Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

La vida antes era más sencilla, sin duda. Los papás, aunque se equivocaran, eran un ejemplo, el chicharrón alimentaba, las paletas de agua no hacían daño y bastaba un chiflido para llamar a los amigos.

Hoy, las cosas son distintas, no mejores, ni peores, sino diferentes. Guy Debord, filósofo y cineasta francés, habló de la llamada “Sociedad del Espectáculo” como “la forma en que nos relacionamos a través de las imágenes que se construyen desde la comunicación y no de la experiencia viva, es la forma en que consumimos un menú de mercancías degradadas y aceptamos una construcción artificial y dirigida del sentido del mundo como si fuese nuestro medio natural. El espectáculo cumple en la sociedad de masas una función equivalente a la que cumplía la religión en las sociedades tradicionales o el arte en la formación del capitalismo. Su lógica consiste en hacer de la representación que muestra algo más real que la experiencia vivida, más real que nuestras propias necesidades, reduciendo al individuo a la condición de espectador pasivo en la política, en la producción y el consumo, en la aceptación del estado de cosas existente”.

Antes todo era más fácil: el chicharrón era fibra, las paletas de agua y el chiflido era el grito de batalla

Pareciera que hoy lo que no pase en las redes sociales, no existe y eso se lo han tomado muy a pecho nuestros gobernantes, porque aparte de torcidos y engañifas, son presuntuosos y bufones.

Dejémoslo claro: una cosa es comunicar lo que se hace – comunicación a la que incluso los ciudadanos de a pie tenemos derecho – y otra es gobernar, lo que significa estudiar, planear, ejecutar, monitorear, evaluar y, por supuesto, comunicar. Sin embargo, acá lo hacemos al contrario porque interesa más el bochinche y el jaleo, el bullicio y la algazara, el odio y la animadversión, la violencia y la intimidación. Por eso, nuestros políticos gobiernan a través de Twitter, Instagram o la tv.

Si bien Trump ha sido el campeón, desconocer lo que aquí pasa es no creer en el talento nacional. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tiene 7,8 millones de seguidores en Twitter, el de Brasil, Jair Bolsonaro, 6,6 millones de seguidores y el de Venezuela, Nicolás Maduro, tiene 3,8 millones de seguidores. A Duque lo siguen 2.1 millones de personas.

Trump ha sido el campeón, pero si por allá llueve, por acá no escampa.

En Colombia, Presidente, vicepresidenta, gobernadores, alcaldes y hasta ediles se dedican a alborotar el avispero, a decir y a exasperar, a echar cuentos, a tirar indirectas y a decir medias verdades, porque lo que ahí digan no tiene fuerza de ley, no tiene efectos vinculantes, no obliga, porque termina en el terreno de la opinión y una patrasiada no se le niega nadie y, en el peor de los casos, si se meten en problemas, siempre habrá un asesor al cual echarle la culpa.

Estamos mamados de lo insustancial de sus mandatos, de lo fatuo de su comportamiento, de lo banal de sus gobiernos, de lo pandito de sus obras, de lo insípido de sus posturas, de lo desabrido de sus opiniones. Los que votaron por ustedes están esperando que les cumplan, y los que no, que por lo menos tengan alguito de decoro.

Menos trinos y más carácter, menos likes y más trabajo, menos memes y más gobierno, menos selfies y más gerencia. Menos Tik tok y más vacunas, menos Maluma y más líderes sociales. No hagan más de lo que prometieron, pero por lo menos no nos metan cuentos, porque cuando no hay ni para pagar el plan de datos o el wifi, poco nos importan los youtubers. No pedimos más. Tampoco menos.

www.atardescentes.com

Síguenos en Instagram: soyatardescente

Síguenos en Twitter:@atardescentes

Síguenos en YouTube: atardescentes

(Visited 1.074 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Reflexiones de a pie de un ciudadano en bus. Notas cotidianas con humor y sobretodo con dolor. Periodista, escritor de libros y novelas, Creador de Atardescentes .

Más posts de este Blog

  • Deportes

    Fútbol y fritanga

    Que tumben la Ley de Garantías es preocupante, que Duque cometa todo tipo de tropelías es grotesco, pero lo(...)

  • Política

    Votar por Nadie

    Amigos: Yo de política no sé. Voto por intuición y por pura fe. No entiendo tus análisis sesudos, ni(...)

  • Bogotá

    En la ciudad de la furia (y de los miedos)

    Nunca aprendí a bailar y me arrepiento. Sin embargo, mi dislexia rítmica no impidió que en mi juventud lejana,(...)

  • Política

    Explosión de democracia

      Un vasito de agua, un madrazo y una candidatura presidencial, no se le niega a nadie. Y es(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

La comprensión lectora es uno de los grandes desafíos en la(...)

2

Octubre mes de Hallowen y futbolero, por eso les traigo una(...)

3

Fontibón, Pueblo de la Real Corona 468 de años dignos de(...)

5 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
  1. Señor Lievano , lo felicito por su buen articulo, es una gran verdad de como actuan los decrepitos politicos , y sin verguenza quieren trastocarnos en la redes su pesima o ninguna gestion , en este pais los politicos unicamente actuan donde puedan hacer peculados.

  2. Y el bufón de duque jugando a ser “presidente”, aplicándole “inyecciones” de mentiras al ministro de salud y gritando Ajúa!, que ridiculez, es que ni para payaso sirve el tontarrón. Que verguenza de “presidente”.

Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar