Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

De los peores inventos que ha podido tener Facebook es el de los invitados a los grupos públicos. Antes, para ingresar a ellos la persona debía hacerse miembro. Ahora no. Ahora cualquiera se puede meter, publicar lo que quiera y desaparecer con la mayor impunidad.

Es como tener un establecimiento abierto al público que exija un carné a quienes entren, pero que de un momento a otro lo deje de hacer, abra las puertas a todo el mundo y se le cuelen unos cuantos, o unos muchos personajes indeseados.

Esos supuestos invitados son el dolor de cabeza para los administradores de grupos grandes porque se están volviendo inmanejables.

Foto Dawid Sokolowski, en unsplash.com (Facebook)

Foto Dawid Sokolowski, en unsplash.com (Facebook)

Cuando Facebook les permitió el acceso a los grupos sin tener que ser autorizados por el administrador, dijo que este último tendría la posibilidad de autorizar o negar la primera publicación que hicieran. Pero eso no es tanto así. A pesar de ello hay muchos colados.

Lo peor es que muchos de esos ‘invitados’ llegan es a hacer publicaciones no permitidas, que logran pasar todas las herramientas de administración, todos los filtros que se han puesto y resultan posteriormente eliminados por el administrador, o por el propio Facebook que, además, puede penalizar al grupo que fue víctima de ellos.

Cuando el administrador los detecta y los va a bloquear de su grupo no es extraño que le aparezca un aviso de “no se pudo bloquear a esta persona”. En algunos casos permite que se prohíba el acceso de esa persona al grupo, pero en otros no.

Y lo peor de todo es que puede publicar ‘un miembro de Facebook’, al que ni el administrador ni Facebook identifican. Cuando la aplicación elimina un contenido de uno de estos ‘miembros de Facebook’, el administrador no puede saber ni siquiera cuál fue la persona que lo hizo, para poder tomar medidas frente a ella. Solo se entera de que eso ocurrió.

Hay otras personas que buscan publicar de forma anónima y que el administrador puede rechazar en la opción de publicaciones pendientes, pero que finalmente logran evadir este control.

Veamos algunos ejemplos de alertas o comunicaciones que le da Facebook al administrador para que pueda tomar medidas:

1. “Facebook eliminó un contenido publicado por un participante”, pero no dice cuál ni da la opción de que el administrador bloquee a esa persona.

2. “XXXXXX (nombre de la persona) aprobó la solicitud de XXXXX (otra persona) para unirse al grupo”, apareció en otra oportunidad en uno de los grupos, con fecha de dos años atrás. La persona que aprobó no es administradora del grupo y en esa fecha solo se podía unir un miembro automáticamente si contestaba una pregunta que se le hacía o si el administrador lo aprobaba. ¿Cómo apareció entonces esa persona en el grupo, dos años después, aprobada por un tercero no conocido, haciendo publicaciones no apropiadas?

3. Una persona decidió publicar un aviso de venta de armas, pero cuando el administrador intentó bloquearla se encontró con que no había manera de hacerlo. Solo se pudo eliminar la publicación. La aplicación lo tenía identificado solo como “un usuario de Facebook”.

4. Otro “usuario de Facebook” publicó imágenes sexuales. Una persona indeseada que ni era miembro, ni invitado ni nada. Solo una persona que tiene Facebook y se convirtió en un ‘participante’ del grupo. Al administrador, en este caso, solo le queda eliminar la publicación con el peligro de que esa persona siga haciéndolo.

5. Con la llegada de esos ‘invitados’ se aumentó también el spam. Una de las herramientas de la aplicación permite que el spam vaya a una carpeta para que el administrador tome una decisión. Sin embargo, no le deja, por ejemplo, rechazar en un solo paso todas esas publicaciones, sino que tiene que hacerlo una por una, lo que resulta bastante engorroso en un grupo que tiene centenares de publicaciones diarias.

6. El 27 de octubre de este año, el administrador de uno de esos grupos rechazó la solicitud de participar de una persona. 15 días después tuvo que volver a hacerlo porque publicó imágenes de desnudos. ¿Cómo pudo volver a publicar esa persona si había quedado bloqueada del grupo?

Facebook debería permitir a los administradores de grupos escoger la opción de admitir o no invitados. A quienes les interesa la calidad, por encima de los clic, les serviría mucho.

Twitter: @VargasGalvis

(Visited 232 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Egresado de Comunicación Social y Periodismo de la Universidad de La Sabana. Hizo un curso de agencias de prensa en la Agencia Dpa, en Hamburgo (Alemania). Jefe de prensa y Director de Divulgación de Promec Televisión. Redactor de espectáculos, editor nocturno, redactor político, Jefe de Redacción y director de la Agencia Colombiana de Noticias Colprensa. Trabajó en la Casa Editorial El Tiempo como Editor de Actualidad, jefe de Redacción y Editor General del Periódico HOY. Fue Editor General del periódico Q'hubo de Cúcuta (Colombia). Twitter: @VargasGalvis

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

  • twitter

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Si usted, apreciado lector, es amante del buen vino y de(...)

2

A medida que avanza este periodo, se ha mostrado una predilección(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

1 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar