Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Es indudable que, en 48 millones de habitantes – o lo que quedemos después de lo que va de pandemia – #LosBuenosSomosMás, pero la pregunta es ¿dónde estamos los buenos? y si entre los buenos están los indiferentes, los que aparentemente no hacen daño, pero tampoco hacen bien ni opinan, ni se meten, ni apoyan a los demás buenos, esos que piensan que el problema es de los demás y nunca les va a tocar a ellos. Mientras tanto, de ese total, ¿cuántos son malos? ¿Cuántos están causando violencia, desabastecimiento y desazón? Mientras los colombianos estamos tratando de mejorar, sobrevivir, ser resilientes, la pregunta resultante es ¿cuáles son más, cuáles se debieran manifestar más y cuáles notar más?

En eso de los buenos no significa que los únicos buenos son los de determinado partido político o tendencia, además hay buenos entre quienes no tienen partido, ni les interesa y muchos desencantados y cada vez menos interesados en pertenecer a alguno. Los buenos son los que quieren el bien del país, de sus habitantes, de sus familias, de sus instituciones, de su cuerpo médico, de sus Fuerzas Armadas. Los buenos quieren el bien, sencillo, no el bien de sus amigos y el mal de sus enemigos, ya que los buenos, en principio, ni enemigos tienen, como bien se ha dicho haz el bien y no mires a quien, esos son los buenos, hacen el bien sin importar partido, color, género, ni nada discriminatorio, solo la actitud y la acción de hacer el bien.

Se ven publicaciones en todos los medios acerca de la violencia, muchos que dicen ser buenos lo único que publican son fotos de violencia, ¿qué tiene eso de bueno? ¿En que contribuyen a mejorar? Algunos dirán que en crear conciencia de que los malos son otros, pero otros dirán que lo que hacen es ayudar a los malos a generar también esa violencia. Si lo normal es ver a diario y por todos los medios violencia, se está realmente es contribuyendo a generar más ambiente de violencia.

Hablando de generar un ambiente de violencia, esto lo hacen por medio de imágenes en noticieros, de Twitter y WhatsApp y por medio de historias en emisoras, todos contribuyen a un ambiente de caos e incluso de pánico para algunos. Se pone uno a pensar que los medios noticiosos en los que se publicitaban las “bondades” de la reforma tributaria, que fue el detonante de todo este caos, y las personas que hacían lo mismo, son casualmente los que se concentran en mostrar más violencia; entonces, piensa uno ¿por qué muchos de los interesados en esa nefasta reforma tributaria desde un principio han estado dedicados a mostrar solo violencia y a desvirtuar las marchas pacíficas? La distorsión de la noticia y los comentarios en medios ha llegado a tanto que unos locutores llegan a “estimar” en 70.000 los manifestantes en Colombia, cuando en solo fotos y videos se ven muchísimas veces eso en manifestaciones pacíficas en cada ciudad.

Los buenos no tratan de enredar ni mostrar cosas diferentes en el país y no lo deben hacer quienes, por ser buenos, deberían querer llegar a arreglos pacíficos tendiente a buscar la normalización del país. Lo mejor para llegar a puntos de encuentro es decir la verdad, llamar las cosas por su nombre, aceptar en primera medida lo que pasó y entre todos tratar de arreglarlo. Lo que pasó fue, que a pesar de todas las advertencias que hicimos, en todos los medios pacíficos disponibles, presentaron una #ReformaTributaria escandalosa y no contentos con eso la retiraron una semana después de lo insistentemente recomendado; con el antecedente de lo que había pasado en el 2019. Tamaña imprudencia, terquedad y falta de análisis de seguridad llevó a marchas pacíficas, que como era previsible, por las múltiples teorías conspirativas reales e imaginarias, iba a degenerar en violencia, la cual no se para con un solo anuncio y ya. Muchos lo dijimos, era obvio, no se podía dar pie a nuevas protestas pacíficas, porque iban a degenerar en violencia, todos lo sabían, ¿dónde están los altos consejeros, con sueldos ministeriales, para aconsejar lo que 40 millones de habitantes veían venir? Menos los supuestos expertos.

Es diferente instituciones que personas elegidas para desempeñar cargos en ellas, apoyo indiscutible a instituciones

Eso nos lleva al punto de ¿a quién le importan los buenos? Porque entre los buenos están quienes ven el peligro, quienes avisamos con tiempo, quienes ven que lo que hace un gobierno está mal y va a causar problemas y lo escribe, o lo dice de manera pacífica. Hay buenos que están inconformes y no se manifiestan violentamente, pero a esos no hay la mínima posibilidad que alguien los oiga; algunos escriben, otros trinan, otros chatean, otros mandan mensajes y eso no modifica en nada la decisión del gobierno de tratar de mejorar en algo. Lo mismo pasa ahora en esas rondas de conversación, al final de todo un día de “diálogos” hacen una declaración igual a la que hacían antes de la #ReformaTributaria, es más, a pesar de todo lo que ha pasado por ese nefasto proyecto, así algunos digan irresponsablemente que fue la disculpa para los desmanes, mantienen en sus declaraciones los mismos puntos de la reforma, en otras palabras, hacen diálogo todo el día y al final dicen que avanzaron y que el resultado fue que aceptaron un pedacito de la reforma cada día. No muestran ningún avance, ni concesión, ni orden concreta y el pasado miércoles 12 de mayo hubo otro día de paro, dando nuevamente oportunidad a los violentos de seguir acabando con este país.

El gobierno da un pésimo ejemplo de diálogo, hablan con quien más violencia o bloqueos producen, es cierto que no hay quien represente a quienes desde su casa hicieron varias noches seguidas de cacerolazos, pero si no van con la cacerola hasta el palacio de Nariño y le dan con ellas en la cabeza al encargado de los diálogos, ni los mencionan. ¿No sería bueno una declaración? Algo como: “oímos el clamor de quienes se manifestaron desde sus casas, entendemos la inconformidad y estamos trabajando para mejorar, con estas medidas concretas: A, B y C, porque ¡si oímos a los colombianos que se manifiestan pacíficamente!”, eso sería un excelente avance y disposición de diálogo y mejora. Eso demostraría que las acciones violentas no son la única manera de llamar su atención y lograr cambios reales.

No son buenos quienes insisten en solo ver las diferencias, dificultando acuerdos

#LosBuenosSomosMás y debemos demostrar que lo somos por todos los medios. Si siempre estamos mostrando solo violencia, incendios, bloqueos, va a parecer como si la violencia fuera lo normal, como si no hubiera otra salida que ser también violentos y el que nos mire mal hay que responderle con violencia. Ya parece como si los malos fueran más, y si dejamos que la percepción de que los malos son más se generalice, nos metemos en una vía sin retorno.

Asumiendo que #LosBuenosSomosMás, la pregunta es ¿basta con ser más, y ya? Qué ganamos con ser más si no hacemos nada, no actuamos, pues ganan los que más actúan. Es como tener un ejército de 20 millones de hombres en los cuarteles y llevar al campo de batalla 10.000 contra dos millones de oponentes en el campo de batalla, ¿de qué nos sirvió tener 20 millones?

De nada sirven los buenos que se quedan encerrados en comunicaciones con otros buenos pero que no sacan nada hacia el resto de los colombianos, porque no les gusta escribir, o no tienen como, o no aprovechan lo que tienen, o no les gusta exponerse o no se comprometen, los llamados “estrategas de WhatsApp”, no es termino mío por eso lo pongo entre comillas, que dan soluciones de toda índole, pero no trasciende los límites de su grupo.

#LosBuenosSomosMás, demostrémoslo enviando mensajes e imágenes de lo bueno que sucede, de quienes estamos trabajando, de mercados aprovisionados, de personas caminando normal por las calles que no están bloqueadas que son más que las que lo están, de tantos que, a pesar de la adversidad, continúan siendo útiles a la sociedad. Hay muchas cosas de los buenos y cosas favorables y normales que pasan en el país, debemos insistentemente mostrarlas y coadyuvar a crear un ambiente de normalidad, debemos también mostrar los que siguen vacunando e incluso de los que siguen aislados cuidándose de la pandemia porque ¡#SeguimosEnPandemia!. #LosBuenosSomosMás y debemos mostrarlo para retomar nuestro país.

(Visited 327 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Ingeniero Naval Electrónico, Master of Science en Planeamiento y Gerencia de Recursos Internacionales de una universidad en Estados Unidos y Magister en Relaciones Internacionales de la Universidad Javeriana de Bogotá, más de 15 años en cargos directivos en organización sin animo de lucro y 10 en la empresa privada, incluyendo emprendimiento en la creación de dos empresas de tecnología. Profesor, exDecano, ex Director de Educación a nivel nacional, Ex-Vicerector y Ex-Rector de Entidad de Educación Superior

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

En la actualidad la gente se queja de las relaciones según(...)

2

Cómo es de costumbre, este 20 de Septiembre inició la Asamblea(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. antoniooviedo0520

    Los buenos somos más, los que respetamos la ley, y que también exigimos se respeten nuestros derechos a la movilización a la salud al suministro y aprovisionamiento de comida y medicinas, somos más de 49.5 millones de colombianos, de las llamaradas mayorías silenciosas. Apoyo a la democracia.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar