Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

MateoMateo nació y creció en mi tierra natal. Barbosa – Santander. De raza French Poodle, de la cual se caracteriza por su inteligencia, su dulzura, cariño, y fidelidad, con una habilidad para aprender, para pensar y resolver problemas, definitivamente son como unos niños. Estuvo conmigo toda su niñez, ya en su vida juvenil viajamos a la capital – Bogotá. Esta ciudad es mucho más fría de donde el venía, de una tierra más calientita. Le dio un poco duro el cambio, pero al final se adaptó.

Era mi más grande fiel y único amigo, el que jamás nadie quisiera perder.

Lo llamé Mateo porque me pareció un nombre muy tierno, y su carita representaba ternura y amor.

Era Mateo, quien más se alegraba de verme llegar a casa, le encantaba comer espaguetis, y dormir mucho, le fascinaba que le rascara su cola y le prestara atención, tomar mucha agua, y comer dulces a pedacitos.

Se le veía muy feliz cuando le colocábamos su brazalete azul oscuro para ir a pasear, amaba su camiseta esqueleto azul a cuadros, y que al bañarlo lo secara mucho con su secador, no le gustaba que se le hicieran marrones en su pelito, pues su bolita de pelo no los toleraba. Yo le aplicaba mucha loción, pero a él no le gustaban los olores fuertes de las fragancias, inmediato empezaba a estornudar mucho, lo heredo de su mamá.

Solía pasar su mayor tiempo en mi habitación, durmiendo o acompañándome en mi tapete color rosa. Nunca hacia sus necesidades dentro del apartamento. Sabía las horas de los alimentos y me iba a buscar para la cena.

Con el paso del tiempo, mi perrito comenzó a envejecer y sentí que me dejaría algún día. Y pensé: – Yo iría a sufrir mucho.

Transcurrieron los días, y la vista de mi perrito se agotó, ya no me veía y por instinto me sentía por los alrededores del apartamento. Llegaba a su camita por instinto y su olfato. Se estrellaba mucho y sé que el solo quería buscarme.

La fuerza de sus patitas ya era muy escasa, y al comer en su platico color amarillo, se caía mucho encima de sus alimentos, por eso siempre trate de ayudarlo con eso.

Sus dientecitos, se empezaron a caer y su salud a empeorar. Allí ya se orinaba encima y hacía sus necesidades, sin saber que se untaba solito.

Un domingo como cualquiera, llegué en la noche a casa, y me llevé una triste noticia…  Mi madre me contó:

– “Mateo ya no come”.

Mateo durmiendo

Desde ese día Mateo nunca más volvió a comer, su gargantica se había cerrado para siempre, tan solo podía pasar unas pocas góticas de suero, sentí desde ese instante que ya lo perdía.

Lloré como nunca, sabía que nunca más se levantaría, sentí que ya lo perdía.

Él lloraba mucho en las noches, pues se quejaba del dolor en su cuerpecito por sus pequeñas peladuras que por la edad le salieron yo solo podía darle calmantes en gotas.

Así pasó una semana y al ver que sufría, también sufríamos nosotros.

Mateo mi bolita de pelo, también usó pañal, por eso sé que ellos son como las personas, tan solo que no pueden hablar, y que de ancianitos, pasamos a ser niños otra vez.

La historia más triste de amor perruno es la que cuento hoy, porque nunca llegué a pensar ¿cuánto se puede llegar a amar así a un animalito?

Que pasa a ser un miembro más de nuestra familia, tuve que tomar una decisión muy difícil para mí: aplicarle a mi perrito la eutanasia. Pues yo sentía que lo iba a matar, cuando lo único que yo quería, era que no sufriera más. Mateo no me quería dejar, no moría, y yo sufría de ver que mi perro sufría aún más.

En sus momentos de agonía, le dediqué canciones, le hablé  y le pedí que me perdonara por la decisión que tendría que tomar…

–  Solo quería que no sufriera más.

Decidimos junto con mi familia viajar a a Santander donde allí aplicaríamos esta droga que le haría descansar de todo dolor, pues pensamos que si allí nació, debería quedar en su casita que lo vio crecer y pasar los momentos más lindos.

Dieciocho años nos acompañó. De Mateo me llevo los momentos más tiernos, dulces y amigables que jamás podré volver a vivir con nadie, su fidelidad y entrega para conmigo, de un amor tan puro y sincero, jamás lo olvidaré.

Sé que el, jamás me quería dejar sola, por eso no murió por sí solo, siempre lo caracterizó su obediencia, ternura y amor. Andrea-y-Mateo

Sé que algún día nos encontraremos y viviremos de nuevo, otra historia de amor, de amor perruno, imagino que hoy juega con otros perritos en el cielo de los animalitos y cuida de mí.

Día tras día pido a Dios poder soñar con él, para abrazarlo tan fuerte como lo hicimos en vida.

Hoy adorno su tumba con flores y una estatua de un perrito dormilón que descansa sobre su tumba, como un símbolo de lo que él era, bolita amorosa y dormilona.

Siempre lo recordare y siempre le amare:

Mamita Andrea.

**Gracias a: Andrea Abril

* Condolezza quiere ser tu amiga, escribe a este blog literario y cuenta tu historia a:  condolezzacuenta@hotmail.com  Twitter: @condolezzasol. Todas las historias serán revisadas y corregidas para ser publicadas.  Se reservarán los nombres, si lo deseas.  

(Visited 1.597 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Condolezza Solitaria, busca historias de solitarios para compartir los textos literarios, (reales o ficticios) y por que no, una historia de amor que nos haya dejado un recuerdo. Estar solos no es malo, es una cualidad que nos da fortaleza para afrontar la vida de buena manera y que los lectores se olviden un momento de lo que está ocurriendo en el mundo mientras está leyendo este blog literario.

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

  • twitter

Más posts de este Blog

  • Bogotá

    No es un adiós, es un hasta luego

    Queridos lectores: en estos cuatro años eltiempo.com me dio la oportunidad de soñar con ustedes, me di cuenta de que(...)

  • Bogotá

    Ineludible e imprescindible: ¿Blanca o Negra?

    Solamente intento ser honesto conmigo mismo, por lo que manifiesto públicamente que soy débil y me es imposible tomar partido,(...)

  • Bogotá

    Desarmar el molde

    En un mundo lleno de reglas, estándares, tiempos, expectativas, decidí ser una utopía. El día que decidí hacer una pausa(...)

  • Bogotá

    Relieve de mujer

    Unas palabras dirigidas a las mujeres y para ti madre: Feliz día. País canela a la vista, bajar periscopio, Adaptar(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Aunque un poco más lento, si es posible adelgazar tomando pastillas anticonceptivas.(...)

2

El pequeño Renault Kwid, el Leaf de Nissan, la BMW X5, el Onix(...)

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una verdad(...)

5 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Hola Condolezza: Muy duro lo de tu perrito y tienes razón, él te mira desde el cielo de los perros. Te comparto que la raza de tu pequeño era French Poodle, o caniche francés. Por lo demás, muy triste y bello homenaje a tu mascota.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar