Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Jugaban Sevilla y Real Madrid en noviembre del año pasado. A los 21 minutos del primer tiempo, Sergio Ramos hizo el primer gol del partido y un hincha en las tribunas del Ramón Sánchez-Pizjuán celebró el tanto sacando una camiseta blanca estampada con el nombre de Messi.

Muchas cosas no se comprenden, al menos no a primera vista. El amor al fútbol es una locura y por eso los hinchas más apasionados generalmente pierden la razón. Hay quienes dejan de comer por ir al estadio, los que pierden la vida por “defender” sus gustos y otros miles que se tatúan con tal de quedar marcados para siempre.

Sin embargo, hay otros devaneos menores, que tienen que ver con la decisión de ver y pagar por un espectáculo que muchas veces no lo es. Al partido Arsenal- Hull City por la FA Cup fueron este fin de semana 59.830 hinchas y al del Bournemouth contra Everton, apenas 11.404. Es apenas lógico que la expectativa de un partido sea proporcional al número de espectadores.

Así pasa en cualquier latitud. Para el juego Atalanta-Fiorentina pagaron la boleta 15.415 aficionados, 28.198 personas fueron a ver Málaga-Real Madrid y 26.951 estuvieron en las gradas observando al todopoderoso Barcelona en casa de Las Palmas.

Es aquí donde encontramos la locura nacional. Contar 25.978 espectadores para un partido Millonarios-Patriotas de primera fecha es sublime. Son registros parecidos a los del Real Madrid y Barcelona este fin de semana. Lo mejor es que no es excepcional: 16.999 personas fueron a ver Millos-Jaguares, algo demente dadas las circunstancias de nuestro torneo.

La locura trasciende. En Barranquilla, con la plausible previa venta de abonos, Junior jugó este fin de semana ante Pasto frente a 29.278 aficionados. A ver Nacional-Rionegro fueron 29.798 hinchas. También debemos incluir al Medellín, ya que al Atanasio llegaron 28.872 aficionados en el choque ante Cortuluá.

No hay que decirse mentiras. Equipos como Jaguares, Pasto, Cortuluá y Rionegro no llaman sino la atención de los amores válidos pero ciegos. Desde luego, comparar estos datos aislados en Colombia con lo que pasa en Europa es profanar cualquier lógica, desde el poder adquisitivo de los hinchas, la calidad de los campeonatos, la capacidad de los estadios, el juego, los equipos y las figuras que poseen.

Aun así, se debe comprender que en nuestra realidad futbolística hay cosas que sobrepasan el entendimiento. Si bien es previsible que a un partido como Chicó vs. Rionegro vayan 350 espectadores, debemos entender que nuestro torneo es malo, pero no tanto. ¿Por qué el estadio se llena tan poco cuando juegan Santa Fe, Once Caldas, Tolima y Cali?

Son cosas extrañas; un hincha del Real Madrid celebra un gol de su equipo ondeando una camiseta blanca con el nombre de Messi: 19.782 hinchas fueron a El Campín van a ver Millonarios 1-1 Pasto; 41.345 se apuntan al partido del Betis contra el Sporting. La posible mejor explicación es que el hincha cree que paga por ver un equipo, su equipo, cuando en realidad tiene que recordar que paga por ver a dos.

En Twitter: @javieraborda

(Visited 1.145 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Periodista y Magíster en Comunicación Digital. Amo el fútbol. Trabajo en El Tiempo. Soy columnista en Kienyke. Bogotano y casado. He escrito para medios como Semana, Futbolred, Portafolio, Gol Caracol, entre otros. Mi Twitter: @javieraborda

    Sigue a este bloguero en sus redes sociales:

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

[caption id="attachment_16558" align="aligncenter" width="800"] Logo FIFA MundiaL Qatar 2022 - Foto(...)

2

No tengo hijos pequeños pero siempre llegan a mi por redes(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

2 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar