Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.

Guía literaria

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Chavela Vargas musicalizó con su canción “La llorona” una de las escenas más tormentosas de la película de “Frida” (2002), cuando Salma Hayek, interpretando a la pintora mexicana, luce devastada por la infidelidad de Diego Rivera, que en la película(...)

Continuar leyendo

    Ayer teorizó sobre el amor el neurocientífico Rodolfo Llinás. Dijo que en el cerebro humano está el chip del amor eterno y que existe como una acción de patrón fijo. Que la naturaleza -porque él sostiene que Dios es una invención del cerebro- nos dotó(...)

Continuar leyendo

Se escucha raro y a ratos ni se entiende cuando el colombiano viaja a otros países del idioma, México o España, y dice “demorar” en vez de “tardar”: “¿Cuánto nos demoramos en llegar a Toledo?”, pregunta el colombiano, y el chofer en la(...)

Continuar leyendo

En lo que va corrido del siglo – 11 años – gran parte de la nueva literatura colombiana puede tener una ciudad en común: Popayán. Cierto es que nadie es menos o más por el lugar donde nació. Pero a la historiografía le gustan esas contingencias. Mencionaré(...)

Continuar leyendo

Hojeamos una revista cuasi-pornográfica como Soho, claro está, no para encontrar ensayos de antropología o sociología, ni menos de historia o crítica literaria… Pero de repente, en cierto número, Soho ofrece a sus lectores una serie de artículos que quieren trazar(...)

Continuar leyendo

Muchos diplomáticos -cuotas políticas- son evasivos con la cultura de su propio país porque carecen de intelectualidad, pero también porque temen ser cuestionados. Basta conocer un poco de historia para comprobar el papel vergonzoso de nuestras élites, su papel traidor.(...)

Continuar leyendo

Todo nuevo rey promete hacer grandes cosas, pero elude ejecutarlas. Y el gran descontento de su pueblo es directamente proporcional a sus ambiciosas promesas. Pero atrevámonos a dudar de todo: del rey prometedor y del pueblo descontento. De si esto que padece(...)

Continuar leyendo