Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Las redes sociales son cada día más parte de nuestras vidas, dependemos de ellas casi que para todo lo que implica socializar.

Es definitivamente el medio de comunicación que todos los medios de comunicación soñaron pero nunca lograron y además de eso… ¡Gratis!

Y es que hasta los abuelos tienen redes sociales; vi hace poco un perfil de un venerable abuelito, en la foto se veía sonriente, lleno de globos y con la mirada perdida seguramente porque nadie le dijo dónde tenía que mirar en el celular.

Pensé que de repente los nietos le habrían creado su perfil para que todos viéramos lo querido que es el viejito y también inmortalizarlo de alguna manera cosa que me pareció interesante.

Debo decir y con todo el respeto que me merece el hecho de una pérdida familiar, que me impresionó un poco ver perfiles de gente que ya no está con nosotros. Si, de personas que han muerto.

Y muchos de ellos actualizados con palabras sentidas, fotos del pasado e incluso saludos de cumpleaños. Respetable pero perturbador.

A veces creo que las redes sociales como Facebook perdieron el control por por exceso de libre expresión.

Hay perfiles de gatos, perros, tortugas, lechuzas, culebras, bebés, sádicos, ladrones, políticos, fantasmas y hasta Dios tiene un perfil donde al parecer la gente le pide y el man responde.

Cuánta fe necesitamos en este mundo corrompido…

Lo cierto, y lo digo con respeto, es que cada uno es libre de abrir una cuenta de lo que quiera en redes sociales y con solo ese proceso tendrá la autonomía suficiente para darle una vida, una personalidad y hacerlo parte de esta sociedad mundial variopinta.

Pero… ¿Se imaginan si alguien (Dios por ejemplo) decidiera que es hora de separarnos y apagara las redes sociales del mundo?

¿Se imaginaron la oscuridad profunda? ¡Yo sí!.

Primero quedaríamos en estado de shock y reiniciaríamos el celular o el computador; al ver que no funciona el desespero nos invadiría porque no sabríamos si solo nos está pasando a nosotros. (Siempre tranquiliza saber que el daño es general) y una vez esto pase quedaríamos solos.

El celular dejaría de funcionar para convertirse en un simple teléfono, nuestras fotos desaparecerían y eso nos haría llorar mucho al igual que nuestros videos, historias y posts que algún día hicimos con tanta hambre de «Me gusta».

Estaríamos confundidos, sin rumbo, y lo peor es que no tendríamos a quién contarle porque nuestros seguidores ya no estarían para opinar.

Ya no tendríamos por qué mirar el celular como primera acción del día, tampoco sabríamos qué está pasando en el mundo de primera mano, nos tocaría esperar a que comiencen las noticias.

Nuestro círculo social se cerraría a las personas que nos rodean y pues no tendríamos más opciones que prestarles atención, así que hablaríamos.

Dejaríamos de criticar porque no seria gracioso, descansaríamos de los políticos y sus mensajes baratos, tendríamos más tiempo libre para ver el mundo.

Descansariamos de los memes y nadie nos hablaría por WhatsApp, para eso tendríamos que llamar y estaríamos obligados a prestarle atención a solo una persona a la vez, dejaríamos de creernos «Multi – taskin»‘ y hasta se nos olvidaria la palabra.

Tendríamos más tiempo para nosotros mismos.

Volveríamos a los libros para consultar sobre lo que no sabemos y aprenderíamos experimentando ya que no tendríamos tutoriales de YouTube.

La radio se convertiría en nuestra red social favorita y dejaríamos nuestros números telefónicos para encontrar amigos.

Nos haríamos más libres, un poco más aburridos pero definitivamente más tranquilos

Si las redes sociales se apagaran, eventualmente nos adaptaríamos, como todo en la vida, como seres humanos.

Volveríamos al camino de dónde vine. Porque yo, como muchos otros ya estuvimos ahí… Ya conocimos ese mundo.

Y lo recordamos como la mejor época de nuestras vidas.

De verdad espero que eso no pase pero no le digan a nadie.

Gracias por leer.

Por

Pineda.

LOS INVITO A LEER MI BLOG PERSONAL AQUÍ

Sígueme en mis redes sociales:

(Visited 788 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Profesional en Medios Audiovisuales. Social Media y contador de historias tratando de dar a conocer mi versión de los hechos.

Más posts de este Blog

  • Bogotá

    Nadie lo vio venir

    Cuando era niño siempre me imaginaba el futuro. Pensaba en naves espaciales al estilo Buck Rogers y Galactica con(...)

  • Opinión

    Cuando de agradar se trata

    A veces, simplemente no somos suficientes. Aunque nos esforcemos para cambiar las cosas en las que creíamos estar correctos(...)

  • Opinión

    Trabajo... ¿Si hay?

    Buscar trabajo es quizás una de las cosas más difíciles que hay en Colombia, las pocas oportunidades hacen que(...)

  • Opinión

    Hace 18 años...

    Hace 18 años el mundo era muy diferente, y aunque sé que el tiempo ha pasado y que todo(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

No me identifico en absoluto ni con la cultura ni con(...)

2

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

0 Comentarios
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar