Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog
El periodismo es de los oficios más dados a los celos, envidias, intrigas, vanidades  e inquinas personales entre colegas. Quizá ello se deba a la natural exposición publica de sus oficiantes y al aire intelectual que entraña (lo que exacerba megalomanías). A propósito del intenso cruce de “dimes” y “diretes” entre algunos comunicadores, especialmente del mundo del deporte (particularmente de la radio futbolera), reproduzco un artículo que publiqué hace una semana en NUEVO ESTADIO.
Pasión y relevo
A los tres los oigo: a Iván Mejía, a Casale y a Marocco. Mi mujer me reprende por escuchar al primero y varios amigos del fútbol me enrostran que escuche a los segundos. Sus estilos parecen ser distintos, antagónicos, pero la verdad –y ahí está la ironía- es que se asemejan: los tres hombres del dial basan su ejercicio profesional en la pasión. Unos en el fervor del hincha (Antonio sufre por Millos y Andrés por los Búcaros) y el veterano periodista en el ardor del especialista. Unos conjugan la espontaneidad del triunfo o la derrota con la narración y el comentario del partido que están viendo (y sufriendo) e Iván mixtura la experticia del comentarista de mil batallas, con varios mundiales a cuestas, con la simpleza del que sabe que se dirige a una clientela fiel y variopinta.
Quien desee oír el júbilo desnudo, sin adornos lingüísticos, ni complementos históricos, ni fórmulas de erudito futbolero; que sintonice la dupla Casale- Marocco y para aquellos amantes del comentario preñado de finura táctica y arrogante inmediatez noticiosa, que no despegue su oreja de la frecuencia en la que modula Mejía Álvarez. De muy blando me calificarán los detractores de unos y otro; no obstante, no puedo ser implacable con los que ocupan mis ratos de ocio, sea al mediodía con el “Combo Caracol” de la 850 AM y, especialmente, con “El pulso del fútbol” ó en la noche con “El alargue”. Todos tenemos nuestros deslices y mi debilidad es la radio, particularmente la deportiva; específicamente la dedicada a ‘la pecosa’.
El episodio de hace algunas semanas en las que el experimentado Iván (emulando su ancestro apodado “El terrible”) llamó ‘ignorantes’ a los jóvenes comunicadores debe inscribirse en el escenario del siempre tenso relevo generacional y si bien no comparto la indelicadeza verbal, no puedo dejar de pensar en la razón que impulsó a Mejía: para él es una “verdadera herejía” que un hincha module y emita conceptos sin el menor atisbo de rubor en sus mejillas. Para la muestra un botón: pocos saben cuál es el equipo del alma de Iván (se dice que es “La mechita”), ya que disecciona con furor antropofágico a los jugadores, dirigentes, colegas y gente del fútbol que no observen la recalcitrante escrupulosidad que destila todo su ser.
Dada mi cercanía cronológica, es entendible que esté de lado de los chicos; así me enerve en silencio con la vacuidad de muchos de sus apuntes y la superficialidad de varias de sus expresiones. Estoy más cerca de la amabilidad juvenil y a veces ingenua, que de la soberbia del versado. Sin embargo, debo confesar que el autoritarismo del especialista me atrae; quizá ello se explique con el ejemplo del estudiantado que tolera los excesos del viejo profesor, severo y cascarrabias, por la sencilla razón que sus clases son magistrales y todo un dechado de conocimiento. A Iván hay que ponderarle su valentía y su coherencia de vida; sus principios, conservadores y todo, los respeta y hace respetar: en eso gana su audiencia que siempre tendrá la opción de callarlo apagando el radio. Para concluir mi comentario sobre él: puede que no compartamos su modus operandi; pero debemos reconocer que Iván va de frente y no teme enemistarse con nadie y en eso hay virtud. Pasando a la otra vereda, hay que aplaudir la audacia de Antonio y Andrés (y la fresca irreverencia de Martin de Francisco) que sintonizan con el lenguaje musical y desabrochado de las nuevas generaciones y también, claro está, demuestran temeridad con su impronta iconoclasta de mezclar afición de club con oficio reporteril. Casale, Marocco, Pacho Cardona y De Francisco transformaron el modelo clásico de “La polémica” (y el mismo “Pulso”) en un nuevo producto. De ahí su merito.
 
 
(Visited 79 times, 1 visits today)

Etiquetas

PERFIL
Profile image

David Quitián es padre de Luna, seguidor de la "Mechita", latinoamericano hasta los tuétanos y sentipensante de la Colombia profunda. Es sociólogo y magíster en antropología de la Universidad Nacional de Colombia y PhD en antropología por la Universidad Federal Fluminense (Brasil). Sus trabajos más destacados indagan sobre los cruces del deporte, las identidades/alteridades y las violencias. Se desempeña como investigador y profesor universitario en Villavicencio. A Quitiman lo puede seguir en Twitter en @quitiman

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

De los peores inventos que ha podido tener Facebook es el(...)

3

Más de dos meses completan miles de iraníes en la calles.(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Compartimos el gusto por oir radio, el pulso del futbol y gustar de marocco y casalle. Yo creo que esas actitudes de descalificar lo que hacen los jovenes es similar a la de algunos periodistas tradicionales con los bloggers: se sienten amenzados. Mejía sabe, pero el lenguaje cecano y descomplicado de los jóvenes nos llega más … aunque el sabado oí a casale narrando un partido del pereira en la básica. Se sintió raro. Dicen que Mejia es accionista del Santa Fe y por eso le da tan duro a millonarios y es tan blando con los cardenales. Es verdad, muy valiente por decir tantas verdades … espero que no pasen de ser pataletas ante microfonos y los pase a otra instancias judiciales, claro.
    ——–

  2. No soy periodista y no hay que serlo para saber que dentro de su profesión deben ser ecuanimes y hacer noticas con profesionalismo y sin tomar partido, exponer teorias serias con fundamento y no señalamientos cargados de odio y rencor personal, cuando se llega a este punto es mejor pensar en el retiro y respetar a la opinión. Lo digo con nombre propio: DANIEL CORONEL, quien en el pasado sufrió amenazas en contra de un congresista, lo denunció penalmente y la Ley lo declaró inocente por falta de pruebas; debido a esto le pidió ayuda al Presidente Uribe pero al no obtenerla tuvo que irse del pais junto con su familia , regresa al pais y recarga con odio su profesion periodistica y no desaprovecha oportunidad para irse contra en presidente Uribe, asi existen varios periodistas como el director de las revistas Semana y otras por ahi.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar