Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Napoleón, Bolívar, Emiliano Zapata, Pancho Villa, Hitler, Mussolini, Gandhi, Mao, Fidel, Chávez, Gaitán, Galán, Uribe, Petro. Los nombres cambian, pero la historia es la misma: a ningún caudillo, en ningún tiempo, ni en ningún lugar, le interesa dejar un sucesor. Le importa, eso sí, tener un grupo de personas, una manada, una recua que haga caso sin preguntas, que perpetúe sus ideas y, sobre todo, su figura. Y eso no es ni bueno, ni malo. Es un hecho.

Por eso, la historia se nutre de sus obras, porque el caudillo transforma, empuja el cambio, marca el camino. Al fin y al cabo, la palabra viene del latín capitellium, que significa cabeza. Sin embargo, un caudillo no necesariamente es un líder, aunque tenga gente que lo siga. Como dirían Peláez y De Francisco, “no es un goleador, aunque hace goles”.

A ningún caudillo, en ningún tiempo, ni en ningún lugar, le interesa dejar un sucesor.

No hay que llamarse a engaños. Un caudillo arranca su carrera como un pisapasito, casi en minúscula, en voz baja, sin ruidos, tal vez por estrategia o tal vez porque ni siquiera él mismo se lo cree. Con el tiempo, se crece, porque no es un invento ni una ficción. Por el contrario, es un ser de carne y hueso con ínfulas de deidad omnipotente. Y es que un caudillo no admite discusión, no acepta las protestas, no concede interrupción, no reconoce pelotera. Es lo que él diga. Y punto. Por eso, como los panaderos, los caudillos necesitan de una masa moldeable, flexible, maleable, sugestionable y dúctil, porque de alguna manera necesita ser un dictador.

A un caudillo no le preocupa la sucesión, por lo que sofoca cualquier intento de estrellas en potencia.

Es tacaño en el elogio y no le gustan los liderazgos compartidos. Posa de demócrata, de librepensador, de liberal y de bacán. Mentira. Un caudillo es un tirano, un autócrata, un amo, un ególatra en esencia. Piensa y cree firmemente que es el enviado de Dios, cuando no, Dios mismo. Por eso, ningún caudillo es capaz de aceptar algún error. Es firme, recio, carismático, inteligente, coherente, claro, inflexible, terco, un poco visionario y la gran mayoría de las veces no conoce la risa. No se deja ver los rotos y ahí radica, gran parte de su éxito. Ama que lo quieran y que se inmolen en su nombre. Tiene mucho de diva y de estrella. Se hace esperar, le gusta que lo mimen, que lo halaguen, que lo pechichen y en especial, que no lo joda nadie.

No le preocupa la sucesión, por lo que sofoca cualquier intento de estrellas en potencia. Lo que le interesa es su legado y por encima de cualquier cosa, la idolatría a su figura. Sin embargo, cuando un caudillo muere, no se pierde puñalada entre los que se creen dueños de la herencia, lo que de alguna manera termina siendo la fórmula mágica para que la nostalgia crezca en torno del caudillo que se fue.

Por eso, cada pueblo tiene el caudillo que se merece. Basta con mirar la historia, basta con mirar nuestra propia historia…

Sigámonos leyendo:

www.atardescentes.com

Síguenos en Instagram: soyatardescente

Síguenos en Twitter:@atardescentes

Síguenos en YouTube: atardescentes

(Visited 631 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Reflexiones de a pie de un ciudadano en bus. Notas cotidianas con humor y sobretodo con dolor. Periodista, escritor de libros y novelas, Creador de Atardescentes .

Más posts de este Blog

  • Política

    Votar por Nadie

    Amigos: Yo de política no sé. Voto por intuición y por pura fe. No entiendo tus análisis sesudos, ni(...)

  • Bogotá

    En la ciudad de la furia (y de los miedos)

    Nunca aprendí a bailar y me arrepiento. Sin embargo, mi dislexia rítmica no impidió que en mi juventud lejana,(...)

  • Política

    Explosión de democracia

      Un vasito de agua, un madrazo y una candidatura presidencial, no se le niega a nadie. Y es(...)

  • Política

    Los caudillos

    Napoleón, Bolívar, Emiliano Zapata, Pancho Villa, Hitler, Mussolini, Gandhi, Mao, Fidel, Chávez, Gaitán, Galán, Uribe, Petro. Los nombres cambian,(...)

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Por: María Camila Bernal G. Cerca de 7,000 enfermedades huérfanas han(...)

2

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

3

El fichaje de Falcao por el Rayo Vallecano le permitirá competir(...)

3 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar