Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog
sugar man.jpg

Un artista marginal y medio hippie se suicida en el escenario frente a su público sin llegar a saber que se convertiría en el artista más exitoso de Sudáfrica; un millonario artista conceptual contrata a recicladores de Río de Janeiro para hacer un montaje artístico de gran escala; un cineasta programa un partido de fútbol entre niños judíos y palestinos en la franja de gaza…la realidad tiene historias tan impactantes y atractivas que a menudo supera con creces la ficción.
El viernes se estrena en el país la película documental Searching for Sugar Man, ópera prima del director sueco Malik Bendjelloul, una película que recomiendo y que muy probablemente será mi favorita de 2013 por encima de todas las de ficción y hago énfasis en la palabra película, porque para muchos espectadores los documentales son algo así como programas periodísticos extensos, pero su narrativa es cada vez más interesante y traen consigo el encanto de estar basados en una realidad. 

La falta de conocimiento sobre el género, de todas formas, tiene que ver con la escasa cantidad de títulos que se estrenan en la cartelera comercial (este año van solo tres) y con que muchos de los trabajos que se realizan con esta etiqueta realmente no la merecen a pesar de ser buenos reportajes o crónicas. La discusión sobre los recursos estéticos y narrativos del documental es amplia y no podríamos tratarla a profundidad aquí, pero basta decir que cada vez se trata de un género más especializado audiovisualmente. 

Searching for Sugar Man nos trae un relato apasionante y conmovedor que atrapa desde el inicio, construido alrededor de un mítico personaje (el enigmático músico Rodríguez) del que poco se sabe y se tejen muchas historias, usando recursos poco convencionales en el género como la animación, según su director para suplir la ausencia de videos y fotografías del personaje principal, pero que termina siendo una apuesta narrativa que llena de belleza la historia.  
La estructura que se usa es también apasionante, pues el relato se cuenta a la par con la investigación histórica que desarrollan dos fans sudafricanos que, como el título de la película anuncia, están buscando a Sugarman, nombre con el que se conoce al anónimo y carismático artista que se convirtió en un símbolo generacional y de resistencia al Apartheid en Sudáfrica. Usar esta estructura permite que la película esté llena de pequeñas y grandes sorpresas, pues los descubrimientos de los investigadores son también los nuestros y compartimos su emoción. 
Además de invitarlos a ver este gran trabajo, aprovecho para recomendar otros títulos documentales de los últimos años que podrían disfrutar por el tratamiento interesante de sus temas, sus narraciones sólidas y el encanto de muchas cautivantes realidades.  Como los documentales más reconocidos son los de naturaleza (y hay unos maravillosos), los omitiré de estas recomendaciones.
10 DOCUMENTALES RECOMENDADOS:
  • Waste Land– Lucy Walker- 2010- GB: Usando de fondo el lugar más feo que pudieron encontrar (el relleno sanitario más grande del mundo, en Rio de Janeiro), este documental sabe encontrar la belleza en medio de la miseria tomando como eje principal a los personajes protagónicos: Una asociación de recicladores que ve en el arte nuevas alternativas.
  • Super Size Me- Morgan Spurlock- 2004- USA: La industria de las comidas rápidas y sus avasalladoras cifras de ganancias económicas y perjuicios de salud son el tema central de esta película en donde Spurlock es el protagonista de una experiencia casi suicida: Alimentarse un mes comiendo tres veces al día en McDonalds. 
  • Bowling for Columbine- Michael Moore- 2002- USA: La terrible masacre de la escuela de Columbine sirve de impulso para que el irreverente Michael Moore presente este premiado documental en donde se cuestiona la política de los Estados Unidos con respecto al control de armas. El éxito de este trabajo hizo que Moore intentara sin éxito construir un voto de opinión para impedir la reelección de George W Bush con Fahrenheit 911, un trabajo mucho más panfletario y apasionado. 
  • Sycho- Michael Moore- 2007- USA: Manteniendo su estilo característico, Moore nos entrega este trabajo en donde renuncia un poco a su excesivo protagonismo para dárselo a los pacientes que en todo Estados Unidos padecen del mal servicio de su sistema de salud y la corrupción de gobierno, farmacéuticas y aseguradoras. En Colombia Mr Moore se habría extasiado.
Documentales.jpg
  • Promesas- Justin Shapiro, BZ Goldberg, Carlos Bolado- 2001- Israel: La combinación niños-guerra ha demostrado en los últimos años su gran efectividad y si estamos hablando del documental esto puede multiplicarse.  Por supuesto, se trata de un tema que exige un tratamiento delicado y es lo que hacen los directores en esta historia en donde niños ubicados a ambos lados de la franja de Gaza hablan de la vida y de como ven a sus similares al otro lado de la reja. Una historia realista y en donde el rencor parece ser el gran protagonista. 
  • Tren de sombras- José Luis Guerín- España: Después de más de media hora de imágenes de cine caseras sin ningún sonido, los espectadores que aun quedan en la sala pueden asistir a una hermosa sinfonía visual que escenifica la historia de una familia sin usar ni una sola palabra. Cine contemplativo y experimental. 
  • El corazón- Diego García Moreno- 2006- Colombia: La más importante de las vísceras es la protagonista de este documental colombiano en donde tres personajes y su relación con el corazón son el punto de partida para hablar de sentimientos, emociones y hasta de la situación del país. 
  • Un tigre de papel- Luis Ospina- 2007- Colombia: Pedro Manrique Figueroa, maestro colombiano del collage, es el hilo conductor de este gran collage en donde el director nos habla realmente de la historia de Colombia en el siglo XX a través del arte, la política y la dinámica social. 
  • Buscando a Sugarman- Malik Bendjelloul- 2012- Suecia
En próximos días, si la taquilla colombiana lo permite, podríamos tener dos películas documentales, dirigidas por colombianas, en cartelera: Don Ca de Patricia Ayala y La eterna noche de las doce lunas de Priscilla Padilla. El cine es diversión, pero también puede ser una importante ventana a la realidad. 

Espere en mi próxima entrega: 10 películas de deportes
Para ver otros textos sobre cine y cultura visite Jerónimo Rivera Presenta
Sígueme en twitter: @jeronimorivera y escúchanos todos los jueves 8 pm en Tiempo de Cine por www.unisabanaradio.tv

 

Anteriores entradas:

(Visited 184 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Jerónimo Rivera Betancur: Doctor en comunicación. Profesor universitario, autor de seis libros sobre cine, investigador en temas de imagen y cultura y fundador de la Red Iberoamericana de Investigadores Audiovisuales pero, antes que nada, cinéfilo. Web: www.jeronimorivera.com Canal de Youtube: Amigos del Cine.

Más posts de este Blog

  • Entretenimiento

    Engañar al algoritmo

    Crédito: iStock

    Twitter: @jeroriveracine

    Seguramente te ha pasado que pasas largos intervalos de tiempo frente a tu plataforma de streaming y sientes que no hay nada nuevo para ver o que nada te satisface. Es lógico también que después de tantos meses de pandemia las opciones se reduzcan y el tedio aparezca. Sin embargo, ¿no es extraño que "no encontremos nada" si tenemos plataformas con miles de contenidos a nuestra disposición?

    En otros tiempos, las opciones eran limitadas (en Colombia solo teníamos dos canales de tv en los 80s) pero hoy, ante la gran cantidad de información disponible, es común pasar más tiempo buscando que encontrando material. Para esa búsqueda, y como base misma de su funcionamiento, las plataformas inventaron un algoritmo que, usando fórmulas matemáticas, permite diseñar una oferta de contenidos personalizada para cada usuario. El algoritmo es lo mejor que ha podido pasar en los contenidos audiovisuales en las últimas décadas, y al mismo tiempo lo peor.

    Lo maravilloso del algoritmo es que nos permite ver otros contenidos similares a los que acabamos de ver y, de esta forma, encontrar productos que suelen gustarnos. Lo malo es, justamente, que estos productos se agotan y el algoritmo sigue recomendando otros que tienen alguna relación con lo que nos gusta pero que pueden tener una calidad muy inferior. Al pretender facilitar nuestra búsqueda, el algoritmo limita nuestra libertad de elegir, llevándonos a la sensación de que ya "no hay nada para ver".

    Un paso lógico sería, entonces, ir a las redes sociales para ver las recomendaciones realizadas por nuestros amigos y contactos. Seguramente te sorprenderías de ver la cantidad de coincidencias entre todos ellos pues, lógicamente, las redes sociales también manejan algoritmos que solo nos dejan ver aquella información que coincide con nuestras ideas y expectativas. Es triste perder el tiempo viendo muchas series o películas "populares" que son realmente de muy mala calidad. Recuerda que lo popular no siempre es lo mejor. ¿Estamos entonces condenados a un bucle de recomendaciones que nos atrapa en ciclos de contenidos similares? Ciertamente no.

    Es importante entender, primero que todo, que aunque hay personas detrás de estas compañías, muchos procesos de clasificación y asociación son hechos por inteligencia artificial (bots), que en ocasiones usan categorías poco certeras y hasta absurdas para clasificar los contenidos y que suelen asociarlos sin considerar criterios de calidad. En días recientes, me sorprendí con el género inventado por Netflix de "suspenso insostenible" que es, justamente, lo que el suspenso no debería ser. Así las cosas, quiero recomendarte algunas pistas para "hackear" o engañar el algoritmo de plataformas como Netflix para acceder a series y películas de buena calidad y no quedarnos en las recomendaciones más obvias:

    1- Las categorías que aparecen en la plataforma son muy pocas y limitadas y es realmente difícil hacer una búsqueda si no sabes exactamente lo que estás buscando. En el caso de Netflix, una buena recomendación es acudir a páginas como Netflix Code, que poseen los códigos de muchas categorías que no encontrarás tan fácilmente. Aquí puedes acceder.

    2- Sigue las recomendaciones y lee críticas y reseñas de expertos o personas en cuyo criterio confíes para armar tus propias listas a partir de tus gustos e intereses.

    3- Busca directamente tus directores, actores o guionistas favoritos en la plataforma.

    4- Busca películas que te hayan gustado en el pasado y márcalas positivamente para que el algoritmo refine tus búsquedas.

    5- Hazle caso a la recomendación de la misma plataforma: en lo posible, no prestes tu contraseña. Esto haré que "ensucien" las recomendaciones.

    6- Borra del historial los contenidos que te arrepientes de haber visto. Al hacerlo, no te recomendarán productos similares. Puedes hacerlo en las opciones personales de tu cuenta.

    7- Califica los títulos que te gustaron positivamente pero, sobre todo, marca negativamente aquellos que no te gustan; esto también permitirá que no te recomienden nada similar.

    En resumen, se trata de tomar el control de tu propia experiencia de visualización y encontrar los "tesoros escondidos" que cada plataforma tiene y que, lamentablemente, se esconden detrás de los títulos populares e insulsos. Espero que estas recomendaciones te sirvan para que encuentres más y mejores productos audiovisuales para disfrutar en la comodidad de tu casa.

    La semana pasada iniciamos transmisión de los contenidos de mi canal "Amigos del cine" a través del Canal Nacional Universitario de TV Zoom.
    Aquí te puedes suscribir y activar las notificaciones. Tenemos más de 60 vídeos educativos sobre cine. Te invito a verlos y compartirlos. Esta semana te comparto uno de nuestros videos más recientes sobre la adaptación de libros al cine. Aquí puedes verlo.

    Para ver más textos sobre cine y cultura, visita Jerónimo Rivera Presenta.

    Sígueme en Twitter y en mi página de Facebook

    -->

    Crédito: iStock

    Twitter: @jeroriveracine

    Seguramente te ha pasado que pasas largos intervalos de tiempo frente a tu plataforma de streaming y sientes que no hay nada nuevo para ver o que nada te satisface. Es lógico también que después de tantos meses de pandemia las opciones se reduzcan y el tedio aparezca. Sin embargo, ¿no es extraño que "no encontremos nada" si tenemos plataformas con miles de contenidos a nuestra disposición?

    En otros tiempos, las opciones eran limitadas (en Colombia solo teníamos dos canales de tv en los 80s) pero hoy, ante la gran cantidad de información disponible, es común pasar más tiempo buscando que encontrando material. Para esa búsqueda, y como base misma de su funcionamiento, las plataformas inventaron un algoritmo que, usando fórmulas matemáticas, permite diseñar una oferta de contenidos personalizada para cada usuario. El algoritmo es lo mejor que ha podido pasar en los contenidos audiovisuales en las últimas décadas, y al mismo tiempo lo peor.

    Lo maravilloso del algoritmo es que nos permite ver otros contenidos similares a los que acabamos de ver y, de esta forma, encontrar productos que suelen gustarnos. Lo malo es, justamente, que estos productos se agotan y el algoritmo sigue recomendando otros que tienen alguna relación con lo que nos gusta pero que pueden tener una calidad muy inferior. Al pretender facilitar nuestra búsqueda, el algoritmo limita nuestra libertad de elegir, llevándonos a la sensación de que ya "no hay nada para ver".

    Un paso lógico sería, entonces, ir a las redes sociales para ver las recomendaciones realizadas por nuestros amigos y contactos. Seguramente te sorprenderías de ver la cantidad de coincidencias entre todos ellos pues, lógicamente, las redes sociales también manejan algoritmos que solo nos dejan ver aquella información que coincide con nuestras ideas y expectativas. Es triste perder el tiempo viendo muchas series o películas "populares" que son realmente de muy mala calidad. Recuerda que lo popular no siempre es lo mejor. ¿Estamos entonces condenados a un bucle de recomendaciones que nos atrapa en ciclos de contenidos similares? Ciertamente no.

    Es importante entender, primero que todo, que aunque hay personas detrás de estas compañías, muchos procesos de clasificación y asociación son hechos por inteligencia artificial (bots), que en ocasiones usan categorías poco certeras y hasta absurdas para clasificar los contenidos y que suelen asociarlos sin considerar criterios de calidad. En días recientes, me sorprendí con el género inventado por Netflix de "suspenso insostenible" que es, justamente, lo que el suspenso no debería ser. Así las cosas, quiero recomendarte algunas pistas para "hackear" o engañar el algoritmo de plataformas como Netflix para acceder a series y películas de buena calidad y no quedarnos en las recomendaciones más obvias:

    1- Las categorías que aparecen en la plataforma son muy pocas y limitadas y es realmente difícil hacer una búsqueda si no sabes exactamente lo que estás buscando. En el caso de Netflix, una buena recomendación es acudir a páginas como Netflix Code, que poseen los códigos de muchas categorías que no encontrarás tan fácilmente. Aquí puedes acceder.

    2- Sigue las recomendaciones y lee críticas y reseñas de expertos o personas en cuyo criterio confíes para armar tus propias listas a partir de tus gustos e intereses.

    3- Busca directamente tus directores, actores o guionistas favoritos en la plataforma.

    4- Busca películas que te hayan gustado en el pasado y márcalas positivamente para que el algoritmo refine tus búsquedas.

    5- Hazle caso a la recomendación de la misma plataforma: en lo posible, no prestes tu contraseña. Esto haré que "ensucien" las recomendaciones.

    6- Borra del historial los contenidos que te arrepientes de haber visto. Al hacerlo, no te recomendarán productos similares. Puedes hacerlo en las opciones personales de tu cuenta.

    7- Califica los títulos que te gustaron positivamente pero, sobre todo, marca negativamente aquellos que no te gustan; esto también permitirá que no te recomienden nada similar.

    En resumen, se trata de tomar el control de tu propia experiencia de visualización y encontrar los "tesoros escondidos" que cada plataforma tiene y que, lamentablemente, se esconden detrás de los títulos populares e insulsos. Espero que estas recomendaciones te sirvan para que encuentres más y mejores productos audiovisuales para disfrutar en la comodidad de tu casa.

    La semana pasada iniciamos transmisión de los contenidos de mi canal "Amigos del cine" a través del Canal Nacional Universitario de TV Zoom.
    Aquí te puedes suscribir y activar las notificaciones. Tenemos más de 60 vídeos educativos sobre cine. Te invito a verlos y compartirlos. Esta semana te comparto uno de nuestros videos más recientes sobre la adaptación de libros al cine. Aquí puedes verlo.

    Para ver más textos sobre cine y cultura, visita Jerónimo Rivera Presenta.

    Sígueme en Twitter y en mi página de Facebook

  • Entretenimiento

    Diez grandes directores de cine con más de ochenta años

    Twitter: @jeroriveracine Agosto es el mes del adulto mayor y en los difíciles tiempos actuales mucho se ha discutido sobre las(...)

  • Colombia

    Repensar el cine colombiano

    Twitter: @jeroriveracine La década de los años 90 fue una época oscura para el cine latinoamericano. Los países líderes(...)

  • Entretenimiento

    La sinfonía final de Ennio Morricone

      [caption id="attachment_3200" align="aligncenter" width="432"] Ennio Morricone - EFE[/caption] Twitter: @jeroriveracine Nos ha dejado un maestro de la música,(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

La guerra en Etiopía constituye una de las crisis más graves(...)

2

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

3

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

6 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar