Cerrar Menú Blogs
Las opiniones de los blogueros son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.
Profile image

Ingresa o regístrate acá para seguir este blog.

Seguir este blog

Vídeo: Leo Carrillo – disponible en Youtube

Empieza el año y los nuevos retos van de la mano. Pero viajeros, ¿qué tal si antes de volver a la rutina disfrutan de una increíble estadía en una de las casas campestres más “parchadas” de Colombia? En este artículo les presentaré la Casa Agrreste, ubicada en Sopó, a tan solo 1 hora de Bogotá. Aquí, salga de su zona de confort y disfrute de un lugar de descanso ideal en medio de las montañas de nuestra amada tierra ¿Le interesa? ¡Bienvenidos!

Casa Agrreste

Foto: Cortesía

¿Cómo llegar?

Para arribar a nuestro destino, primero debe llegar al Portal Norte de la 170 en Bogotá. Luego, en el módulo 2.2 se ubican los buses intermunicipales con rutas hacia Sopó. Con una frecuencia de cada 20 minutos aproximadamente y por un valor de $4.000 COP por persona, es la opción más rentable y cómoda para el bolsillo. Ahora, en la plaza principal de Sopó puede tomar un taxi hasta la casa campestre por un precio de $8.000 COP la carrera. Dado que ésta se ubica en la montaña, también puede llegar caminando desde la plaza pero le recomiendo hacer este esfuerzo al bajar para estar más descansado. Dirección exacta: Lote Arrayán – Vereda Carolina Alta, 224222 Sopó, Colombia

¿Cómo reservar?

Casa Aggreste

Foto: Cortesía

En el siguiente link de Booking pueden acceder directamente a todos los detalles del lugar para gestionar su reserva: Casa Agrreste . Para confirmar la reserva es necesario realizar la transferencia del 50% del valor de la reserva a la cuenta que le dirá el propietario de la Casa Agrreste.

Contacto: Felipe Galindo – 3133765350

Tarifas: entre $80.000 COP y $250.000 COP teniendo en cuenta que se cobra por habitación, no por persona.

Desayuno: lo puede incluir al momento de reservar

Almuerzo/cena: $25.000 COP en promedio por plato.

Oferta gastronómica: lasagna, pizza, pasta, cervezas en variedad, postres, aperitivos, vino, etc.

Una experiencia diferente

Casa Agrreste

Foto: Cortesía

Al llegar los dueños del hostal lo harán sentir como en casa, y desde el inicio, apreciará la magia del lugar. Vamos, se desconectará por completo del estrés de la ciudad, ¡es su oportunidad para llegar completamente renovado! Para empezar, le cuento que las habitaciones son amplias y tienen ese toque “hogareño” que lo harán vivir una experiencia diferente. Hay todo lo necesario: toallas, jabón, ducha amplia para bailar y cantar, en fin.

Habitación en Casa Agrreste

La sala de estar es el lugar perfecto para socializar, conocer, integrarse con los inquilinos. Recuerde que lo mejor de un viaje no es necesariamente el lugar sino las personas que forman parte de él. Siendo así, sería interesante que salga de su zona de confort y aprenda un poco de esos viajeros que se tope por ahí. Puede quedarse cerca a la fogata y asar malvaviscos o simplemente ver como la leña se consume. Aquí el plan es: unas copas de vino, comida exquisita, 36 cuotas Codensa, tú, yo, no sé piénsalo.

Vino

En las hamacas puede leer su libro favorito, en mi caso opté no por Rayuela de Julio Cortázar (ahí mi secreto mejor guardado) sino por la clásica poesía chilena de un tal Pablo Neruda. También puede tomarse una siesta y descansar como solo este lugar le dará el lujo, con la tranquilidad de la naturaleza de fondo. En esta zona igualmente puede jugar rana, dardos y conocer obras pictóricas que adornan la casa.

Casa Agrreste

Ahora, lo mejor: una especie de cama en las alturas. Dotadas de una malla especial para que usted se recueste, esta parte de la Casa Agrreste lo dejará fascinado. Solo imagínelo, estar en la cima contemplando paisajes increíbles de pinceladas verdes como las da esta región, ¡qué locura!

Aquí, en lo más alto, disfrute del mejor atardecer de la sabana de Bogotá mientras se toma su cerveza favorita o para las más fit, que no falte el té verde. Sonríale al cielo infinito, hable con Dios, medite, agradezca de corazón. Haga lo posible por atesorar este momento dentro muy dentro, es un verdadero tesoro contemplar este regalo de la naturaleza.

Sonríale al cielo infinito, hable con Dios, medite, agradezca de corazón.

Recomendaciones

Casa Agrreste
  • Lleve ropa abrigada para la noche, las temperaturas acostumbran a bajar bastante.
  • Kit contra el frío: guantes, buzo idealmente con capota, licra térmica, bufanda, etc.
  • Medicinas por si sufre de congestiones o resfrío.
  • Repelente cuando se aventure por los alrededores de la casa para evitar picaduras.
  • Bloqueador solar y gorra, en el día las temperaturas pueden llegar a los 24°.
Casa Agrreste

Así que si busca un lugar para recargar energías, lleno de paz y tranquilidad, la Casa Agrreste en Sopó es el lugar indicado, recomendado total. Anímese a conocerla, no tiene que viajar miles de kilómetros o salir del país para encontrar magia, porque está a la vuelta de la esquina. Si quiere conocer más lugares fantásticos lo invito a seguir a Expreso Mochilero en Facebook, o en mi cuenta personal viajera @expresomochilero en Instagram. Para mí será un gustazo tremendo poder compartir mis historias con usted y por qué no, ¡juntarnos en alguna travesía! Hasta pronto.

LEO CARRILLO

Viajero y coleccionista de buenos momentos

Quizás le puede interesar

 

(Visited 24.262 times, 1 visits today)
PERFIL
Profile image

Viajero y coleccionista de buenos momentos. Fan de la Corona en michelada. Amante de los gatos y la música electrónica.

Más posts de este Blog

Ver más

Lo más leído en Blogs

1

Limpiar ventanas de departamentos por fuera puede parecer un poco difícil(...)

2

Si quieres conocer más de mi vida y a lo que me dedico, sígueme en:

https://www.youtube.com/@Immiland

https://www.instagram.com/eddy.ramirez21/

-->Tequilera, bar tender, lavaplatos, cocinera, mesera, estos son muchos de los trabajos de primera línea a los que se puede enfrentar un inmigrante, iniciando su nueva vida en Canadá. Así lo hice yo.

¿Devolverme a Venezuela o quedarme en Canadá? Esa era la pregunta que retumbaba en mi cabeza mientras ese ángel que encontré en Migración hacia mi aplicación, la cual me permitió como estudiante de idiomas y con mi nuevo status llamado Destitute Student (‘Estudiante Indigente’) conseguir una visa de trabajo Después de pensarlo por tres días, decidí quedarme a trabajar en Canadá para poder pagar mis estudios y como decimos los venezolanos’’echarle bolas’’, porque definitivamente en esta vida no se escoge dónde se nace, pero sí dónde vivir.  Bienvenidos a la segunda parte de mi historia, donde les presento un momento fundamental de mi pasado y mi presente en este país. Debo confesarles que nunca pensé que fuese a ser tan difícil, pero ahí estaba yo, aventurándome a un mundo desconocido, con el único objetivo de reunir, en poco tiempo (4 meses), el dinero para pagar el cincuenta por ciento (15.000 CAD) de mi maestría, pero no solo eso, debía pagar también la renta y mis gastos personales y lo sé, suena descabellado, pero lo asumí con mucha planificación y meticulosidad.
’’Uno nunca sabe lo fuerte que es, hasta que en realidad tiene que ser fuerte’’
Conseguí el primer trabajo de mi vida. Este quedaba en el Viejo Puerto, una zona muy turística de Montreal. Allí aprendí lo que es ser multitask: servir diferentes tipos de cervezas, hacer pizzas, fajitas, poutine, alitas de pollo, hamburguesas, de todo. No era mi único trabajo, tenía que reunir el dinero suficiente, así que de domingo a domingo y durante esos meses mi rutina se resumía en: tomar órdenes, cargar montañas de platos y limpiar baños como a muchos inmigrantes nos toca al inicio. 
’Y es que en las adversidades es donde nacen nuevos guerreros’’
Creo que jamás en mi existencia he trabajado tanto. No tenía más vida: todas las tardes salía del Viejo Puerto, a iniciar mi siguiente turno en un restaurante italiano en el que más que salario trabajaba por comida. El dueño amablemente me brindaba lo que no se vendía y así yo podía ahorrar gastos. Ese señor se convirtió como en mi abuelo, mi abuelo italiano.
 
Ver esta publicación en Instagram
 

Una publicación compartida por Eddy Ramirez (@eddy.ramirez21)

Además del trabajo, yo seguía estudiando francés todas las mañanas hasta el mediodía. Al terminar el verano comencé el máster. Un año más tarde, me gradué de abogada en Derecho Internacional de Negocios, LL.M de la Universidad de Montreal, con un GPA de 3.8, demostrándome que en mi vida no habría obstáculos más grandes que mis ganas de crecer y de superarme. Inspirada en esto, apliqué a la Residencia Permanente.  Al cabo del tiempo, empecé nuevos estudios, pero esta vez, en Inmigration consulting y logré culminarlos también. La vida comenzó a sonreír un poquito más, después de tantos sacrificios, todo estaba dando los mejores frutos. En medio de esta travesía, comprendí que no estaba sola en esta situación, ni era la única con un sueño por cumplir. Somos miles de migrantes a diario dejando todo atrás y buscando una mejor vida, así que algo detonó en mi cabeza, era el momento de que Eddy Ramírez pusiera en práctica sus estudios, experiencia y todo lo que aprendí de mi mamá.  Finalmente, llegó el día de materializar y darle vida a esta Tierra de Inmigrantes.    Continuará… Con amor, Eddy.   

Si quieres conocer más de mi vida y a lo que me dedico, sígueme en:

https://www.youtube.com/@Immiland

https://www.instagram.com/eddy.ramirez21/

3

Dios nos habla por medio de nuestros sueños. Esta es una(...)

1 Comentarios
Ingresa aquí para que puedas comentar este post
Reglamento de comentarios

ETCE no se responsabiliza por el uso y tratamiento que los usuarios le den a la información publicada en este espacio de recomendaciones, pero aclara que busca ser la sombrilla de un espacio donde el equilibrio y la tolerancia sean el eje. En ese camino, disponemos de total libertad para eliminar los contenidos que:

  1. Promuevan mensajes tipo spam.
  2. El odio ante una persona o comunidad por su condición social, racial, sexual, religiosa o de situación de discapacidad.
  3. Muestren o impulsen comportamientos o lenguajes sexualmente explícitos, violentos o dañinos.
  4. Vulneren o atenten contra los derechos de los menores de edad.

Además, tenga en cuenta que:

  • - El usuario registrado solo podrá hacer un voto y veto por comentario.
Aceptar
¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.


Debes escribir el comentario
¡Gracias! Tu comentario ha sido guardado
Tu calificación ha sido registrada
Tu participación ya fue registrada
Haz tu reporte
Cerrar
Debes escribir tu reporte
Tu reporte ha sido enviado con éxito
Debes ser usuario registrado para poder reportar este comentario. Cerrar