Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Vivir sin reglas, de Ariel Levy, es un libro íntimo y complejo en el que la autora estadounidense recorre episodios importantes de su vida, de su carrera como periodista y de su búsqueda por convertirse en lo que una mujer de su generación quiere ser: todo. Hija incondicional, buena pareja, profesional, madre, amiga. Con mucho dolor y varias sacudidas violentas, la vida le muestra que semejante anhelo tiene un costo alto.

En su casa le dijeron que podía lograr lo que quisiera. No solamente porque vivía en Nueva York, sino porque la generación de su madre inculcó en sus hijas independencia, sentido crítico y mucha ambición para no tener que depender de un hombre. El “mandato de la naturaleza”, sin embargo, quedó por fuera de la ecuación y al cabo del tiempo hizo sufrir a quienes querían ser madres.

Ariel Levy empezó a ejercer su profesión en los años noventa haciendo un trabajo monótono. Como tenía visión aguda para las buenas historias, a pulso ganó espacios de escritura y edición en medios tan importantes como New York Magazine y The New Yorker. A esa cúspide no llegó sola, la acompañó el deseo de la maternidad.

Ya había visto cómo algunas de sus amigas se enfrentaban a la batalla de la reproducción humana. Lejos de ser sencilla —para las familias que se permiten tomar una decisión sin premura—, supone gastos, decepciones y preguntas existenciales. Levy observó el panorama desde la barrera, pero después de sus treinta y cinco también se vio inmersa en el dilema. ¿Ser madre? ¿Quién podía prever tanta turbulencia? En el entretanto aterrizaron viejos amores, adicciones, culpas, soledades y amistades inesperadas.

El camino personal se entreteje, en los capítulos del ensayo, con las historias detrás de algunos de sus reportajes insignia. Con una voz singular, Ariel Levy escribió sobre mujeres que desafiaron estereotipos en los deportes, en la política y en las artes. Da la impresión que cada historia llegó a su pluma en sincronía con su situación familiar, de la misma forma en que los libros llegan a cada lector en el momento más oportuno.

(Visited 244 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

Máster en Escritura Creativa, magíster en Estudios y Gestión del Desarrollo, politóloga e internacionalista. Leo, escribo, doy clase. Organizo talleres de escritura y clubes de lectura.

Más posts de este Blog

  • Libros

    Un desconocido

    Pura pasión, de Annie Ernaux, es un libro corto sobre un periodo de la vida de la narradora: su(...)

  • Libros

    Cartografía del habitar

    La narradora de Geografía doméstica, de Margarita Cuéllar, pasea al lector por los rincones de su casa y lo(...)

  • Libros

    Gloria

    El 11 de abril de 1970, Gloria asistió al concierto de Sandro en el Madison Square Garden. Fue con(...)

  • Libros

    Fotos de la muralla

    La narradora observa Cartagena, su ciudad natal, desde el alfombrado blanco de Nueva York. Reconoce que no puede responder(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Despierta. Tu dormir es ya más que terreno... Oye la voz(...)

2

Un discurso del presidente Petro, ya sea en la Naciones Unidas,(...)

3

Dios ha concedido a todos los seres humanos algún don, aunque(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar