Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog
La corte suprema de justicia, el único órgano de los tres poderes públicos no elegido por voto popular, está cuestionando la legitimidad de la ley de reelección que permitió un segundo mandato del presidente Uribe. A pesar de que la respuesta del presidente de repetir las elecciones del 2006 parece salida de tono, lo que pretende es lograr no solo cuestionar dichos juicios políticos de una corte que quiere legislar desde los estrados judiciales, una de las críticas que se le hacen a todas las cortes supremas con poderes y atribuciones similares (Basta ver las constantes críticas al poder legislativo que se ha auto-otorgado la corte suprema de los Estados Unidos), sino demostrar claramente una verdad que la oposición y el estado colombianos a veces parecen complacientemente y acomodadamente ignorar: La democracia es un juego de poder.
En el dilema del político de Barbare Geddes, una de las obras que estudian más claramente la cultura política latinoamericana, pero en particular la esencia del funcionamiento político de un sistema de gobierno, explica claramente lo siguiente: “ El presidente de una nación, así como sus compañeros de coalición, se enfrentan a un conflicto desquebrajado entre su propia necesidad inmediata de supervivencia política y unos intereses colectivos de más largo plazo para el desarrollo económico y la estabilidad institucional del régimen político. Ese es el dilema del político”. En Colombia la oposición está no solo ignorando la institucionalidad sino la realidad del juego político y de la democracia, juego que todos ellos conocen a la perfección pero que usan a su antojo para obtener ganancias políticas frente a un líder que en el proceso electoral, que al final es el que le da legitimidad al gobierno, parece imposible de derrotar.
Frente a este dilema tan claro se enfrentan todos los gobernantes del mundo. Los compromisos políticos son necesarios para el funcionamiento de la democracia y sus instituciones. Quienes están en el poder son individuos que tienen sus propios intereses y representan grupos de interés que tienen un nivel de influencia en la sociedad. En términos generales, el gobernante tiene el interés de mantenerse en el poder, y sus opositores de evitar que se mantenga. El presidente Uribe, para poder continuar con la transformación política y económica de Colombia tenía que garantizar la posibilidad de que su permanencia en el poder fuera posible de manera constitucional, nunca intento hacerlo de otra forma, dejando sin piso las acusaciones absurdas de la oposición sobre dictaduras y autoritarianismo. El gobierno hizo lo que cualquier gobierno en el mundo hace para promover sus políticas e intereses particulares, que, como los resultados en las urnas lo demuestran, son los intereses de la nación en general. La política es sobre compromisos, mutuos beneficios que permitan lograr acuerdos. Los Demócratas lo intentaron con Bush para aprobar el TLC con Colombia y por Bush no ceder entonces no hubo TLC. Los españoles con las leyes que permitieron la Autonomía de las regiones a cambio de mayores compromisos en el manejo de los botines políticos locales y su respeto por la unidad nacional. EL Gobierno para poder continuar con su proyecto político necesitaba influir las fuerzas políticas en juego para lograr un acuerdo que permitiera su continuidad en el poder y llenara las aspiraciones de aquellos grupos con intereses particulares. Lo importante es que se haga dentro de un marco legal que no lleve a manejo indebido de fondos, corrupción o debilitamiento de las instituciones, como en efecto nadie puede probar que haya ocurrido con el episodio de la reelección.
Y lo más importante de todo es que la prueba más grande de la importancia de este cambio y el medidor verdadero de la conveniencia de ello, son las elecciones donde el pueblo expresa su voluntad popular, que abrumadoramente, como nunca antes en Colombia, apoyó el proyecto político de un presidente que hizo lo que cualquier político en el mundo haría, dentro del marco constitucional y democrático, para mantenerse en el poder y así mantener sus esfuerzos, refrendados por el elemento más importante de la democracia, que es el pueblo,  para continuar su proyecto de nación en Colombia. Muchas decisiones se toman dentro del juego político sin que el más afectado por ellas, que es la población, pueda tomar parte en ellas. Esta decisión, que cambió y está cambiando la historia de Colombia, se logró a través de la política y su juego de poder, pero se refrendó y consolidó con el apoyo total de ese que llaman el constituyente primario, por lo que a pocos hoy les queda duda que fue una buena decisión para Colombia.
(Visited 114 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

Mi nombre es Adolfo Ramírez. Soy consultor y tengo un master en Diplomacia y Relaciones Internacionales. Me apasiona la politica internacional, latinoamerica y Colombia. Convencido de la necesidad de abrir siempre el dialogo a todas las opiniones.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

 Sebastián Chacón Marín  Director Escuela de Negocios y Desarrollo Internacional  del Politécnico(...)

2

Parece que los grandes directores se encuentran en una fase de(...)

3

*Los nombres y algunos detalles han sido cambiados para proteger la(...)

11 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. 3- Su ataque hacia la corte suprema como cargo publico no sujeto a elecciones populares carece de argumentos, debido a que pareciese que usted desconoce que para ser magistrado se necesita tener conocimiento de las leyes y tener academia… y seria bastante peligroso que el publo termine escogiendo a un embolador o a un gamonal de finca a un cargo en el que se requiere una formacion especifica y exaustiva y practica en el derecho, los magistrados estan donde estan porque han dedicado su vida al estudio de la ley y por eso no se dejan comprar por el pan y circo que ha montado el actual gobierno… para estar en un cargo publico no siempre toca dar lo que el pueblo quiere, porque el pueblo muchas veces esta equivocado. la corte es el unico contrapeso que queda para equilibrar un juego abusivo de poder y muchos colombianos como yo esperamos que sepan defender la constitucionalidad y la estabilidad del pais.
    ——–

  2. 2- Usted desconoce que de acuerdo a la constitucion politica de colombia (creada por una asamblea constituyente elegida por el pueblo) redacto una carta magna en la cual se preveeron casos en los que alguien quisiese perpetuarse en el poder y por eso prohibio la reeleccion… la manera de refutar la constitucion fue a traves de el procedimiento que se siguio, de todas maneras, con el caso de Yidis Medina se nota que el procedimiento no se siguio con la transparencia exigida por las leyes y la corte constitucional y la suprema estan en la obligacion de velar que los procesos se lleven a cabo con transparencia y acordes a la ley. Al ver que esto no se hizo, la reeleccion seria vista con anti-constitucional.

  3. Adolfo, no estoy nada de acuerdo con su escrito por varios puntos.
    1- Usted aduce que el 85% de Colombianos eligieron a Uribe, lo cual es falso.. 85% de colombianos que votaron votaron por Uribe, pero estamos hablando de unas elecciones en las cuales hubo un abstencionismo del 60 %… entonces es irresponsable decir que la mayoria de colombianos votan por uribe cuando la mayoria se entiende que es la mitad 1 de la poblacion.. el 85% del 40% de la poblacion que voto no es la masa representativa para su argumento (40/100*85= 34%) a mi un 34% no me parece una mayoria determinante para salir a decir que el pueblo apabuyantement eligio a Uribe, mas si hay denuncias de gente amenazada para que no votara por parte de grupos paramilitares… Esa legitimidad del gobierno de Uribe que usted tanto defiende es una ilusion, un falso positivo mas de los de este gobierno.

  4. Como bien dice el autor del blog, todas las democracias del mundo realizan procesos de negociación entre los diferentes partidos políticos. Ejemplos miles: Sarkozy ofrece ministerios a los socialistas opositores con el objetivo se sacar adelante las reformas económicas de su programa de gobierno. Zapatero negocia apoyos con casi cada uno de los partidos políticos españoles, la mayoría le piden a cambio que se incluyan en los presupuestos del estado gastos que quieren llevar a cabo en sus comunidades autónomas así como cargos en puestos oficiales. Mientras esto es normal en el juego de la política mundial, ahora en Colombia resulta que es un delito y no solo eso sino que también implica que la voluntad del 85% de los votantes colombianos vale menos que la posición de 8 magistrados que no han sido elegidos por el pueblo y que pretenden desconocer de un plumazo los grandes logros en materia de seguridad y las consecuencias en la economía del país que éstos representan.

  5. Se esconde tras su escrito una muy antigua proposición. Aquella de que el fin justifica los medios. En este caso el fin, según su ingenua perspectiva, es la supuesta búsqueda de ‘la transformación política y económica de Colombia’ por parte de un mesianico personaje llegado a la presidencia, y los medios: el cohecho, la manipulación y la desinformación, los cuales son definidos por usted como ‘juegos políticos’. Pero aunque los nombre de otra forma y aunque invoque su amplia aplicación en otros sistemas también corruptos, no dejan de ser lo que son, delitos. Así que lo que usted trata de justificar no es más que la aplicación de esta vieja fórmula asegurando además que está legitimada por el voto posterior de muchos ciudadanos, como si lo que se hubiese votado fueran esas deplorables actuaciones orquestadas por el mandatario y su séquito. La ilegalidad no se legitima con el voto y la aplicación recurrente de la mencionada fórmula es propia de totalitaristas y dictadores.

  6. carlosan27

    Lo que pretenden estos mercachifles de la corte es venderle a través de sus fallos el poder a los politiqueros del liberalismo y los delincuentes del polo, ya que por la vía democrática no pueden llegar a el, !!! no faltaba mas 8 ladronzuelos sustituir la voluntad de del 85% de los colombianos.!!! hay que destituir investigar y encarcelar a esos hampones togados.

  7. herejiaeconomica

    Una cosa es la política para tomarse el poder, otra las políticas sociales que un presidente puede hacer por su libre mandato, y otras las políticas económicas, digámoslo así, de “obligatorio cumplimiento” por la influencia internacional, que nadie ve pero que actúa, complementada por la influencia de la teoría económica, que “todos aceptan” inconscientemente, aunque sepan o no economía. Ejemplo de ello son las creencias en que hay que subir la tasa de interés, o disminuir el gasto público, o que el gobierno no puede emitir. Y en estas políticas, todo gobernante “tiene que hacer lo mismo”, y no habría diferencia entre los diferentes candidatos. A todos los candidatos les tocaría hacer lo mismo. Luego en estas condiciones, ¿Cual candidato se prefiere?. Es ahí donde entra la democracia, y es ahí donde el pueblo manifiesta sus preferencias. Si ven un desastre en lo social, es culpa de todos, pues en esas políticas de obligatorio cumplimiento está la causa.

  8. herejiaeconomica

    No soy abogado ni político, soy, lo que podríamos llamar, del pueblo. y como puro pueblo, me siento ampliamente atropellado por los abogados y por los políticos. de alguna manera hemos sabido, sin tener que demostrarlo que los políticos esperan su momento oportuno para negociarle prebendas al gobierno. siempre ha sido así, y me siento atropellado cuando me dicen que soy un bruto porque no entiendo porqué ahora si es un delito, y antes no. y que el 90% de la población es bruta porque lo dice el resto. me parece, que la votación que aprobó el acto sigue siendo válida, por aquello de “en consciencia”, al menos en ese momento, y además, en la votación que eligió a uribe se ratifica la voluntad popular. a riesgo de seguir siendo bruto, creo que la democracia, aunque no es la mejor forma de acertar, si es la mejor forma de equivocarse. y también aprendí que la democracia es las mayorías. por tanto, pido respeto con el pueblo, a los muy honorables abogados y políticos.

  9. lectordeeltiempo

    Los estadounidenses deberían hacerle a uribe lo que le hicieron al dictadorzuelo noriega. No hay forma de pedirlo en extradición. Cometió delitos cuyas pruebas están publicadas en páginas web de la universidad george washington y provienen de documentos ya desclasificados de la agencia de inteligencia militar de los estados unidos:”82.álvaro uribe vélez-un político colombiano dedicado a la colaboración con el cartel de medellín a los más altos niveles del gobierno. uribe estuvo ligado a negocios de narcóticos en los estados unidos… uribe ha trabajado para el cartel de medellín y es amigo íntimo de pablo escobar gaviria. ha participado en la campaña política de escobar para alcanzar la posición de congresista suplente….” el prontuario de narcotraficante está en http://www.gwu.edu/~nsarchiv/nsaebb/nsaebb131/index.htm y y http://www.gwu.edu/~nsarchiv/NSAEBB/NSAEBB131/dia910923.pdf y el paramilitar en http://www.gwu.edu/~nsarchiv/nsaebb/nsaebb217/index.htm ¡nsaebb/nsaebb en mayúsculas!

  10. Mantillita

    Hay que reconocer los logros de la política de Seguridad democrática de Uribe, pero no más, en lo social es catastrófico. Los únicos que ganaron en los últimos cinco años son los banqueros. No hay que olvidar que un verdadero proyecto político es aquel que es capaz de montar un modelo de gobierno en cabeza de un partido y no de una persona; es decir que si Uribe falta se acaba todo lo logrado hasta ahora, y esa es la excusa perfecta para mantener a este señor en el poder. Creen ustedes que no hay nadie más en este país que pueda manejarlo. Grave pensamiento, yo imagino a un Vargas Lleras en el poder que es más frentero que el mismo Uribe.Tampoco hay que olvidar lo que se ha destapado del gobierno con los narcos y paramilitares, lo cual deslegitima su autoridad moral, así convoque diez referendos más para legitimarse.(Turbay = Estatuto de Seguridad, Belisario = Toma de Palacio, Samper = 8000, Gaviria = Catedral, Patrana = Caguan y Uribe = AUC)

  11. luchocandela

    hitler le esta quedando en pañales a uribe, si algo sabemos de historia,,, sabemos que los dictadores se formaron con una democracia disfrazada y con una seguridad democratica conformada por un gran ejercito, los grandes dictadores arrancaron por ahi, sin contar con la gran propaganda que los ubica alto en las encuestas usando el aparato estatal, y utilizando la mentira como arma de desinformacion y descalificacion de la oposicion, esas son las caracteristicas de un dictador en ascenso como uribe…….

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar