Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

No hay muerto malo. Tenemos un temor reverencial a reconocer los errores de los que emigran de este mundo. En algunos países europeos se utilizó durante mucho tiempo la figura de los encomiadores, que se encargaban de hablar bien de los muertos. En América, se conoció también el oficio de las plañideras, que, aunque apareció en el antiguo Egipto, se hizo muy común en la zonas cercanas al Pacífico, ya que existía el temor de manifestar tristeza por la muerte de un difunto. Por eso, se contrataban mujeres que lloraran al extinto.

Pero una cosa son los muertos y otra muy distinta los vivitos y coleando. En Colombia, tan acostumbrados a caudillos vestidos de mesías, a próceres celestiales de carne y hueso, nos hemos llenado de encomiadores y serviles, de aduladores y lambones, de lambiscones y también de lame suelas.

Los fanáticos y seguidores actúan al mejor estilo de las temibles barras bravas y por eso resulta sudando más la tapa que la olla. Su espíritu servil los empuja hasta inmolarse con tal de resguardar a su caudillo, sin importar las banderas que defienda, las ideas que promulgue o los delitos que cometa. Su amparo ya lo hubiera querido Jesucristo, porque a su líder no le ven defectos ni fallas, ni peros, ni paras, ni nada por arreglar. Todo le disculpan, todo le comprenden, todo le justifican, todo le exoneran. Los otros son culpables. Sus caudillos no. Los otros le quieren hacer el mal, lo quieren perjudicar, lo quieren lastimar y fastidiar.

Nos hemos llenado de encomiadores y serviles, de lambones y lame suelas.

Sin que se hayan muerto, los gradúan de santos o beatos. Le exoneran las culpas y pecados y todo lo que hagan siempre tiene una mejor explicación. Se lían a trompadas, se mechonean y se insultan con los otros, sin importar siquiera que su líder los ignore o no sepa que existen o respiran.

Son encomiadores de profesión, porque se han comido el cuento que expele la verborrea de su guía. Por eso no conciben el mundo si les falta, ni mañana, sin su luz.

Nos sobran indulgencias y perdones, sapos y lambones, pero sobre todo nos falta entender que todos los ídolos de barro siempre tienen su granito de arena.

www.atardescentes.com

Twitter: @atardescentes

Instagram:soyatardescente

(Visited 695 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Reflexiones de a pie de un ciudadano en bus. Notas cotidianas con humor y sobretodo con dolor. Periodista, escritor de libros y novelas, Creador de Atardescentes .

Más posts de este Blog

  • Vida

    Falócratas de closet

    Hablar de machismo o  feminismo es como entrar con los ojos cerrados a una fiesta de policías del Esmad.(...)

  • Opinión

    La esperanza de los nadie

    Ni la fe, ni la ideología, ni las predilecciones sexuales ni mucho menos el hinchismo deportivo vienen en nuestro(...)

  • Vida

    Palíndromos y capicúas

    Creo en Dios todos los días, en el poder inagotable de la risa, en la fuerza misteriosa del silencio,(...)

  • Opinión

    La parla

    Somos expertos de un día. Para cada situación tenemos un compendio, una teoría, una solución ideal, una filosofía profunda,(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

2

Soñar con amigos y familiares que fallecieron causa mucha inquietud a(...)

3

Con las encuestas de percepción publicadas cada mes y el incansable(...)

3 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Jajaja!, si, abel489398,gracias por hacerme caer en cuenta, en todo caso dentro de esos dos está la adivinanza del artículo, eso está como el cuento negro, son Caín y Abel, pero el gran problema, enigma e interrogante es saber cual de los dos es Abel, Jajaja!

  2. Muy profundo, real y cierto su análisis, además de muy sutil, parece el cuento de blanco es, gallina lo pone, y frito se come, no se si sobre la pregunta o esté yo equivocado, pero por casualidad no se estará refiriendo usted al que llaman el presidente eterno, otros le dicen el innombrable, otros matarife , y a su secta de fanáticos ciegos?

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar