Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Reinventarse es la palabra de moda en tiempos de pandemia. Algunos ya están incluso cansados de oírla. Inventar de nuevo. Eso significa la palabra reinventar. Nos reinventamos cuando renacemos con algo novedoso, diferente, que no era quizá lo que esperábamos. Se reinventa quien se transforma, quien emerge con ideas renovadoras, pero también quien con su experiencia crea para sorprender y sorprenderse. Algo que no es nuevo para quienes emigramos. Lo hemos hecho muchos cuando hemos partido. Cuando hemos dejado nuestros hogares, nuestra patria, nuestras profesiones.

Se han reinventado todos aquellos que han dejado atrás una vida y le han dado “reset”, un nuevo comienzo, en un país extranjero, la mayoría de las veces en ambientes hostiles o por lo menos diferentes. Algunos buscando alternativas, crecimiento o sueños, otros porque no han tenido opción.

Mi abuelo, Plinio Mendoza Neira, activo liberal, abogado y quien había sido ministro de Defensa en Colombia, tuvo que salir del país y exiliarse en Venezuela por ser perseguido político de la violencia que se desató después el 9 de Abril de 1948. Allí se tuvo que reinventar para sacar adelante su familia de 7 hijos, pues no podía ejercer el derecho. Así, fue editor de importantes publicaciones, enseñándoles a sus hijos el oficio. Gracias a ello quizá, dejó una descendencia de periodistas y editores

Desde que salí de Colombia he conocido mucha gente que se ha reinventado. Es el caso de  un ingeniero en la Florida, quien tenia un próspero negocio automotriz en Colombia y por culpa de la violencia del narcotráfico, en los años 90, tuvo que emigrar a Estados Unidos con un par de maletas, deudas, su familia y las ganas de salir adelante. Allí compró una podadora y empezó a cortar el pasto en las casas de Weston. En poco tiempo montó un exitoso negocio de diseño de jardines.

En México, una mujer  con pocas ganas de quedarse sólo de ama de casa, que es la opción para la mayoría de las mujeres de los empresarios expatriados de industrias multinacionales, venia del sector financiero e intentó, con poca suerte, en un país machista, conseguir un cargo ejecutivo en un banco. Pues con las uñas,  a punta de trámites y muchas trabas, empezó a importar panty medias colombianas, logrando entrar a las grandes cadenas de tiendas de ese país.

Una muy buena amiga también con una exitosa carrera de marketing en el sector financiero, hoy en día dirige un programa de español para niños con gran reputación en Maryland.

Tantas historias que en más de 20 años he sido testigo, he vivido, me han tocado. Muchos abogados, médicos, odontólogos que han tenido que volver a empezar sus carreras y trabajar en otras áreas para obtener su certificación y poder ejercer en este país. Muchos no lo logran. Básicamente tienen que empezar de cero. Tienen que pasar tediosos y muy difíciles exámenes para los cuales se preparan por meses. Fue el caso de mi marido y varios de sus amigos, quienes después de mucho esfuerzo, muchas horas sin dormir, cursos y sacrificios, pueden ahora tener sus propias prácticas. Para ellos toda mi admiración y respeto.

También conozco el caso de una ortodoncista, quien por amor dejó una practica profesional en México exitosa, se vino para Estados Unidos a trabajar como técnico dental y actualmente prepara sus exámenes para poder certificarse como odontóloga. El amor lo puede todo. No hay duda. Para ella el reinventarse es “la oportunidad de un nuevo inicio, es saber que los seres humanos tenemos la capacidad para empezar las veces que la vida te presenta situaciones inesperadas o planeadas, las  que siempre vienen acompañadas de fuertes sacudidas y que a pesar de esto siempre, con amor, FE, constancia y dedicación lo puedes lograr”. Así dice que a su hija, que hoy se gradúa de bachillerato, se lo recuerda constantemente.

Reinventarse entonces es esa capacidad que tenemos los seres humanos de renacer y que debemos usar en medio de esta pandemia. Estos ejemplos de vida de compatriotas me lo recuerdan ahora. Quizá a muchos nos toca reinventarnos ahora de nuevo. Nuestros negocios con esta pandemia no volverán a ser lo que fueron en mucho tiempo. Pero aferrase a lo que fue, no tiene mucho sentido. Es como cuando, como extranjeros, nos quedamos con la nostalgia y no nos sabemos adaptar a lo nuevo, a los retos de un país diferente. Hoy se nos vino encima este virus que no esperábamos y arrasó no solo con la salud de muchos que mueren solitarios, sino también con el modo de vivir de la mayoría. Nos queda entonces la creatividad para salir adelante y volver a crear. A resurgir se dijo.

(Visited 651 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

Periodista por vocación, profesión, herencia y designio, quien se tuvo que reinventar cuando se casó y se fue de Colombia, primero a México y después a Estados Unidos. En Colombia dirigió programas de Tv como ‘Pilísimo’, ‘Debates Caracol’ y ‘Personajes’. Hoy en día, vive en El Paso, Texas con su esposo y sus dos hijas. Es propietaria de una franquicia muy exitosa que ofrece clases de arte para niños, que la mantiene ocupada y feliz. Proviene de una familia de periodistas, la mayoría mujeres de esas que se adelantaron a su tiempo. Creativas y de carácter fuerte. Es alérgica al ajo y a los lagartos.

Más posts de este Blog

  • Sin categoría

    Para mis amigos trumpistas

    Estimada amiga o amigo trumpista: Me veo obligada a escribir de nuevo sobre este tema, a pesar de que(...)

  • Sin categoría

    Mi voz es mi voto y mi voto es mi voz

    Desde Texas, USA... Una frase muy de moda por estos días por aquello de las clases virtuales es “apaga(...)

  • Sin categoría

    ¿Patria para qué?

    ¿Me pregunto para qué sirve el patriotismo? De acuerdo con el diccionario de la Real Academia de la Lengua,(...)

  • Vida

    Cuando los hijos se van

    Solo se escucha el ruido del silencio. No se oyen carcajadas, ni gritos, ni música a todo volumen, ni(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

3

"Hay un sabio dicho que dice que las heridas no duelen(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. diseno joyas

    Reinventarse, maravilloso!! Descubrir que podemos hacer más de lo que pensábamos y saber que tenemos mas capacidades de las que creíamos, no quedarse en un solo sitio a nivel mental y energético. En donde vivo descubrimos que había que trabajar más con la tierra y en comunidad, que no eran solo palabras de una carreta espiritual sino que era una realidad. Todo el tiempo aprendiendo!! Gracias por esas palabras y mi administración y respeto a los inmigrantes.

  2. mauriciomendo0515

    Es cierto lo que dices. Los que emigraron tienen ya la experiencia y ventaja de haberse re inventado cuando salieron. A otros muchos nos tocó repentinamente y a la fuerza, debido a la pandemia. Especialmente a los profesionales independientes involucrados en el giro creativo, quienes al no tener ningún sueldo o ingreso garantizado, ni tampoco formar parte de “Los más necesitados” (aunque muchos podríamos debatir ese concepto), quedamos literalmente en el aire. ¿Cómo subsistir? Pues re invéntese mijo. Por nuestra afición culinaria, mi esposa y yo nos inventamos un producto alimenticio delicioso, nutritivo, natural, saludable y hasta exportable. ¡Fantástico! Nos dice todo el que lo prueba. Entusiasmados entramos a la página del Invima para ver cómo era lo de la certificación y Aparte de complicada, resulta que vale ¡millones de pesos! Millones que obviamente no tenemos. Debería haber la forma de aplazar este oneroso rubro, al menos temporalmente mientras el producto “despega”. Pero no, ahí tampoco hay ayudas de nada ni banco que nos tenga en cuenta. Muy complicada la situación de los profesionales de la creatividad.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar