Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

“¡Auxilio!, ¡me están siguiendo!” es una expresión que probablemente nos asusta y nos genera terror. Nadie, en la calle, quiere que lo sigan, que lo acosen, que le pregunten por su vida, ¿qué hace, dónde lo hace, con quién lo hace, a qué horas lo hace? Debido a que son rutinas personales que configuran nuestra privacidad y que no estamos dispuestos a entregarle a un desconocido en una acera, en una esquina, o en el parque mientras paseamos a nuestros hijos o mascotas. Pero, ¿por qué sÍ lo hacemos en internet? (…)

Las redes sociales han revolucionado el mundo de las personas a tal punto de poder afirmar que un porcentaje muy alto de la población mundial hoy posee un perfil en Instagram, Facebook, Twitter, TikTok o YouTube. Casi todos con información pública y personal de quiénes somos, qué hacemos, dónde vivimos, qué comemos, con quién nos relacionamos y en qué lugar nos encontramos, en ciertas horas determinadas. Sin embargo, todo este tipo de comportamientos hoy pasan a ser naturales a pesar de los riesgos que puedan representar en los seres humanos.

Aún así, el mundo de hoy nos ha obligado a incidir en plataformas digitales, tener una presencia en internet y generar dinero a partir de ello. ¿Pero cómo puede uno hacer dinero en internet sin hacer parte de una red de mercadeo?

Existen muchas maneras de obtener ingresos en la web, y este artículo en Periodismo de Blog solo es un abre bocas que hoy les traigo a fin de motivar a muchas personas a incidir en este mundo, que día a día devela un panorama más llamativo para todo tipo de público y emprendedor.

Henry Orozco – @SoyHenryOrozco

***
De pequeño Miguel siempre tuvo claro que lo que más le gustaba hacer era ayudar a los demás; por eso, cuando su padre, un empleado aduanero de familia humilde, le llevaba juguetes que compraba al regreso a casa para hacer feliz a su hijo; Miguelito no los coleccionaba si no que los tiraba por el balcón, para que algunos pequeños qué llegaban al barrio en busca de comida no solo encontraran los restos de camarones y mariscos que botaba la cevichería del primer piso, sino que además pudiesen irse con una sonrisa y un juguete a recorrer las calles de Cali.

Vivíamos arriba de una cevichería, mi papá trabajaba en la zona aduanera y me traía juguetes, yo vivía en el segundo piso y les regalaba juguetes, porque yo sé que ellos los querían. Los niños iban a rebuscar en las sobras comida.”

Como en casi toda familia humilde y colombiana los anhelos de sus padres –los de Miguel- eran ver a su hijo graduado, profesional, y con un muy buen empleo en una muy buena empresa; es así como Miguel, muchos años después, llega a trabajar a la clínica Versalles, en Cali, como analista de información y auxiliar de estadística; temeroso a emprender y con la convicción de ahorrar los honorarios de su empleo para poder tener una casa propia algún día desplazándose a su lugar de trabajo en bus, hasta el día en que pudo conseguir una moto que le permitiera acortar distancias, en una ciudad que parece comerse el tiempo entre trayectos cotidianos. Sin embargo, al ser un hombre curioso e interesado por el mundo digital, Miguel logró ver una oportunidad en las redes sociales para crear un gran mercado de movilización de audiencias y poder ayudar a muchas marcas, empresas, emprendedores y personas que han depositado en él su confianza como estratega digital, basado en la premisa de que detrás de toda empresa o negocio lo que existen son personas comunes y corrientes como él, y que para emprender no se necesita más que ganas e inversión de tiempo para apropiar conocimientos.

“Desde que iniciamos el negocio hemos entregado más de 220.000.000 millones de pesos, a veces hacemos sorteos en dólares y se han entregado por lo menos a 500 personas”.

Todo empezó en Twitter, como un juego, en el que entre amigos y tuiteros decidieron empezarse a seguir entre ellos y recomendarse el uno al otro para ganar seguidores. Así, en un principio, lo que representaba una suma de egos y de poder proyectar un perfil llamativo en redes sociales, pasó a ser el negocio más codiciado por empresas de gran nombre, influenciadores de gran parte del mundo y gran parte del gremio de entretenimiento.

En un inicio, el tráfico de audiencias no superaba los 2.000 seguidores y una vez terminada la transacción entre amigos buscaban a nuevos tuiteros interesados en compartir sus comunidades. Lo que Miguel no sabía era qué en internet, o en el mundo, existen miles y millones de personas interesadas en contratar estos servicios y que pagan muy bien por ello.

Al principio, lograron implementar estrategias de Trending Topic –Tendencias digitales con hashtags-; o en palabras más humanas, hacer que la gente vea lo que se comparte en internet simplemente usando un concepto clave como etiqueta a ese contenido. El boom de las redes sociales se detonó en campañas con muchas personas hablando de lo mismo, posicionando marcas y nombres en internet y generando intereses en personas comunes en conocer quiénes eran estos perfiles que comandaban las redes sociales, en especial Twitter, una red social de opinión y crítica.

Con el paso de unos años -pocos-, entra la revolución digital con Instagram: la red social en la que casi todo el mundo comparte fotos y videos, cuenta su día a día, muestra a su pareja, su helado y el restaurante de lujo que visitó. Una forma interactiva que acreditó mucho más el adagio popular que reza qué: “Una imagen vale más que mil palabras”, haciendo que muchas personas, entre las que me incluyo, nos desplazáramos a esta nueva red social sin dejar de seguir generando opinión en Twitter, pero con la intención de lograr un mayor reconocimiento en Instagram con una marca personal o empresarial. Esto, para los creadores de contenido digital, los videógrafos y los fotógrafos; aunque también para un público más receptivo a lo visual.

Las tiendas pequeñas, los cachivaches, las ofertas tecnológicas y todo tipo de emprendimiento local se vieron obligados a crear un portafolio para exhibir sus productos y/o servicios en internet, mediante una cuenta de Instagram. Gracias a esto, Miguel Betancourt visionó el negocio de su vida a partir de poderle ayudar a muchas personas y empresas que inician en el mundo digital, encontrando la forma de hacer de su pasión algo rentable y con muy buenos resultados económicos.

“En mi naturaleza está regalar, siempre he regalado y es la oportunidad de hacer dinero con lo que me gusta, ayudando gente. Gano dinero, regalo dinero y ayudo a las personas que más lo necesitan”.

El tráfico de seguidores es un comportamiento habitual en redes sociales y consiste en desplazar audiencias a partir de campañas de recomendaciones en perfiles de gran alcance; gracias a que la internet ha permitido darle reconocimiento a muchas personas que nunca antes habían incidido en medios de comunicación y que no han tenido una trayectoria reconocida en medios convencionales como la radio, la televisión o la misma prensa que ustedes están leyendo acá.

Se desarrolla mediante campañas con sorteos, give aways y campañas con influenciadores y personajes públicos de gran nombre. Se contrata con ellos por medio de sus managers y se activan campañas que pueden ir entre los cinco mil, cien mil y millones de seguidores; todo a fin de combatir un algoritmo en Instagram que diariamente impide tener un mayor alcance a cuentas que apenas empiezan a incidir en el mercado digital.

Con esta situación mundial, la de pandemia, el mundo se volcó hacia la internet y las redes sociales; hoy en día casi todo en el mundo se obligó a tener una presencia digital y es ahí donde muchas empresas, marcas personales, cantantes, actores, influenciadores y emprendedores, en general, se empezaron a interesar más por estas estrategias digitales que les permiten un mayor alcance y respuesta de sus comunidades.

Miguel, o @Miguriss –como se hace llamar en Instagram-, sabe que el mundo le seguirá abriendo puertas porque el mercado es rentable y tiene un futuro prometedor en el tiempo; asimismo, él desea abrirle puertas a muchas personas más que hoy quieren incidir en este mercado digital porque reconoce que su mayor virtud es conectar audiencias con empresas, grandes o pequeñas, a fin de que estas puedan convertir luego estos seguidores en clientes, y que el fin último de todo emprendimiento debe ser ayudar a los demás.

“Siento que uno no debería tener tanto, sino lo suficiente. Y si tengo lo suficiente entonces puedo ayudar a los más necesitados”.

(Visited 16.420 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Periodista y creador digital. Viajero, melómano y lector. Un dibujante de voces humanas.

Más posts de este Blog

  • Vida

    El diario que nunca tuve

    Una alegoría al reflejo de quienes creemos ser. 

    Hay preguntas en la vida para las que nunca vamos a estar preparados; quizá mucha gente pueda afirmar lo contrario —y con justa razón—; sin embargo, desde mi realidad me atrevería a considerar que el ser humano nunca puede ser determinante frente algo, por más convicción que adule tener. Somos entes y sujetos con miradas subjetivas, pensamos de formas diferentes y tenemos un montón de demonios internos qué día a día tratamos de librar. 

    Si me preguntaran que si estoy preparado para morir mi respuesta sería un rotundo NO. Y aun así, no descarto la posibilidad de algún día poder llegar a decir que sí, aunque el ritual a la muerte me llene de fastidio y desesperación.

    Pero bueno, no quiero seguir siendo melodramático y por eso esta entrada no necesariamente hablará sobre la muerte; sino más bien de lo vivos que estamos y de todas esas decisiones de vida, sujetas a contextos y experiencias, que —quizá— pueden ayudarnos a ver el mundo desde una perspectiva mejor.

    A mis ocho años de vida, más o menos, detestaba las lentejas, más aún si el mismo plato de sopa iba acompañado de papa cocinada. Era un karma, para mí, un niño que quería ser autónomo y no podía. Tenía que tragarme literalmente un plato de esos, con morro y todo, qué sirven en Antioquia para que el niño quedara bien alimentadito.

    Cuando pude —o creí— decidirlo, lo hice. Decidí que no comería más lentejas y que, así eso representara un conflicto interno y familiar, en mi casa tenían que entender que no me gustaban ni las lentejas ni la cebolla.

    El tiempo transcurría y cada día que pasaba me daba cuenta que mis acciones siempre estaban sujetas a las determinaciones familiares, ya no era solo el plato de lentejas o la ensalada con cebolla, sino el tipo de música que escuchaba, los afiches que pegaba en mi habitación y la fe católica que me inculcaron hasta más no poder. Como todo adolescente y joven, tuve que lidiar con un montón de procesos difíciles en mi hogar y represiones ante el mundo, porque aunque estaba seguro que podía ser determinante y tomar mis propias decisiones, la vida —y mi familia— se encargaban de mostrarme todo lo contrario.

    A medida de que pasaron los años logré asumir un poco más de “independencia” y creí tener mi vida bajo control; sin embargo, me di cuenta tiempo después que las acciones y determinaciones muchas veces estaban sujetas a contextos que no escogí vivir, ni sentir, pero que simplemente llegaron.

    Enamorarme de las personas menos indicadas y disfrutar siempre la experiencia, por compleja que la misma sea. Nacer, crecer y construirme en un territorio que no escogí. Representarme y adaptarme a un concepto con el que decidieron nombrarme, para darme una identidad propia —o personal—, y aprender a vivir con el deseo de comerme un mundo al que ni siquiera decidí venir.

    Aun así, aprendí a besar mis raíces sin conocerlas, y a configurarme en un territorio que me hace suyo, con su diversidad cultural, como parte de todo lo nuestro. Entender que la vida es del color que le queramos impregnar y que así sea rosa, gris o amarilla siempre traerá consigo una experiencia que vale la pena albergar.

    El hombre condena su propia muerte al ayudar a los hombres a llegar a la verdad”.

    Platón.

    Si me permitieran decidir, lo haría igual. Viviendo lo que creo que decido y disfruto, llenándome de cada aire de vida que llegue a mí. Decidir acompañar mi trayecto de los seres que amo —aunque ellos no me quieran amar—. Respetar sus decisiones, aún al estar seguro que no son determinantes. Y entender que la vida es el diario que todos podemos rayar, como decisión de vida impuesta o racional. Qué si decidimos con amor, podremos entregar al mundo dosis de él, para que cuando alguien quiera decidir —o decidan por él— solo nos quede una misma intención: la de querer creer que decidimos, aún sin desconocer nuestra realidad.

    Yo decidí que quiero amarte, y por eso concluyo este texto con un manifiesto a la soledad: 

    Me he desgastado regalándole amor al mundo, expresando de mí lo más puro. Me duele saber que nadie quiera tanto amor que estoy dispuesto a entregar porque en mi cuerpo está quedando grande —también— hasta el borde de quedarme solo, repletito, y vacío al mismo tiempo. Que cada gesto, expresión, o palabra lo expreso desde mi más sincero sentir. Qué deseo amar —o amarte— sin sentir preocupación alguna. Que como cualquier ser humano, mundano, necesito reciprocidad. Que vivo un mundo en soñarte e idealizarte. Que quiero configurar mi entorno contigo.

    Que me siento dueño de lo que te entrego, porque sencillamente me lo has hecho sentir. Que quiero mi vida junto a ti, feliz, y sin miedo a comprometer mi libertad. Que te amo porque te conozco desde hace rato y porque vi en ti lo que en nadie más ha visto. Que deseo un sí como consecuencia de un futuro, de una vida materializada en sueños. Que despierto besándote y sintiéndote lejos, pero deseando tenerte al rincón de mi almohada y compartiendo un aliento de vida.

    Me duele saber que es NO, pero creo que quizá luego sea un sí. Y por ello estoy acá, contigo, buscando una respuesta que subsane mi alma. Te veo ahí, tan tú sin mí, y lleno de ti; y me castigo al desearte cada vez más. Te veo tan lleno de vida, seguro de ti, y perfecto; que me muero de ganas por complementar lo que quizá no te haga falta.

    Me siento abrumado sin ti, deseando cada parte de tu cuerpo. Me siento sin ti a menos de un metro de distancia, acariciando tu pelo. Me siento lejos y te extraño en el mismo espacio terrenal. Amo todo de ti, tu sonrisa fugaz, tu inocencia ante al mundo. Amo verte sonreír y callar. Amo tus expresiones sinceras y tu forma de quedarte dormido sin más. Tu ternura al concebir el sueño, tus gestos de placer e inocencia al sentirte tranquilo. Deseo regalarte eso, tranquilidad y seguridad. Deseo que seas libre y feliz, junto a mí. Deseo despertarte con un beso, tierno, y amoroso. Deseo que sigas siendo todo para mí, y que además puedas entenderlo.

    Te amo y aunque no estés dispuesto, ya lo decidí. Te amo porque con tu forma de ser me ensañaste a hacerlo. Te amo porque sos el mejor ser humano y más maravilloso que jamás antes pude conocer. Te amo porque respetaste que te entregara mi amor y creo que te cargaste de él, aunque determinaras una posición de negación que nunca voy a estar dispuesto a entender. Te amo porque naciste para ser amado, y te lo mereces. Porque sos el ser más maravilloso del mundo y me siento afortunado de conocerte. Te amo porque proyectas amor y bienestar, porque tu esencia no da más a la gente que amarte; y te amo porque me permites ser tu amigo y expresarte el amor más sincero que un ser humano pueda entregar.

    No quiero terminar un cuento sin empezarlo a vivir, pero quiero saber que por si algún día me lees, este momento de mi vida fue tuyo —como muchos otros más— y que te robaste mi mayor capacidad: la de amar.

    Por eso hoy escribo con dolor el manifiesto más duro: el de un luto a un amor, que no decidí sentir. 

    -->

    Una alegoría al reflejo de quienes creemos ser. 

    Hay preguntas en la vida para las que nunca vamos a estar preparados; quizá mucha gente pueda afirmar lo contrario —y con justa razón—; sin embargo, desde mi realidad me atrevería a considerar que el ser humano nunca puede ser determinante frente algo, por más convicción que adule tener. Somos entes y sujetos con miradas subjetivas, pensamos de formas diferentes y tenemos un montón de demonios internos qué día a día tratamos de librar. 

    Si me preguntaran que si estoy preparado para morir mi respuesta sería un rotundo NO. Y aun así, no descarto la posibilidad de algún día poder llegar a decir que sí, aunque el ritual a la muerte me llene de fastidio y desesperación.

    Pero bueno, no quiero seguir siendo melodramático y por eso esta entrada no necesariamente hablará sobre la muerte; sino más bien de lo vivos que estamos y de todas esas decisiones de vida, sujetas a contextos y experiencias, que —quizá— pueden ayudarnos a ver el mundo desde una perspectiva mejor.

    A mis ocho años de vida, más o menos, detestaba las lentejas, más aún si el mismo plato de sopa iba acompañado de papa cocinada. Era un karma, para mí, un niño que quería ser autónomo y no podía. Tenía que tragarme literalmente un plato de esos, con morro y todo, qué sirven en Antioquia para que el niño quedara bien alimentadito.

    Cuando pude —o creí— decidirlo, lo hice. Decidí que no comería más lentejas y que, así eso representara un conflicto interno y familiar, en mi casa tenían que entender que no me gustaban ni las lentejas ni la cebolla.

    El tiempo transcurría y cada día que pasaba me daba cuenta que mis acciones siempre estaban sujetas a las determinaciones familiares, ya no era solo el plato de lentejas o la ensalada con cebolla, sino el tipo de música que escuchaba, los afiches que pegaba en mi habitación y la fe católica que me inculcaron hasta más no poder. Como todo adolescente y joven, tuve que lidiar con un montón de procesos difíciles en mi hogar y represiones ante el mundo, porque aunque estaba seguro que podía ser determinante y tomar mis propias decisiones, la vida —y mi familia— se encargaban de mostrarme todo lo contrario.

    A medida de que pasaron los años logré asumir un poco más de “independencia” y creí tener mi vida bajo control; sin embargo, me di cuenta tiempo después que las acciones y determinaciones muchas veces estaban sujetas a contextos que no escogí vivir, ni sentir, pero que simplemente llegaron.

    Enamorarme de las personas menos indicadas y disfrutar siempre la experiencia, por compleja que la misma sea. Nacer, crecer y construirme en un territorio que no escogí. Representarme y adaptarme a un concepto con el que decidieron nombrarme, para darme una identidad propia —o personal—, y aprender a vivir con el deseo de comerme un mundo al que ni siquiera decidí venir.

    Aun así, aprendí a besar mis raíces sin conocerlas, y a configurarme en un territorio que me hace suyo, con su diversidad cultural, como parte de todo lo nuestro. Entender que la vida es del color que le queramos impregnar y que así sea rosa, gris o amarilla siempre traerá consigo una experiencia que vale la pena albergar.

    El hombre condena su propia muerte al ayudar a los hombres a llegar a la verdad”.

    Platón.

    Si me permitieran decidir, lo haría igual. Viviendo lo que creo que decido y disfruto, llenándome de cada aire de vida que llegue a mí. Decidir acompañar mi trayecto de los seres que amo —aunque ellos no me quieran amar—. Respetar sus decisiones, aún al estar seguro que no son determinantes. Y entender que la vida es el diario que todos podemos rayar, como decisión de vida impuesta o racional. Qué si decidimos con amor, podremos entregar al mundo dosis de él, para que cuando alguien quiera decidir —o decidan por él— solo nos quede una misma intención: la de querer creer que decidimos, aún sin desconocer nuestra realidad.

    Yo decidí que quiero amarte, y por eso concluyo este texto con un manifiesto a la soledad: 

    Me he desgastado regalándole amor al mundo, expresando de mí lo más puro. Me duele saber que nadie quiera tanto amor que estoy dispuesto a entregar porque en mi cuerpo está quedando grande —también— hasta el borde de quedarme solo, repletito, y vacío al mismo tiempo. Que cada gesto, expresión, o palabra lo expreso desde mi más sincero sentir. Qué deseo amar —o amarte— sin sentir preocupación alguna. Que como cualquier ser humano, mundano, necesito reciprocidad. Que vivo un mundo en soñarte e idealizarte. Que quiero configurar mi entorno contigo.

    Que me siento dueño de lo que te entrego, porque sencillamente me lo has hecho sentir. Que quiero mi vida junto a ti, feliz, y sin miedo a comprometer mi libertad. Que te amo porque te conozco desde hace rato y porque vi en ti lo que en nadie más ha visto. Que deseo un sí como consecuencia de un futuro, de una vida materializada en sueños. Que despierto besándote y sintiéndote lejos, pero deseando tenerte al rincón de mi almohada y compartiendo un aliento de vida.

    Me duele saber que es NO, pero creo que quizá luego sea un sí. Y por ello estoy acá, contigo, buscando una respuesta que subsane mi alma. Te veo ahí, tan tú sin mí, y lleno de ti; y me castigo al desearte cada vez más. Te veo tan lleno de vida, seguro de ti, y perfecto; que me muero de ganas por complementar lo que quizá no te haga falta.

    Me siento abrumado sin ti, deseando cada parte de tu cuerpo. Me siento sin ti a menos de un metro de distancia, acariciando tu pelo. Me siento lejos y te extraño en el mismo espacio terrenal. Amo todo de ti, tu sonrisa fugaz, tu inocencia ante al mundo. Amo verte sonreír y callar. Amo tus expresiones sinceras y tu forma de quedarte dormido sin más. Tu ternura al concebir el sueño, tus gestos de placer e inocencia al sentirte tranquilo. Deseo regalarte eso, tranquilidad y seguridad. Deseo que seas libre y feliz, junto a mí. Deseo despertarte con un beso, tierno, y amoroso. Deseo que sigas siendo todo para mí, y que además puedas entenderlo.

    Te amo y aunque no estés dispuesto, ya lo decidí. Te amo porque con tu forma de ser me ensañaste a hacerlo. Te amo porque sos el mejor ser humano y más maravilloso que jamás antes pude conocer. Te amo porque respetaste que te entregara mi amor y creo que te cargaste de él, aunque determinaras una posición de negación que nunca voy a estar dispuesto a entender. Te amo porque naciste para ser amado, y te lo mereces. Porque sos el ser más maravilloso del mundo y me siento afortunado de conocerte. Te amo porque proyectas amor y bienestar, porque tu esencia no da más a la gente que amarte; y te amo porque me permites ser tu amigo y expresarte el amor más sincero que un ser humano pueda entregar.

    No quiero terminar un cuento sin empezarlo a vivir, pero quiero saber que por si algún día me lees, este momento de mi vida fue tuyo —como muchos otros más— y que te robaste mi mayor capacidad: la de amar.

    Por eso hoy escribo con dolor el manifiesto más duro: el de un luto a un amor, que no decidí sentir. 

  • Vida

    Oscuro

    Comprendí, entonces, que el periodismo no es ese oficio que todo el mundo quiere leer en el diario momentáneo;(...)

  • Vida

    Uno de ellos, los millonarios de Instagram

    "¡Auxilio!, ¡me están siguiendo!" es una expresión que probablemente nos asusta y nos genera terror. Nadie, en la calle,(...)

  • Vida

    Un cuento sin ogros ni brujas

    No es de extrañar que la realidad supere la ficción, por eso las historias reales también pueden ser los(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

3

"A veces llega a tu vida alguien distinto, alguien que te(...)

5.616 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. …………………..
    ………………MAS MAS MAS ……………….
    …………………HOLA HOLA HOLA …
    ……………….PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  2. …………………..
    ……………………………….
    …………………HOLA HOLA HOLA …
    ……………….PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  3. …………………………
    …………………HOLA HOLA HOLA …
    ……………….PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  4. ……………..HOLA HOLA HOLA …
    ……………….PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  5. ………………..
    ……………….PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  6. …………..PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA …….
    ´´´´´´´´´´´´´…………….

  7. …………..PARA SER UN ANGEL NO NECESITAS ……………..
    …TENER ALAS SIMPLEMENTE HAY QUE……….
    … SER MUY ESPECIAL EN LA VIDA DE…..
    ……….. ALQUIEN Y ESTAR EN SU CORAZON………
    . POR EL RESTO DE SU VIDA ………

  8. ..,…….
    ……MAMS MAS MAS
    …………..
    …………NO TE RINGAS SI EL CAMINO …..
    …………ANTES TI PARECE DIFICIL SOLAMENTE………….
    …………. RECUERDA LA META QUE TE MOTIVA ……..
    ……………………..A COMENZAR……………
    …………….MAS MAS MAS ……

  9. ..,…….
    ……
    …………..
    …………NO TE RINGAS SI EL CAMINO …..
    …………ANTES TI PARECE DIFICIL SOLAMENTE………….
    …………. RECUERDA LA META QUE TE MOTIVA ……..
    ……………………..A COMENZAR……………
    …………….MAS MAS MAS ……

  10. ..,…………..
    …………NO TE RINGAS SI EL CAMINO …..
    …………ANTES TI PARECE DIFICIL SOLAMENTE………….
    …………. RECUERDA LA META QUE TE MOTIVA ……..
    ……………………..A COMENZAR………..

  11. ………………………
    ………….AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA…………….
    ……………..SI ALGUIEN PUEDE HACERLO YO …………..
    ………..TAMBIEN PUEDO Y SI NADIE PUEDE ………….
    …………….YO SERE EL PRIMERO …..

  12. …. ……………….
    …………..
    ……………..HOLA ….GRAN VERDAD …………..
    …………NO IMPORTA CUANTOS FAVORES…………..
    …………. HAGAS LA FINAL TE JUZGARAN………….
    ……. POR EL QUE NO HICISTE …….

  13. …. ……………………….
    ……………..HOLA ….GRAN VERDAD …………..
    …………NO IMPORTA CUANTOS FAVORES…………..
    …………. HAGAS LA FINAL TE JUZGARAN………….
    ……. POR EL QUE NO HICISTE …….

  14. ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? ?  ? ? ?  ? ? ? ? 

  15. ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? ?  ? ? ?  ? ? ? ? 

  16. ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? ? 

  17. ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 

  18. ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ?  ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 
    ? ? ? ? ? ? 

  19. Cuando tenía cinco años, mi madre me dijo que la felicidad es la clave de la vida. Cuando fui a la escuela, me preguntaron que quería hacer cuando fuera grande. Yo escribí que ‘feliz’. Me dijeron que no había entendido la tarea y yo les dije que ellos no entendían la vida

  20. ….LOS GRANDES CAMBIOS SIEMPRE …
    ………………………..
    ……………VIENE ACOMPAÑADOS DE UNA………..
    …………..FUERTE SACUIDIDA…..
    …………NO ES EL FINAL DEL MUNDO….
    ….. ES EL INICIO DE UNO NUEVO .

  21. ….LOS GRANDES CAMBIOS SIEMPRE …
    …………………….
    ………..MAS MAS MAS …….
    …………..VIENE ACOMPAÑADOS DE UNA………..
    …………..FUERTE SACUIDIDA…..
    …………NO ES EL FINAL DEL MUNDO….
    ….. ES EL INICIO DE UNO NUEVO .

  22. ….LOS GRANDES CAMBIOS SIEMPRE …
    …………
    MAS MAS MAS …….
    …………..VIENE ACOMPAÑADOS DE UNA………..
    …………..FUERTE SACUIDIDA…..
    …………NO ES EL FINAL DEL MUNDO….
    ….. ES EL INICIO DE UNO NUEVO .

  23. ….LOS GRANDES CAMBIOS SIEMPRE …
    ……………….
    …………..VIENE ACOMPAÑADOS DE UNA………..
    …………..FUERTE SACUIDIDA…..
    …………NO ES EL FINAL DEL MUNDO….
    ….. ES EL INICIO DE UNO NUEVO .

  24. He fallado más de 9000 mil tiros en mi carrera. He perdido casi 300 partidos y en 26 ocasiones pude hacer la canasta que ganara el partido y fallé. He fracasado una y otra vez en mi vida. Y por esa razón he triunfado

  25. …………………………….
    …………… MAS MAS MAS

    …………..RODEATE DE MUJERES QUE …
    …….HABLEN DE IDEAS SUEÑOS Y ………..
    ….METAS NO DE LAS QUE HABAL……
    ………….MAL DE OTRAS MUJERES……..

  26. ..QUE NO TE IMPORTE LO QUE LOS …………………
    ……..DEMAS OPINEN TU VIDA ES COMO…….
    …… UN LIBRO CERRADO DEL QUE LOS DEMAS …
    ………..SOLO VEN EL TITULO PERO LA VERDAD ……
    …………SOLO LA SABER TU ….

  27. ……LA VIDA Y EL TIEMPO SON LAS MEJORES MAESTRAS ……………
    …………..LA VIDA ……….
    ………NOS ENSEÑA APROVECHA EL TIEMPO ……….
    …………….EL TIEMPO ………
    …………..LOS ENSEÑA A VALORAR LA VIDA …..