Wade no se puede comparar con la sentencia de la Corte Constitucional que despenalizó  el aborto en tres casos  (acá pueden consultar una copia digital y un resumen de la sentencia). La sentencia en Estados Unidos otorga más libertades pero no garantiza el acceso a servicios seguros para quienes no tienen los recursos necesarios. Por el contrario, en Colombia, la Corte reconoció desde el 2006 la garantía de acceder a servicios pero de manera restringida a los tres casos despenalizados.


Sin embargo, la implementación de las dos sentencias comparte un dilema similar: tanto en Estados Unidos como en Latinoamérica, sin importar lo que digan las Cortes y las normas, tener un aborto seguro pasa primero por tener los recursos necesarios para acceder a los servicios médicos adecuados.  


En Estados Unidos, por ejemplo, cualquier negociación para reformar el sistema de salud pasa por  limitar la financiación del gobierno federal a los servicios de aborto (acá pueden leer una explicación sobre esos límites en la reforma de salud de Obama) y cada vez más Estados aplican normas para restringir el aborto legal, incluso en el primer trimestre (acá pueden ver un ejemplo de esos intentos). Esto afecto sobre todo a las mujeres que, como las latinas o las afroamericanas, pertenecen a minorías étnicas o raciales.  


En Colombia, a pesar de que la teoría de la Corte es muy buena y garantiza el acceso a los servicios necesarios para un aborto seguro, la realidad es otra. Por ejemplo, cualquier intento por garantizar un acceso gratuito o de menor costo a medicamentos seguros para las interrupciones voluntarias del embarazo se enfrenta a demandas judiciales (acá pueden leer un resumen de la sentencia del Consejo de Estado que resuelve negativamente una de esas demandas), amenazas de la Procuraduría o al rechazo de los funcionarios públicos encargadas de implementar las ordenes de la Corte.  

Ojalá en unos años, cuándo se conmemoren los 40 años la decisión de la Corte Constitucional, la realidad sea más alentadora que la que se vive en Estados Unidos o de la que enfrentan ahora las mujeres colombianas. Por ahora seguimos las huellas dejadas por otros. 

Nota: Foto de Norma McCorvey quien, usando el seudónimo de Jane Roe, demandó en 1973 una ley del Estado de Texas que prohibía el aborto excepto en casos donde la vida de la mujer estaba en riesgo. Esa demanda terminó con el fallo histórico que está cumpliendo 40 años. Tomada de: http://www.pbs.org/wnet/supremecourt/rights/landmark_roe.html. 

(Visited 105 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

Abogado (2007) y magíster (2010) en Derecho de la Universidad de los Andes con un MSc in Law, Anthropology and Society (2011) de The London School of Economics and Political Science. Trabajo actualmente en Women’s Link Worldwide y soy profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de los Andes.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

  • Opinión

    Jueces bajo fuego

    [caption id="attachment_64" align="aligncenter" width="300"] Corte Suprema de IsraelFuente: www.timesofisrael.com - Sin Autor.[/caption] En medio de tantas verdades a medias(...)

  • Sin categoría

    Una Corte sin miedo y con mujeres

    Corte Suprema de Canadá (2011). Foto: www.cbc.ca - Adrian Wyld/Canadian Press El juez Learned Hand, un gran filósofo del(...)

  • Sin categoría

    La cátedra que no fue

    [caption id="attachment_33" align="aligncenter" width="259"] Foto: Paula Vargas / www.kienyke.com – Sin Autor.[/caption] La espantosa noticia sobre la grabación de(...)

  • Sin categoría

    Andrés Carne de Ley

    [caption id="attachment_28" align="aligncenter" width="320"] Foto: Andrés Jaramillo/www.semana.com - Sin Autor.[/caption] Las descabelladas e infames declaraciones del señor Andrés Jaramillo(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

Cualquier amante de la economía o en general de cualquier ciencia(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar