Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

‘The Bold Type’ tira por la borda esa idea de que: “las mujeres no podemos trabajar juntas y que somos nuestras peores enemigas”.

A través de Netflix llegó a Colombia, en este 2021, The Bold Type, la serie que ha sido revelación en Estados Unidos desde el 2017 y que luego de cinco temporadas al aire llegó a su fin. La ficción creada por Sarah Watson para Freform y Hulu sigue la vida de Jane (Katie Stevens), Sutton (Meghann Fahy) y Kat (Aisha Dee), tres amigas millennials que viven en Nueva York y trabajan en Scarlet, una revista de moda dirigida a mujeres.

Llegué a esta serie por una recomendación que me hizo Laura Agudelo (@Lapesadademoda) a través de Twitter. Yo ya había visto el tráiler y no daba ni un peso por esta historia, así que me acerqué a The Bold Type con todos los prejuicios del mundo: “Uy no, otra serie que se quiere parecer a Sex and the City, seguro sale igual de mala que Emily in París“, pensaba mientras le daba play al primer capítulo.

Para mi sorpresa, The Bold Type resultó ser un manifiesto feminista muy bien hecho que me cautivó de inmediato, tanto que en dos semanas me vi las cuatro temporadas que están disponibles en Netflix. La quinta y última temporada aún no está en la plataforma.

Las protagonistas de esta historia son mujeres feministas que no les da pena mencionarlo, además viven bajo esa consigna y con el deseo de acabar con el patriarcado. Además, tratan de ser coherentes con el movimiento, pero reconociendo que todas nos estamos deconstruyendo y reaprendiendo para ser mejores y lograr una sociedad más inclusiva e igualitaria. La serie entiende que no existe la feminista perfecta y que todas estamos en un proceso de aprendizaje, por eso siempre ronda la pregunta: ¿Cómo ser una buena feminista?

Lo que más me llamó la atención de la serie y por lo cual seguí viendo capítulo a capítulo en maratón fue que, desde el principio, The Bold Type se aleja sustancialmente del estereotipo de mujeres poderosas y editoras de moda que son unas tiranas que disfrutan maltratando a sus empleados e infundiendo miedo en sus lugares de trabajo, personajes que hemos visto por años en el cine y la televisión, muy al estilo de Miranda Priestly en The Devil Wears Prada (2006), donde el abuso laboral es la norma.

Resulta que Scarlet, la revista en la que trabajan las protagonistas, es dirigida por Jacqueline Carlyle (Melora Hardin), mi personaje favorito y la jefe y mentora que todas deberíamos tener alguna vez en la vida; una mujer brillante, empoderada y firme, pero también considerada y reflexiva. Una jefe que reconoce el talento de sus trabajadoras, lo potencializa, cuida a su equipo de trabajo, y si tiene que llamarles la atención, lo hace con amor sin maltrato ni humillaciones.

La apuesta de Sarah Watson, creadora de la serie, con el personaje de Jacqueline, estuvo encaminada a crear un personaje de mentora benévola, empática y aspiracional, que rompiera con los convencionalismos del género, es por eso que vemos en la serie mujeres que usan su poder para ayudar a otras mujeres, apoyarlas, aconsejarlas y acompañarlas en su desarrollo profesional y personal, y eso es muy refrescante de ver en la televisión.

Lo que más me gustó del personaje de Jacqueline fue descubrir que no es un animal mitológico, pues resulta que está inspirado en Joanna Coles, ex editora en jefe de la revista Cosmopolitan US, de hecho, Coles es productora ejecutiva de la serie. En entrevista con la revista FastCompany, Joanna comentó que su mayor objetivo era renovar la narrativa clásica de las dinámicas entre mujeres en el mundo laboral: “Estoy muy orgullosa de The Bold Type porque, por ejemplo, mostramos a tres protagonistas femeninas que realmente son las mejores amigas en la oficina y no están intentando boicotearse las unas a las otras. Habitualmente en la televisión y en el cine ves a las mujeres rivalizando entre ellas, en un permanente estado de conflicto, y esa no ha sido mi experiencia”.

Y esto es lo que vemos en la serie, tres amigas: Sutton, Jane y Kat trabajando en la misma revista en diferentes cargos con sus sueños, deseos, aspiraciones y también con sus miedos e inseguridades, pero seguras de que pueden apoyarse entre ellas y en su jefe para sortear diferentes situaciones y salir adelante.

A medida que avanza la serie veremos el viaje de descubrimiento que tiene cada una, porque The Bold Type va sobre hacerse adulto, crecer en un mundo lleno de exigencias y expectativas, fracasar, equivocarse, volver a intentarlo, cambiar de opinión frente a lo que se quiere hacer profesionalmente, pero, sobre todo, la serie trata de la amistad entre mujeres, una amistad basada en la comunicación, la confianza y el apoyo mutuo, además desmitifica esas ideas que por años nos han metido en la cabeza de que “el peor enemigo de la mujer es otra mujer y que las mujeres no podemos trabajar juntas”.

Una de las razones por las que creo que la ficción de Sarah Watson ha sido tan popular es porque aborda problemáticas sociales muy vigentes como el Me Too, el control de armas, la orientación sexual, el privilegio de la población blanca, la islamofobia, la cultura de la cancelación, los trolls en internet, la xenofobia, el racismo interiorizado, la doble moral de las redes sociales con los cuerpos de las mujeres, el sexismo, la misoginia y la violencia sexual, que además se aborda con tal sensibilidad que nos da uno de los momentos más potentes de la primera temporada.

Pero no vayan a pensar que la serie solo trata de tres amigas que solo trabajan, porque claramente en esta “comedia romántica” también hay espacio para el amor, y aquí vuelven a anotar un hit Coles y Watson, pues nos presentan relaciones amorosas sanas, cero tóxicas, donde la comunicación es fundamental, nos dan personajes masculinos fantásticos, que expresan sus emociones, son vulnerables y se alegran y apoyan las aspiraciones y sueños de sus parejas y esto se agradece, porque presentan una alternativa diferente al estereotipo de macho alfa, incomprendido y neandertal al que estábamos acostumbradas en este tipo de ficciones.

Y para que sepan de lo que hablo las invito a ver la serie y seguir de cerca al personaje de Richard (Sam Page), que habría sido muy fácil convertir en un Big (la pareja de Carrie en Sex and the City), pero The Bold Type vira hacia otro lado y nos da la mejor historia de amor de la serie, protagonizada por Richard y Sutton.

Y pues claro que la serie es optimista y aspiracional y no veo por qué esto tenga que ser malo, para malos trabajos, jefes abusadores y relaciones femeninas tóxicas están otras series y hasta la vida, además desde hace mucho a mí me encantan las historias donde a la gente buena le pasan cosas buenas y donde la cotidianidad de fantasía que vemos en la televisión puede ser posible en la vida real.

Finalmente, The Bold Type es una serie que combina muy bien el glamour, la moda, el drama y la comedia, con un elenco diverso e inclusivo y una historia con corazón que la convierten en el lugar feliz donde refugiarse después de un mal día.

¿Dónde verla? En Netflix.

Duración: Cada temporada es de 10 capítulos de aproximadamente 45 – 50 minutos

Temporadas: 5

———

Conversemos en:

YouTube: Tiempo de Series By Cats 

Twitter: @TiempoDeSeries

Instagram: @TiempoDeSeriesByCats

Facebook: Tiempo de Series by Cats

 

(Visited 3.351 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Es Comunicadora Social - Periodista y Productora de TV y Radio. Seguidora de series desde la época de la perubólica. Teleadicta diagnosticada, en búsqueda de buenas historias en televisión, sin importar la plataforma, que maratonea series como deporte favorito.

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

La recién aprobada ley 2061 del 22 de octubre de 2020,(...)

2

Estamos esta semana en el tema de cómo algunos colombianos se(...)

3

El Mapa Teusaquillo Distrito Cultural te invita a esta segunda edición(...)

0 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar