Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.

Adicciones del Nuevo Milenio

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Hola, Hoy te traigo dos testimonios más cortos que los del post pasado, pero igual de sustanciosos. Los compartires son la forma como las personas en los grupos de apoyo sacan a la luz y debilitan esas fuerzas oscuras que las han gobernado durante toda la vida. Para no(...)

Continuar leyendo

Hola Amigos,   Para hoy hemos recibido el testimonio de Adriana, una integrante del programa Comedores Compulsivos Anónimos, el cual aborda dicho problema con la comida, como una adicción. Utilizando las herramientas que los alcohólicos han usado con tanto éxito para dejar(...)

Continuar leyendo

Hola Amigos,   Hoy he querido compartir con ustedes un poema que me envió un lector con gran sensibilidad. Me he decidido a publicarlo, porque sin apartarnos de nuestro tema de fondo, es bueno darles un respiro y creo que un poema como éste resume testimonios y formas de ver(...)

Continuar leyendo

Hola Amigos,   Julián es uno de mis discípulos de coaching. Lleva unos once meses luchando contra su adicción al sexo. Actualmente está muy bien, lleva una vida productiva; siente que ha encontrado su misión en la vida, pues con su trabajo actual ayuda a otros a salir del(...)

Continuar leyendo

La postergación compulsiva, o hábito de dejar para mañana lo que podemos hacer hoy, afecta a muchísimas personas que se quejan de que nada les sale bien y el mundo está contra ellos, sin darse cuenta de que ellos son sus principales enemigos y los que primero se meten(...)

Continuar leyendo

¿En qué consiste esta adicción? ¿Tiene alguna solución? ¿Hay alguna esperanza para esta clase de adictos? Veamos la historia de Josué y saquemos nuestras propias conclusiones.   Ramiro Calderón Autor de “Un Favor Antes de Morir” ramiro@ramirocalderon.com(...)

Continuar leyendo

Soy Liana y soy lesbiana. Mis amigas, en son de broma me decían Liana la lesbiana. No me gustaba, pero me lo callaba, como me he callado muchas cosas en la vida. Todo el dolor que me había comido produjo una corriente subterránea de ira que pujaba por salir de la peor forma. A(...)

Continuar leyendo