Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

 

Dar vueltas no significa cerrar círculos. Nos hemos acostumbrado a dejar la puerta abierta, a dejar pequeños resquicios por los cuales se nos cuelan los pasados que vuelven de tarde a golpearnos como bolas de granizo cuando llueve.

Todo lo hacemos a medias como si eso nos salvara de afrontar la realidad, que tarde o temprano vendrá a tocar la puerta. Lo inconcluso es como una pequeña semilla de uchuva, que creemos insignificante, que pateamos con desdén y que al cabo del tiempo nos está tapando la ventana. Lo pendiente siempre vuelve, más gordo, más hambriento, más goloso, dispuesto a cobrar lo que le deben. Lo inacabado crece silvestre y se hace fuerte a medida que pasa el tiempo, como esos mil pesos que dejamos de pagar al banco y que con los años reaparece en forma de reporte a Datacredito. Lo irresuelto, se toma su tiempo, crece a lo lejos, invisible, imperceptible, intangible, casi etéreo, pero no por eso menos fuerte y poderoso y por eso cuando vuelve, pide el pago de contado, sin plazo, sin demora.

Como si nuestra tendencia a procrastinar fuera poco, tenemos la tendencia a no decirnos la verdad porque nos hemos comido el cuento que afrontar la realidad es síntoma de descortesía y tosquedad. Hemos convertido al tiempo en un aliado de nuestra falta de cojones, de nuestra falta de entereza para expresar lo que sentimos y sabemos. Nos gusta pasar de agache, pero en el fondo terminamos por vivir a rastras. Somos como esos dueños de mascota que miran a otro lado mientras su perro nos llena de mierda el parque, como si alguna vez no corriéramos el riesgo de ensuciarnos los zapatos.

No hemos resuelto el crimen de Mamatoco, ni la muerte de Gaitán, ni la de Galán, ni el robo de El Guavio, ni el robo de los 13.5 millones de dólares de Roberto Soto Prieto, ni la custodia de Badillo, ni Foncolpuertos, ni el desfalco a Cajanal, ni Saludcoop, ni la Caja Agraria, ni los falsos positivos, ni las masacres paramilitares, ni el asesinato de Rosa Elvira Cely, ni la de Diego Felipe Becerra, ni la de Luis Andrés Colmenares, ni el proceso ocho mil, ni la yidispolítica entre otras muchas perlas, porque nuestra justicia camina tan despacio que cuando llega nadie la reconoce porque llega convertida en injusticia.

Tal vez sea el momento de barrer debajo de la alfombra para sacar la podredumbre porque al paso que vamos, convertiremos nuestros casos no resueltos en un producto tipo exportación. Como las uchuvas.

 

¿Y si se dan una pasadita por @malievan ?

www.lalibelula.co

www.circobits.com

(Visited 1.032 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Reflexiones de a pie de un ciudadano en bus. Notas cotidianas con humor y sobretodo con dolor. Periodista, escritor de libros y novelas, Creador de Atardescentes .

Más posts de este Blog

  • Vida

    Nunca seremos olvido

    Errores comentemos todos, pero a veces lo que verdaderamente destruye es el tiempo que dejamos pasar sin pedir perdón,(...)

  • Política

    La trampa

    Hace muchos años, en algunas casas bogotanas, era muy común que en la mesa de centro de la sala(...)

  • Política

    Jodidos y radiantes

    La base del capitalismo es la divergencia, la desigualdad y la diferencia. Todos somos iguales, es decir, distintos. En(...)

  • Política

    Cuando la virgen suelta al niño

    Yo no recuerdo haber salido a marchar nunca en esta vida porque ejerzo mi derecho a disentir de maneras(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

Luego de varias elecciones infructuosas, se sella la salida de Benjamin(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar